HASTA 5 DÍAS DESPUÉS

Los cigarrillos emiten compuestos nocivos, incluso tras ser apagados

24 horas después siguen emitiendo el 14 por ciento de la nicotina que emite un cigarrillo encendido

Foto: Las colillas resultan más peligrosas de lo que pensábamos. Foto: EFE/ Marcelo Sayão
Las colillas resultan más peligrosas de lo que pensábamos. Foto: EFE/ Marcelo Sayão
Autor
Tiempo de lectura2 min

Los cigarrillos no solo son tóxicos cuando se fuman. Una investigación de científicos estadounidenses concluye que las colillas, aun apagadas y frías, continúan emitiendo compuestos dañinos al aire.

Según este análisis, en las primeras 24 horas después de que la colilla haya sido apagada, es capaz de producir el 14 por ciento de la nicotina que emite un cigarro encendido.

A pesar de que la mayoría de estos productos químicos nocivos se liberan dentro las 24 primeras horas tras apagar el cigarrillo, un análisis de la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) descubrió que las concentraciones de nicotina y triacetina, un plastificante presente en los filtros de cigarrillos, habían disminuido solo la mitad tras cinco días. "Me sorprendió absolutamente", señala Dustin Poppendieck, del Instituto Nacional de Estándares y Tecnología de los Estados Unidos (NIST) a Science Alert. "Los datos son significativos y podrían tener impactos importantes cuando las colillas se dejan en espacios cerrados o en el interior de los coches".

El peligro de los coches

Para medir las emisiones de este remanente de cigarrillos, Poppendieck y su equipo colocaron 2.100 cigarrillos recién apagados dentro de una cámara de acero inoxidable. Los investigadores detectaron ocho productos químicos comúnmente emitidos por cigarrillos, cuatro de ellos dañinos o potencialmente peligrosos. Variando la temperatura, la humedad y la saturación de la habitación, los investigadores probaron en qué medida cambiaban las emisiones y descubrieron que cuando temperatura del aire de la habitación era más alta, las colillas emitían estos productos químicos a tasas más elevadas.

"Los datos son significativos y podrían tener impactos importantes cuando las colillas se dejan en espacios cerrados o en el interior de los coches"

"Se podría pensar que al no fumar nunca en su coche cuando hay niños presentes, está protegiendo a los no fumadores o niños a su alrededor", alerta Poppendieck. "Pero si el cenicero caliente de su automóvil está lleno de colillas que emiten estos químicos, se produce la exposición".

Hoy en día, se estima que se producen más de cinco billones de colillas en todo el mundo cada año, y muchas de ellas no se apagan por completo ni se tiran adecuadamente, lo que también provoca contaminación del suelo, pues las colillas de los cigarrillos no son biodegradables.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios