Criminalista y mánager guerrero: así es Óscar Tarruella, el marido de Mónica Naranjo
  1. Televisión
  2. Programas TV
así es él

Criminalista y mánager guerrero: así es Óscar Tarruella, el marido de Mónica Naranjo

Descubrimos todo sobre la persona que ocupa la vida personal y profesional de la jurado de 'Operación Triunfo 2017'

placeholder Foto: Mónica Naranjo y Óscar Tarruella. (Gtres)
Mónica Naranjo y Óscar Tarruella. (Gtres)

'Operación Triunfo 2017' llega esta noche, lunes 5 de febrero, a su desenlace. Después de casi cuatro meses de programa la audiencia decidirá qué concursante se merece llegar a lo más alto y alzarse con el premio de 100.000 euros que hay en juego. A lo largo de todas estas semanas, al margen de los nuevos triunfitos y la vida en la academia, si alguien ha destacado por su profesionalidad y naturalidad es Mónica Naranjo.

[Más información | Mónica Naranjo se encara con el público de 'OT 2017' para defender a Nerea: "Imbécil"]

La aclamada cantante es de sobra conocida por el gran público en el mundo de la música, convirtiéndose hace tan solo unos años en uno de los personajes revelación de la pequeña pantalla gracias a su faceta de jurado en talent shows. Pero pocos conocen al hombre que está detrás de la pantera de Figuerés, la persona que ha impulsado su carrera en televisión y no solo la cuida y asesora en el aspecto profesional, también en el personal.

placeholder Óscar Tarruella y Mónica Naranjo. (Gtres)
Óscar Tarruella y Mónica Naranjo. (Gtres)

Por este motivo, EL CONFI TV, la sección de televisión de Vanitatis, se ha puesto en contacto con Óscar Tarruella, la pareja sentimental y representante de Mónica para conocerle en profundidad y descubrir cómo llegó a convertirse en su hombre de confianza.

Criminalista por vocación

Óscar nació en Gernika (Bizcaia) el 19 de septiembre de 1970 (tiene 47 años) siendo el pequeño de tres hermanos, pasando la mayor parte de su vida en Barcelona. Siendo buen estudiante, con la música y la guitarra como aficiones (llegó a tocar de forma profesional con el grupo El Tiempo) y criándose en el lecho de una familia con valores como la solidaridad y la justicia, recuerda muchas situaciones de su niñez: "Cuando era pequeño y mi padre estaba trabajando en la fábrica, mi madre solía traer a personas sin hogar para darles de comer en casa. Cuando este tipo de gestos son normales en tu casa, poco a poco vas adquiriendo esa forma de entender la vida", asegurando que siempre tuvo claro a lo que se quería dedicar.

Trabajé diez años en el grupo criminal de homicidios y asesinatos dentro del crimen organizado. La investigación es mi pasión

"En la academia, la mayoría de mis notas fueron con excelencia", desvela sobre su época de preparación para entrar a formar parte de los Mossos d'Esquadra. "Viví los comienzos de la formación de este cuerpo, con el traspaso inicial de competencias. Éramos todos jóvenes y con mucha ilusión", comenta antes de exponer que estuvo dos años de instructor en la citada academia, de patrullero, en el grupo de investigación contra delitos a personas como abusos a menores, agresiones a mujeres... hasta que se incorporó al departamento del que siempre había querido formar parte.

[Más información | Del desastre inicial al fenómeno: Roberto Leal repasa 'OT 2017' (y sus polémicas)]

"Estuve diez años trabajando en el grupo criminal de homicidios y asesinatos dentro del crimen organizado. La investigación es mi pasión", puesto profesional que podría retomar en cualquier momento ya que se encuentra de excedencia sin límite u obligación de regreso determinado.

Padre y madre de su hijo, hasta que llegó Mónica

Entre los aspectos más desconocidos de la vida privada de Tarruella se encuentra su faceta de padre. Aitor fue fruto del primer matrimonio del criminalista, hijo por el que siente pasión y del que se hizo cargo en su totalidad incluso tiempo antes de divorciarse.

La madre biológica de mi hijo es muy buena persona pero no ha sido una madre al uso. Sentía que se le quedaba grande esto de la maternidad

"La madre biológica de mi hijo es muy buena persona pero no ha sido una madre al uso. Sentía que se le quedaba grande esto de la maternidad y eso que era más mayor que yo. Es un alma libre a la que le gusta viajar sin ataduras. En su momento y de mutuo acuerdo, me quedé con la custodia del niño, pero jamás ha habido mal rollo entre nosotros ni nuestro hijo ha escuchado al uno hablar mal del otro. No hay dramas en todo esto ni él ha vivido situaciones complicadas", declara.

"Todo fue muy pacífico y con cariño. Tras firmar el divorcio y formalizar todos los documentos, renuncié a la pensión que la Fiscalía pedía para mi hijo", explica de forma tranquila y relajada sobre esta parte íntima de su vida. El hecho de que la cantante adoptara legalmente a Aitor, que actualmente tiene 25 años y"está genial con su chica y tiene trabajo estable", sí es algo conocido por los seguidores de la cantante. "Yo fui padre y madre hasta que Mónica le adoptó".

Energía 'karmática' con Naranjo en un robo

En varias entrevistas y declaraciones, Naranjo ha contado que conoció a Óscar a raíz de un robo que se produjo en su casa, momento que Tarruella también recuerda de forma especial: "Yo acababa de terminar un caso complicado y estaba teniendo unos días de descanso. Un amigo que tenemos en común, que también es policía, me pidió que fuera a investigar ese robo aunque no fuera algo de mi competencia. Cuando Mon y yo nos vimos por primera vez hubo una especie de flechazo, una energía 'karmática' entre nosotros". Hablamos más o menos del año 2000.

"Ese día ella estaba con su exmarido en su casa, la escena del robo, que yo no sabía que era ex, y yo estuve hablando de mi hijo de forma natural. Es decir, que ambos pensamos que cada uno tenía su vida hecha. Con el paso del tiempo, la mujer de este amigo policía, que era nuestra entrenadora personal, hizo que un día coincidiéramos en el gimnasio. Ella iba con sus cascos de música y cuando me vio se hizo un poco la loca, pero yo sí me acerqué a hablar con ella. A raíz de ahí comenzamos a salir como amigos y hasta el día de hoy", descubre.

[Leer aquí: Óscar Tarruella, el mosso que enamoró a Mónica Naranjo en la escena de un robo]

Cabe destacar que Mónica y Óscar no están casados, algo que se han planteado alguna vez pero que no les preocupa en exceso: "El compromiso está más allá de un documento", pero sí se refiere a ella como su mujer.

Renacer de la pantera siendo el mánager soñado

En los primeros años de relación con la artista, mientras él seguía trabajando como mosso, la que fuera jurado estrella de 'Tu cara me suena' tuvo un traspié profesional. Tommy Mottola, magnate de la industria musical responsable del lanzamiento de artistas como Jennifer Lopez, Thalia, Mariah Carey o Ricky Martin, se propuso convertir a Mónica en una estrella mundial. Pero ciertos problemas internos del representante con sus empresas hicieron que tras el lanzamiento del álbum 'Chicas malas' se quedara apenas sin promoción ni nada de lo prometido.

Estuve un año aprendiendo todo sobre la industria musical, sobre la propiedad intelectual y la parte puramente ejecutiva

En ese momento, una abatida Naranjo se retiró de la música durante un par de años para descansar y disfrutar de la vida sin complicaciones. Pero Óscar, consciente del talento que se estaba desaprovechando, la animó para que volviera a componer e ilusionarse con su música. Dicho y hecho. Mónica enseguida grabó varias impecables maquetas con las que se veía preparada para regresar, pero temía que otra vez le volviera a pasar lo mismo: que terceros truncaran su trabajo.

placeholder Óscar con Mónica en la presentación de la gira Adagio en 2010 en Ciudad de México. (Gtres)
Óscar con Mónica en la presentación de la gira Adagio en 2010 en Ciudad de México. (Gtres)

[Leer aquí: Desmontando el fichaje frustrado de Mónica Naranjo por 'La Voz']

Por ese motivo, la soprano dramática le pidió a su novio que fuera el que se hiciera cargo de su carrera. Tarruella accedió no sin antes formarse en la materia, compatibilizando su trabajo con la formación: "Estuve un año aprendiendo todo sobre la industria musical, sobre la propiedad intelectual y la parte puramente ejecutiva, contando con el asesoramiento de un amigo mío abogado que hoy en día sigue llevándonos la parte legal". Y de ahí nació 'Tarántula', el esperado regreso de la cantante que llegó a ser disco de platino.

