Un nuevo ensayo contra el cáncer da buenos resultados, pero no está exento de riesgos
  1. Tecnología
  2. Ciencia
DEMASIADOS EFECTOS SECUNDARIOS

Un nuevo ensayo contra el cáncer da buenos resultados, pero no está exento de riesgos

La terapia de células CAR-T es un tratamiento que implica la extracción de células inmunitarias del paciente, su modificación y su devolución al cuerpo

placeholder Foto: Una célula cancerosa con linfocitos T. (iStock)
Una célula cancerosa con linfocitos T. (iStock)

Un nuevo ensayo clínico de inmunoterapia contra el cáncer, desarrollada por científicos de la Universidad de Rochester (Estados Unidos) ha mostrado efectos esperanzadores, con un 93% de resultados positivos.

El tratamiento consiste en inyectar miles de millones de células inmunitarias, que han sido previamente sobrealimentadas fuera del cuerpo en una planta de biofabricación, en el paciente para que busquen y destruyan tumores. El sistema inmunitario normalmente hace un muy buen trabajo de lucha contra la enfermedad, pero se sabe que el cáncer utiliza todo tipo de trucos furtivos para evadir la detección. La terapia de células CAR-T es un tipo emergente de tratamiento que implica la extracción de células inmunitarias del paciente, la modificación para atacar el cáncer y luego la devolución al cuerpo.

Foto: podcast el confidencial

Ensayos clínicos anteriores con este tipo de terapia han demostrado ser exitosas contra determinados tipos de cáncer de la sangre, como la leucemia y el linfoma, y está empezando a avanzar notablemente contra otro tipo de tumores. No obstante, aún no es una solución mágica, ya que el tratamiento es demasiado caro y ha mostrado efectos secundarios peligrosos o incluso mortales.

93% de éxito

En el estudio llevado a cabo por los investigadores de la Universidad de Rochester, publicado en la revista científica 'New England Journal of Medicine', se sometió a la terapia a 68 pacientes con linfoma de células del manto en etapas tardías, que habían recaído o que habían sido resistentes a otros tratamientos. Fruto de la terapia con células sobrealimentadas, el 93 por ciento de los pacientes respondieron positivamente al tratamiento, con un 67 por ciento entrando completamente en remisión en pocas semanas. Los exámenes de seguimiento, realizados más de un año después, mostraron que el 57 por ciento todavía estaba en remisión, y la supervivencia global fue del 83 por ciento, un porcentaje más alto del esperado.

"Las tasas de respuesta son verdaderamente sin precedentes y han sido duraderas en un número considerable de pacientes"

"Esta es una nueva terapia importante que tiene el potencial de ofrecer esperanza a los pacientes", señala Patrick Reagan, autor principal del estudio y profesor asistente de Hematologia y Oncologia en la Universidad de Rochester en declaraciones recogidas por New Atlas. "Los pacientes con linfoma de células del manto que han recaído después de la quimioterapia y los tratamientos dirigidos tienen un mal pronóstico y opciones limitadas. Las tasas de respuesta que se ven en este estudio son verdaderamente sin precedentes y han sido duraderas en un número considerable de pacientes".

No obstante, se dieron una serie de efectos secundarios graves en la mayoría de los pacientes. El 94 por ciento experimentó una reducción en los niveles de ciertos tipos de células sanguíneas, se produjeron infecciones en el 32 por ciento, el 31 por ciento tuvo eventos neurológicos y el 15 por ciento sufrió una condición inflamatoria llamada síndrome de liberación de citoquinas. A pesar de esto, Reagan muestra cierto optimismo: "la investigación está progresando y estamos tratando de desarrollar formas de ofrecer este tipo de terapias de manera más segura y con mayor eficacia".

Cáncer Medicina Células Células madre
El redactor recomienda