GINKGO BILOBA, EL INQUEBRANTABLE

Resuelto el misterio del árbol casi inmortal: así logra el ginkgo biloba vivir 1.000 años

Su crecimiento no se vuelve más lento, aunque hayan pasado cientos de años, incluso, en algunos casos, se acelera

Foto: Hojas del ginkgo biloba
Hojas del ginkgo biloba

El ginkgo biloba es una especie de árbol que puede vivir más de 1.000 años y está diseñado para ser casi inmortal. Un reciente estudio científico acaba de averiguar el secreto de su longevidad.

Durante decenas de millones de años y a pesar de extinciones masivas, esta "rareza botánica" ha permanecido inquebrantable a medida que el mundo envejece a su alrededor. Catalogado como casi inmortal, puede vivir más de 1.000 años (algunos expertos sugieren que hasta 3.000 años), pero ¿cuál es el secreto de esta vida casi ilimitada?

La investigación, publicada en la revista científica 'Proceedings of the National Academy of Sciences', analizó genéticamente árboles ginkgo con edades entre los 15 y los 667 años en Estados Unidos y China y descubrió, a través del estudio de la corteza, las semillas y las hojas, que su crecimiento no se vuelve más lento, aunque hayan pasado cientos de años, incluso, en algunos casos, se acelera. Igualmente, comprobaron que el tamaño de las hojas, la capacidad de fotosíntesis y la calidad de las semillas tampoco se veían afectadas por el paso del tiempo.

Productos químicos que le defienden

La clave de su longevidad y buena salud está en el hecho de que producen químicos que le protegen frente a factores de estrés como enfermedades o sequías. Así, el análisis genético reveló que el árbol produce antioxidantes, antimicrobios y hormonas protectoras y no se activan genes relacionados con la vejez, como ocurre con otros árboles y plantas.

Aunque se vea afectado por heladas o rayos, sus procesos para seguir creciendo saludable siguen funcionando sin problema

"A medida que envejecen, el ginkgo biloba no da señales de que se debilite su capacidad de defenderse del estrés", sostiene a Science Alert el biólogo Richard Dixon de la Universidad del Norte de Texas (Estados Unidos) y coautor del estudio, que añade que aunque el árbol sea afectado por heladas o rayos, sus procesos necesarios para seguir creciendo saludable siguen funcionando sin problema.

Esto no significa que el ginkgo biloba nunca muera, sólo que probablemente no fallezca por vejez. Otros factores externos como el viento, el fuego o las plagas sí que le está afectando, hasta estar casi al borde de la extinción en la actualidad.

¿Beneficia al hombre?

Los investigadores afirman que este tipo de estudios pueden ser útiles para diseñar mejor los programas de reforestación y entender qué árboles y dónde pueden traer mejores beneficios a los ecosistemas a lo largo del tiempo.

Lo que no está tan claro es si las propiedades del ginkgo biloba pueden beneficiar de la misma manera al ser humano. En la actualidad, se vende extracto de ginkgo biloba como suplemento para tratar toda clase de dolencias, como la pérdida de la memoria, el tinnitus y o los problemas circulatorios, aunque los médicos no han podido demostrar que funcione.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios