El Gobierno acabará con el partido en abierto de las televisiones
  1. Televisión
NUEVA NORMATIVA DEL FÚTBOL

El Gobierno acabará con el partido en abierto de las televisiones

El Gobierno ya prepara el borrador de la que será nueva Ley del Deporte profesional. Y está dispuesto a suprimir la obligatoriedad del partido en abierto

ElGobierno ya está preparando el borradorde la que será nueva Ley del Deporte profesional, con un apéndice dedicado a la Ley del Fútbol. Tal y como contó este periódico,Miguel Cardenal quiere y pretendedar una identidad propia al denominado deporte rey. El primer paso y el que levantará más polémica será el de laderogación del partido en abierto.A partir de ese movimiento, operadores yLiga de Fútbol Profesionaldibujarán un nuevo escenario televisivo.

Ningún Gobierno se ha atrevido aafrontar esta polémica decisióndesde que en 1997 FranciscoÁlvarezCascos impulsó el 3 de julio de 1997 la Ley Reguladora de las Emisiones y Retransmisiones de Competiciones y Acontecimientos Deportivos. Dicha normaimpone la emisión televisiva en abiertoy gratis para todo el territorio nacional de un partido de Liga por jornada. La condición para que se déel paso es que parte deldinero que se pueda obtenercon este movimiento vaya a parar al deporte, que sea una nueva vía de retornoa los no profesionales.

Hay que recordar que en su día, cuandoJosé Luis Astiazaránera presidente, la Liga de Fútbol Profesionalestudió la posibilidad de eliminar la emisión de encuentros en abierto como compensación a la derogación de la ‘ley Beckham’. Esta ley provocó que los jugadores extranjeros que cobraranmás de 600.000 euros anualespagarían el 43%, el tipo máximo de IRPF. Astiazaránpresionó con un planteamientomuy claro comomedida de presión:sitermina el fútbol en abierto, no habrá huelga. Y es que varios clubes amenazaron con ella.

Un partidopequeño

El entendimiento en este asunto entreJavier Tebas y Miguel Cardenal es total y absoluto.Los clubes negociarían en solitario, pero habría una puesta en común de todo el dinero a repartir. Con este escenarioel Gobierno ya intervendríapara realizar el reparto del dinero de la televisión.

En la actualidad, el partido en abierto, dado queninguno de los equiposChampionspuede participar en ellos, ha quedado empequeñecido en cuanto a su interés. Los derechos pertenecen aMediaset, pero durante gran parte de la pasada temporadael partido fue emitidoa través de la ya desaparecida MarcaTV, canal participado porMediapro, tenedora de los derechos de esos partidos y que decidió colocarla en 'su' canal ante la falta de ofertas. Mediastet, por cierto, pretendió que el partido en abierto pasara esta temporadaa los sábados,pero Digital + se negó a acceder a esa petición. Hasta hace poco, el público sabía perfectamente el día y la hora de los partidos en abierto, mientras queahora no conoce a ciencia ciertasi será un viernes o un lunes.

El Gobierno, que va de la mano delaLFPque preside JavierTebasen esta elaboración de la citada ley, también pretende un cambio en los derechos televisivos. Se pretende un modelo centralizado del reparto,intentando igualar un tantolo que perciben los equipos, copiando otros modelos que se acercan más a lo que reclaman los clubes del segundo nivel deportivo y económico.El reparto 'perjudicará' a Real Madrid y Barcelona,pero seguirán siendo los grandes beneficiados de acuerdo con sus resultados y a la demanda que generan sus partidos.

Otro aspecto que está en estudioes considerar al deportecomo un biende interés cultural para que las empresas que se sumen asu patrocinio puedan gozarde algunas ventajas fiscales, tal y como sucede en algunos países de la Europa occidental.La ley podría estar preparadapara la primavera de 2014.

Si sesuprime el partido en abierto,la Liga de Fútbol Profesional y los operadores televisivospodrían adelantar los horarios de las jornadascon mucha más antelación que hasta el momento. Un claro ejemplo es laPremier League,que hace público prácticamente el calendario completo con mucho tiempo de antelación.

El redactor recomienda