Bibiana da la sorpresa y se impone a Juan Betancourt en 'MasterChef Celebrity'
  1. Televisión
  2. Programas TV
CRÓNICA DE LA 6º GALA

Bibiana da la sorpresa y se impone a Juan Betancourt en 'MasterChef Celebrity'

En la prueba de eliminación los concursantes se enfrentaron a una caja con 25 ingredientes, de los cuales tuvieron que escoger 15 para hacer un plato con los ojos vendados

placeholder Foto: Bibiana Fernández y Juan Bentacourt en la prueba de exteriores.
Bibiana Fernández y Juan Bentacourt en la prueba de exteriores.

El beso al suelo de una agradecida Silvia Abril, que volvía a las cocinas del programa tras superar la repesca, dio el pistoletazo de salida a la sexta gala de 'MasterChef Celebrity'. Los concursantes entraron felices en el plató, pero la alegría se convirtió en intriga pocos segundos después, cuando comprobaron que las mesas tenían una distribución diferente.

Pero antes de que los nervios terminaran por florecer al apagarse las luces (lo que advirtió a los participantes acerca de la importancia que iba a tener la primera prueba para el desarrollo del concurso), hubo tiempo para proseguir con el tonteo que comenzaron en el programa anterior Saúl Craviotto y Eva González, que culminó con un beso que fue muy comentado.

placeholder La catalana celebró de esta curiosa manera su vuelta al programa tras ser repescada.
La catalana celebró de esta curiosa manera su vuelta al programa tras ser repescada.

Mientras los concursantes comentaban la ausencia de los jueces en plató, la presentadora les preguntó si estaban felices por estar solos, ante lo que el piragüista decidió mojarse, dejando a todos con la boca abierta. "Para qué engañarte, me gustaría estar ahí contigo", aseguró, provocando una ruidosa reacción de los allí presentes.

El huevo convierte en inmune a Silvia

La primera prueba de la noche sorprendió a los aspirantes, no por su desarrollo sino por la recompensa, inédita en esta edición, reservada para el vencedor: la inmunidad. Para ello, los jueces idearon "la batalla del huevo", un reto en tres frases, cada una enunciada por uno de los miembros del jurado, con el mismo denominador común.

El huevo poché fue el protagonista del primer reto, que tuvo como ganadores a José, Silvia, Saúl y Edu. Los otros cuatro concursantes fueron eliminados y se subieron a la grada, donde Bibiana consiguió sacar a todos de quicio por sus constantes observaciones.

La tortilla francesa fue el siguiente obstáculo al que se tuvieron que enfrentar, aunque no todos consiguieron una buena calificación del jurado. "Lo voy a probar porque tengo hambre, no porque me apetezca", espetó Samantha tras descubrir el plato de Edu, al que calificó como "ladrillo amarillo".

placeholder La actriz celebra de esta peculiar forma volver al concurso tras ser repescada.
La actriz celebra de esta peculiar forma volver al concurso tras ser repescada.

Ni el cómico ni Saúl consiguieron el pase al último reto, por lo que Silvia y Corbacho, buenos amigos desde hace más de dos décadas, se jugaron la inmunidad con una tortilla de patatas. Ambos consiguieron realizar una gran elaboración pero el jurado decidió premiar a la actriz, que celebró efusivamente haber pasado del infierno al cielo de una forma tan súbita.

La emoción puede con Juan y Silvia

El equipo se trasladó al puerto de Alicante para desarrollar la prueba de exteriores, que tuvo como gran protagonista al arroz. Silvia, por su condición de inmune, fue elegida capitana única, un difícil papel que ya tuvo que ejercer anteriormente Anabel. El jurado dio un toque de atención a las celebrities, asegurando que en esta prueba solo habría un equipo y la valoración sería individual para evitar que haya "concursantes remolque" que se "refugian en tareas secundarias".

La intérprete sucumbió al caos que reinó en la cocina y el funcionamiento de la escuadra se vio resentido ante la confusión, que llegó a tal punto que hasta Saúl, uno de los concursantes más sobrios y centrados, acabó desesperado ante el desconcierto.

"Me voy a ir, como María del Monte", espetó Bibiana Fernández, que volvió a inundar los fogones con sus quejas. "Me vais a volver loca", aseguró ante las peticiones de sus compañeros, lo que desencadenó un pequeño intercambio de palabras tensas con Anabel.

placeholder El director abraza a la actriz tras venirse abajo.
El director abraza a la actriz tras venirse abajo.

Jordi Cruz se acercó a Silvia para abroncarla por sus dotes de capitana, pero tuvo que cambiar rápidamente el tono después de que Abril se viniera abajo y se le saltaran las lágrimas por culpa de la impotencia. "He perdido las riendas del cocinado, estoy en el caos", aseguró, mientras recibía muestras de cariño de parte de sus compañeros.

El chef se sentía inspirado y se dedicó a repartir caña a todos los concursantes mientras estos intentaban sacar los platos adelante. "Anda, pero si has venido", ironizó el juez ante la falta de protagonismo de Juan, que se mantuvo en un segundo plano durante toda la prueba.

El veredicto del jurado fue duro y estuvo lleno de críticas, sobre todo a Bibiana, de la que aseguraron que le costaba cocinar "con profesionalidad" y le faltaba "rigor", debido a su anarquismo. Luego la mandaron a la prueba de eliminación. Anabel defendió las palabras de Jordi, ante lo que Fernández aseguró que la bilbaína "estaba loca".

Juan también recibió un duro rapapolvo, ya que le acusaron de no haber sido capaz de asumir responsabilidades y de ser un "concursante remolque". Al modelo cubano no le sentaron bien estas palabras y acabó agotado, emocionado y a punto de llorar. Saúl se sumo al trío debido a que no había sido capaz de sacar adelante el postre, que era su responsabilidad, y no pidió ayuda.

Silvia, pese a estar salvada, también tuvo que acudir a la prueba de eliminación, aunque sin riesgo de abandonar el programa. El jurado tomó esta decisión para devolverle la tensión perdida en el reto, ya que la capitanía "le había quedado grande". Por su parte, Patricia Montero fue elegida como la más destacada, debido a su gran actitud, y se llevó los 4.000 euros para su ONG.

placeholder El modelo intenta adivinar de qué alimento se trata con los ojos vendados.
El modelo intenta adivinar de qué alimento se trata con los ojos vendados.

Bibiana sorprende y se salva

La prueba de eliminación volvió a contar con una nueva caja sorpresa. En esta ocasión, los concursantes se enfrentaron a una caja con 25 ingredientes, de los cuales tuvieron que escoger 15 para hacer un plato. Pero no fue tan sencillo, ya que lo hicieron con los ojos vendados, teniendo que potenciar el resto de sus sentidos para realizar una buena elección. "Yo, esta noche, no me voy", aseguró Juan, pronosticando que la expulsada iba a ser Bibiana.

"Armonioso", "fresco" o "maravilloso" fueron algunos de los adjetivos que el jurado dedicó a la elaboración de Silvia Abril, de la que también destacaron la evolución que ha experimentado durante su paso por el programa. El plato de Edu Soto también cosechó buenas palabras de los jueces, alabando la buena presentación de su receta.

placeholder El modelo conversa con la presentadora tras ser expulsado.
El modelo conversa con la presentadora tras ser expulsado.

Bibiana Fernández quiso sacarse la espina de la prueba anterior y decidió realizar un plato de arroz, que fue calificado de "impecable" y, aunque no asumió riesgos e hizo algo que dominaba, el resultado fue "espectacular". Juan, por su parte, no corrió tanta suerte como la actriz y, pese a que sí se arriesgó, falló en la cocción del bacalao. "Está seco como un demonio", aseguró Jordi al probarlo.

Saúl fue el último en exponerse al veredicto de los jueces y se salvó de la quema gracias a la armonía y al gran sabor con el que contaba su plato. Juan acabó siendo el expulsado, decisión que hizo llorar a sus compañeros. Saúl y Corbacho fueron los que más sufrieron, ya que el deportista señaló que era su mejor amigo en el programa, mientras que el catalán le tildó de "generoso".

Juan Betancourt Saúl Craviotto Patricia Montero Pepe Rodríguez Samantha Vallejo Nágera Jordi Cruz José Corbacho Programas TV Silvia Abril Bibiana Fernández MasterChef Celebrity Eva González
El redactor recomienda