SE CALCULA QUE ESTÁ A UNOS 2º CENTÍGRADOS

Así es el océano que hay oculto bajo la Antártida y cómo afecta a su deshielo

Una de las regiones más desonocidas del mundo también alberga secretos bajo su superficie, como es un océano escondido en las profundides de la roca helada

Foto: Así es el océano que hay oculto bajo la Antártida y cómo afecta a su deshielo. (EFE)
Así es el océano que hay oculto bajo la Antártida y cómo afecta a su deshielo. (EFE)

La Antártida puede presumir de ser una de las regiones más misteriosas de la Tierra. Con una extensión de 14 millones de kilómetros cuadrados, el continente más austral del planeta siempre ha sido un lugar poco conocido, debido a sus bajas en temperaturas y a superficie helada que no permite que se estudie en profundidad. Por ello, año tras año investigadores van analizando todo tipo de datos para tratar de saber más de este continente helado: ahora, por fin sabemos cómo circula el océano oculto bajo su hielo.

Desde el año 1970, se sabe que bajo la Barrera de hielo de Ross, la plataforma helada flotante más grande de toda la Tierra - con 480.000 kilómetros cuadrados de extensión- fluye un océano de agua cuyos movimientos no son conocidos a ciencia cierta. Y la última investigación, llevada cabo por el National Institute of Water and Atmospheric Research de Nueva Zelanda y publicada en la revista 'PNAS', Los expertos sugieren que el movimiento de este océano submarino es uno de los elementos fundamentales para derretir el hielo polar.

Según explican, las corrientes oceánicas submarinas son las principales responsables de que el hielo de la Antártida se esté fundiendo desde abajo. La investigación sugiere que este océano submarino se está calentando y que eso es lo que está provocando que su agua se mezcle con el hielo para terminar por derretirla y hacer que el nivel del mar aumente. En un estudio realizado en el año 2017, consiguieron perforar 350 metros de hielo hasta llegar a este océano, que se determinó que estaba una temperatura de 2 °C.

Este agua que se encuentra bajo el hielo termina por hacerse un hueco para conseguir llegar hasta la superficie, consiguiendo hacer una combinación de agua dulce y agua dulce subglacial exprimida de la propia capa de hielo que horada la base rocosa sobre la que se sostiene la Antártida. Ahora, se sabe que el agua no solo fluye por sí misma, sino que las mareas juegan un papel determinante para su acción y, por tanto, su erosión de la zona helada.

Esta investigación asegura que, gracias a los datos obtenidos, se puede confirmar que las mareas son las que hacen que este océano submarino se mueva hacia delante y hacia atrás de manera constante, lo que provoca que el hielo se fracture y se mezcle con el agua del mar y que, a su vez, sea capaz de seguir erosionando la roca. Los científicos explican que es un elemento desconocido: en los modelos con proyecciones sobre el cambio climático no se ha tenido en cuenta el deshielo provocado por el océano submarino.

Foto: EFE.
Foto: EFE.

Los datos sugieren que, si continúa el calentamiento global, el aumento del nivel del mar será exponencial. De hecho, con que solo se aumente la temperatura del planeta en 2 °C, se calcula que las principales plataformas de hielo del antártico colapsarían, dando lugar a que para el año 2.300, el nivel del mar aumentaría hasta 3 metros de media. Lo que no se tiene en cuenta en estas previsiones es cómo afecta a la propia erosión del océano submarino en estas plataformas.

De igual manera los investigadores afirman que el hecho de que estas plataformas de hielo se derritan desde abajo las hace mucho más vulnerables al calentamiento global, además de haber observado una congelación efímera en la parte inferior de la plataforma, lo que tiene graves implicaciones para la velocidad de fusión del hielo y en las dinámicas de los océanos superiores.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios