NO HAY RASTRO DE VIRUS O CONTAMINACIÓN

La misteriosa muerte en masa de focas en Alaska que desconcierta a los científicos

En poco menos de dos semanas, casi un centenar de focas han aparecido muertas entre el Mar de Bering y el Mar de Chukchi... pero nadie sabe qué es lo que está pasando

Foto: Una de las focas que ha aparecido muerta en las costas de Alaska. (NOAA)
Una de las focas que ha aparecido muerta en las costas de Alaska. (NOAA)

Algo está pasando en Alaska: en poco menos de un mes, han aparecido muertas más de 80 focas de diferentes especies, una situación que tiene completamente desconcertados a los expertos. Los científicos se afanan por encontrar explicación a un caso que los tiene evaluando todo tipo de posibilidades, especialmente porque repite las rutinas de otro caso similar que sucedió a principios de esta década y del que nunca se supo por qué ocurrió.

Desde mediados de abril, casi un centenar de focas barbudas, focas manchadas y focas anilladas han aparecido en las costas de Alaska (EEUU) muertas, aparentemente sin ninguna explicación plausible, tal y como indica la Administración Nacional Oceánico y Atmosférica de Estados Unidos (NOAA). Ha sucedido entre las costas del Mar de Bering y del Mar de Chukchi, donde los especímenes han aparecido sin vida y con características similares.

Según los informes de los expertos, casi todas las focas han aparecido sin pelo, algo que no saben exactamente a qué achacar. Por un lado, algunos científicos consideran que se puede deber a que su cuerpo llega a las costas en periodo de descomposición, mientras que otros afirman que podría deberse a que es periodo de muda de piel, lo que también les podría convertir en presa más fácil. Sin embargo, no se ha encontrado una causa exacta para sus muertes.

El problema no es solo que se trata de especies en peligro de extinción, lo que puede afectar directamente a la existencia de estos animales, sino que además afecta directamente a la vida de los habitantes de Alaska. Y es que muchos de ellos sobreviven gracias a las focas, pues se convierten en una fuente de alimentación fundamental para muchos de sus habitantes, que pueden encontrar graves problemas para acceder a alimentos de primera necesidad.

"Debido a que las focas son un recurso esencial para las comunidades nativas de Alaska, la seguridad alimentaria es una gran preocupación para nosotros. Algunas personas han expresado su preocupación por la contaminación. Otros han informado de que las focas parecen inusualmente delgadas este año y están preocupados por la disponibilidad de presas", señalan en un comunicado. Hay miedo a que se repita lo sucedido en el año 2011.

En aquella fecha, aparecieron 233 focas muertas de una manera similar, con una evidente pérdida de pelo y sin saber por qué habían muerto. Los análisis posteriores de los cuerpos no arrojaron ninguna solución, pues no se encontró ningún virus o elemento contaminante que fuera el causante. Las teorías más plausibles apuntan a la fragilidad del hielo, que impediría que las focas descansaran y puedan cazar convenientemente. De momento, muchas dudas y pocas respuestas.

Ciencia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios