Fran Rivera da explicaciones sobre sus polémicas en su debut en 'Espejo público'
  1. Televisión
tertuliano en temas sociales

Fran Rivera da explicaciones sobre sus polémicas en su debut en 'Espejo público'

Susanna Griso y su equipo recibían entre aplausos y alegrías a un Fran Rivera que se ve obligado a tratar sobre sus polémicas taurinas, el enfrentamiento con la prensa o Trueba

Foto: Susanna Griso recibe a su nuevo colaborador, Francisco Rivera
Susanna Griso recibe a su nuevo colaborador, Francisco Rivera

A todos nos sorprendía la noticia de que Fran Rivera, tras media vida enfrentado a los programas de televisión, había dado el ok para colaborar de forma habitual en el magacín de Susanna Griso, en el que, por cierto, coincidirá con su excuñado Cayetano Martínez de Irujo, tertuliano en la mesa política. Fue dicho y hecho. Tan solo unas horas después de hacerse oficial la noticia y que el propio torero lo anunciara en Instagram, Rivera se ha cogido el AVE con destino San Sebastián de los Reyes en la que será una de las apuestas más fuertes de 'Espejo público'.

El debut del matador se ha visto 'eclipsado' por la actualidad del caso Nadia, aunque cebaban en todo momento su intervención. El programa retrasó su entrada porque contaban en directo con reporteros y expertos que informaban sobre la declaración de los padres de la niña en los juzgados, un tema sobre el que poco después el torero opinó. Fue un día especial para él, con una entrevista personal y donde le tocó dar muchas explicaciones sobre algunos de los frentes que tiene abiertos. La presentadora quiso dejar claro que "aprovechaba" el momento porque no habría muchas más oportunidades cuando se incorporara como un tertuliano más.

Poco antes de las doce menos diez el matador entraba en el plató junto a la colaboradora Cristina Fernández, señalando que "estaba nervioso pero muy ilusionado" con la nueva etapa que empezaba, con la que, según sus propias palabras, no están de acuerdo todos en su entorno. "Me has estado toreando diez años, al fin", decía la presentadora, que le recibía con una gran sonrisa y que continuó con los aplausos del resto del equipo. "Tenías cierta alergia a los platós de televisión", soltó Griso, mientras el torero explicaba algunos de los motivos de su enfrentamiento con la prensa.

"Me sentía agredido por la prensa y por eso reaccionaba así"

Fran Rivera señaló que "hace tiempo que sufrió un punto de inflexión en su vida porque decidió que no podía seguir enfadado todo el día". "El legado más bonito que nos dejó mi madre es el de disfrutar de todo y ser felices. Había un momento que yo percibía las preguntas de los periodistas que estaban en la puerta de mi casa como una agresión y yo respondía en función de eso. Aunque no lo fueran. Respondía ante una agresión y, claro, el tercero, que es el que está en su casa, me veía así, mal y enfadado", explicó el torero. "Conmigo se ha creado un prejuicio a través de lo que se veía en esas reacciones mías. Pero con la edad y desde que he aprendido a gestionarlo, vivo mejor", aseguró el famoso matador.

Los colaboradores le preguntaron, como no podía ser de otro modo, por su relación con Cayetano Martínez de Irujo, también colaborador del formato, y Francisco contestó muy tibio, antes de que Griso le echara un cable asegurando que "harían una cena de fin de curso todos juntos". "Cayetano es muy educado. Teníamos una magnífica relación que se enfrió cuando luché por la custodia de Cayetana, pero si le veo -yo estoy educado a la antigua usanza-, no habrá problema. A un padre que lucha por su hija no se le puede decir nada y yo en ningún momento dije que Eugenia no estuviera capacitada para cuidarla ni nada malo de ella o de su familia".

Francisco saludó amablemente a los que serán sus compañeros y a los que ya conocía, como Arancha de Benito y Rubén Amón, que explicaron que habían sido viejos conocidos. Amón le describió como un hombre sensible y buena gente, y asegura que la imagen pública de un personaje no siempre coincide con la realidad. Aseguró que "los toreros son héroes".