Alaia, la ilusión que no pudo ser

Un vez arrancada su nueva faceta como profesional de artistas y lanzado a Mónica al mundo de la televisión, que "en un principio no quería hacer tele porque pensaba que no tenía nada que aportar, cuando se ha demostrado que también es un animal de la pequeña pantalla", creó Alaia Productions, su empresa. Sobre el nombre elegido se esconde una bonita historia a modo de homenaje que argumenta de la siguiente manera:

Alaia se hubiera llamado nuestra hija. Mónica se quedó embarazada, pero lo perdió de forma natural en las primeras semanas

"Alaia se hubiera llamado nuestra hija, es un nombre que nos gusta mucho. Mónica se quedó embarazada, pero lo perdió de forma natural en las primeras semanas de embarazo, es decir, el embrión no estaba aún ni formado. No creo que lo intentemos de nuevo porque nos da pereza. Tenemos un cachorrito de chihuahua que nos han regalado y es como si fuera nuestro niño [risas]. Ser padre es algo importante y hemos estado muchos años sin parar, viajando y trabajando mucho".

Como está quedando latente en las palabras de Óscar, el hecho de crear una vida es algo serio para él: "Detesto mucho cuando un padre o una madre se queja de la paternidad o maternidad... ¿Qué culpa tiene un hijo? Él o ella tiene que sentirse deseado. Puedo entender que te canses, que a veces acabes hasta las narices, pero llegar a decir 'si lo llego a saber no soy padre...', me parece demasiado".

La llegada de Edurne tras 'TCMS'

Edurne es otra de las grandes artistas que gestiona ya desde hace casi cuatro años, una unión que, en contra de los que muchos piensan, se forjó tras el triunfo de la cantante en 'Tu cara me suena 3', no antes: "Me molesta que se haya dicho que ganó el programa porque el marido de Mónica Naranjo era su representante. Ella ganó porque se lo curró mucho y por méritos propios. Nosotros comenzamos a trabajar juntos cuando se acabó el espacio de imitaciones y ella ya no tenía compromisos con otras empresas".

"Quise que Edurne dejara de ser concursante de talent shows para que brillara como artista. A Eurovisión dijimos que sí porque no hubo preselección. No estaba dispuesto a que pasara por una de esas galas que hace TVE. No tienen calidad y no me gustan", confiesa antes de desvelar que sabía que ella también podía funcionar en televisión. "Todo va bien', el programa que presentó en Cuatro, fue una forma de aprender, coger tablas y comenzar como comunicadora. Ahora en 'Got Talent' está maravillosa, expresiva, emotiva, profesional...", informando que la finalista de 'OT' se encuentra ya trabajando de forma libre en su nuevo álbum.

Si me tengo que quedar con algún concursante de 'Operación Triunfo 2017' para representarlo, sería con Agoney y Amaia

Llevando en el pasado a cantantes como Angy y Roko, y contando en la actualidad con Rebeka Brown y Judith Mateo, el mánager se moja sobre los concursantes de 'OT 2017' que llevaría: "Si me tengo que quedar con alguno, sería con Agoney y Amaia, y eso que sé que las discográficas apostarán más por Aitana. Pero como artista completo me quedo con ellos".

Defensor a ultranza de sus representadas

Tarruella se considera una persona pasional y con mucho carácter, hecho que le lleva a no quedarse con las ganas a la hora de contestar y defender a sus representadas en redes sociales: "Si las críticas son respetuosas y fundadas, no me sientan mal. Lo que detesto es la impunidad de inventar e insultar. Pero estoy aprendiendo a tomármelo bien porque tengo mucho sentido del humor". Admitiendo de nuevo que se equivocó con Ricky en Twitter y que no tiene problemas en reconocer sus errores y pedir perdón.

Como anécdotas a modo de cierre, está el hecho de que es especialista en defensa personal al formarse cuando era pequeño en artes marciales, o las bonitas palabras con las que describe al amor de su vida: "Es la persona menos ambiciosa que conozco, le han ofrecido cosas a nivel mundial de las que pasa. Mónica no tuvo un duro hasta 'Minage', hasta el 'Sobreviviré'. Todo el mundo se hacía de oro menos ella. Lo único que busca en esta vida es ser feliz".

Operación Triunfo Edurne Cantantes
El redactor recomienda