Con Ángel Antonio Herrera sí se protagonizó un momento más tenso. El periodista desveló una advertencia profesional que el torero le había dicho hace años: "No cuentes algunas cosas de mis relaciones con mujeres porque estas cosas acaban en la plaza". Herrera aseguró que había escrito mucho sobre él, pero Rivera le cortó señalando que "sin conocerse". "Vivía un poco a la defensiva y eso le hacía parecer poco natural", explicó Herrera.

"No me molesta que me llamen hijo de puta, me molesta el tonito con el que me lo dicen"

Fran Rivera aludió a las palabras de su abuelo, "no me molesta que me llamen hijo de puta, me molesta el tonito con el que me lo dicen". Y recordó algunos momentos duros vividos, como la muerte de su madre, donde le pareció muy duro "tener que escuchar cada día las cosas que se decían de ella" y luego aparecer tranquilo en una plaza de toros.

Cristina Fernández hace de abogada del diablo y le dice que él estaba en el negocio, porque entre otras cosas su boda salió por la tele: "La gente dirá que ese es el precio que hay que pagar". Francisco se mostró muy claro en su explicación: " Si concedes una entrevista a un programa, porque entiendo que la gente tenga curiosidad por saber cosas de mi vida, en otros programas te despellejan. No vendes tu alma al diablo, no tienen por ello derecho a todo".

"Los Rivera prefieren Antena 3"

Fran confiesa, igual que hizo hace unos días Kiko Rivera, que lo de salir tanto en los medios ayuda a llenar las plazas de toros, pero no siempre ha sido bueno: "Algunas veces cuesta mucho más que te tomen en serio". Fran aprovechó para felicitar desde la pequeña pantalla a su hermano Cayetano Rivera, que cumple 40 años, y habló con mucho cariño de su hermano Kiko Rivera y de su padre Paquirri: "Le echo de menos todos los días y me acuerdo de él en todo, con Lourdes, viendo a mi hija, en el campo...".

"Me ha hecho más daño la prensa taurina que la del corazón"

Hablan sobre el tratamiento que ha recibido de la prensa taurina: "Me ha hecho más daño que la prensa del corazón. Me tenían que haber defendido los míos porque se han dejado influenciar por el corazón y me han dejado de valorar como torero. Con la prensa rosa hago borrón y cuenta nueva, pero con la taurina no puedo olvidar que me han hecho muchísimo daño, las formas, cómo me han tratado, cómo me han desplazado muchas veces aludiendo a que soy un torero mediático". Rivera dice que sabe que cuenta con el respeto de sus compañeros y recuerda cómo le apoyaron cuando llevó a su hija a la plaza. Reconoce que ahí no supo valorar lo que esa fotografía que él mismo subió a las redes podría significar: "Yo solo pensaba en transmitir mis valores a mi hija".

"Que Fernando Trueba disculpe mis palabras, también iban en broma"

Francisco Rivera habló sobre sus palabras dedicadas a Fernando Trueba, al que llamó, entre otras cosas, "sinvergüenza". Susanna sale en defensa del cineasta: "A mí personalmente el vídeo de Trueba me dejó fría, no entendía nada de lo que se dijo luego y comprendí su ironía". "Pues ya eres más lista que yo, que creo que entendí como la mayoría que no se sentía español y que quería ser francés, sacando un poco esa semillita de odio", señaló Francisco. "Creo que hemos visto vídeos distintos", le explicó Francisco a Susanna, alegando que lo que ella estaba contando "le sonaba a chino". Rectificar es de sabios, no tengo el gusto de conocer a Fernando, pero entonces disculpé mis declaraciones, que también iban como gracia".

Sobre Manuela Carmena dice que él no crea polémicas, solo "vierte su opinión" y que no sigue mucho su política por vivir en Sevilla. El torero señala que le dolió mucho que quitaran las subvenciones a la escuela taurina de Madrid por el fondo: "Está sufriendo un ataque a la yugular y están atacando por la parte económica. Son niños que están luchando por unos sueños y tienen derecho a que se les ayude".

¿Tienes un dispositivo móvil iOS o Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aq.

Cayetano Rivera Espejo Público
El redactor recomienda