Hay gente levantando estas nuevas maravillas arquitectónicas y lo hacen sin tocar una pala
  1. Tecnología
Una herramienta didáctica

Hay gente levantando estas nuevas maravillas arquitectónicas y lo hacen sin tocar una pala

'Minecraft' puede ser un juego para niños o la plataforma perfecta para la creación de construcciones fruto de años de esfuerzo tras la pantalla

Foto: Foto: The Uncensored Library.
Foto: The Uncensored Library.

Llegó al mundo en 2011 como un sencillo y adictivo entretenimiento, pero por aquel entonces todavía era difícil prever que acabaría acogiendo proyectos con horas y horas de producción (incluso años) a sus espaldas. 'Minecraft', ese Lego digital en el que los niños, y no tan niños, pasan el rato construyendo con bloques hace tiempo que dejó de ser un simple videojuego más. Para algunos usuarios es solo un pasatiempo, para otros, se ha convertido en un foco de creatividad a nivel profesional. Ingenio y talento se unen para crear o recrear edificaciones ya existentes que, a veces, tienen detrás a grandes equipos de profesionales y dan lugar a verdaderas maravillas arquitectónicas. Creaciones futurísticas, medievales, metrópolis ficticias, escenarios de ficción, como 'Juego de tronos', o recreación de espacios reales, como la estación londinense de St. Pancras, son solo algunas de ellas y hasta las escuelas de arquitectura y diseño se empiezan a interesar por estas prácticas.

“Minecraft' es una herramienta muy potente de diseño”, explica a Teknautas Luis Lope de Toledo, arquitecto y divulgador que prepara una serie especial sobre este tema en su canal de Twitch. “Su funcionamiento consiste en dos modos de juego: uno en el que luchas por sobrevivir en un mundo hostil, donde puedes ser atacado por todo tipo de criaturas, y otro modo creativo. Este segundo es el más interesante, no tienes que preocuparte por recolectar madera o conseguir piedra para comenzar a construir. Tienes acceso a todo el catálogo desde el principio”. Es aquí donde los usuarios dan rienda suelta a su creatividad y crean maravillas sin tocar una pala.

Foto: Foto: Fornite.

Desde bibliotecas neoclásicas hasta el monte Olimpo

Su impacto es tal que una institución como Reporteros Sin Fronteras desarrolló en 2020 Uncensored Library, un ambicioso proyecto que consistió en la creación de un servidor dentro del videojuego que emulaba una biblioteca global cuyo objetivo era esquivar la censura periodística. Todo ello en un edificio de estilo neoclásico que requirió el uso de más de 12,5 millones de bloques de Minecraft para su construcción y en el que exhiben reportajes censurados en cinco países que tienen una mala clasificación en el Índice Mundial de Libertad de Prensa de la propia organización. Son Egipto, México, Rusia, Arabia Saudí y Vietnam.

placeholder (Foto: The Uncensored Library)
(Foto: The Uncensored Library)

Un trabajo que dista mucho de la idea de 'amateur' del juego. Fue construido por Blackworks, un estudio británico dedicado a la creación en Minecraft conformado por más de 60 profesionales entre los que se encuentran diseñadores, animadores, artistas y desarrolladores de todo el mundo. Un claro ejemplo de que la arquitectura en este Lego virtual puede convertirse en un "trabajo de verdad". Desarrollan proyectos para museos, empresas o estudios de cine a los que ofrecen desde productos audiovisuales hasta exhibiciones interactivas, todo ello elaborado a partir del videojuego con unos gráficos bastante peculiares.

placeholder Ireland2066. (Blackworks)
Ireland2066. (Blackworks)

Del mismo estudio son otras creaciones como Ireland2066, una ventana a una posible Irlanda del futuro que incluye varios monumentos del país y los ubica combinados con conceptos urbanos modernos y tecnologías ecológicas como granjas verticales, transporte público automatizado o parques energéticos. En la misma línea también desarrollaron un proyecto que emulaba "el mundo del mañana", encargado por Disney para su largometraje 'Tomorrowland', y recrearon Gotham y Metrópolis, como promoción de la película 'Batman vs.Superman'.

placeholder Tomorrowland. (Blackwork)
Tomorrowland. (Blackwork)
placeholder Metrópolis. (Blackwork)
Metrópolis. (Blackwork)

Pero no todo son grandes corporaciones, también existen usuarios individuales que se encargan de fomentar esta arquitectura digital, como los creadores de ChaosOlymp, un servidor lanzado hace poco más de un año que acoge el hogar de los dioses. Una enorme estatua de Zeus con el Olimpo a sus espaldas elaborado para una pequeña comunidad de usuarios que puede disfrutar del espacio en modo creativo y en modo supervivencia.

placeholder Foto: ChaosOlymp.
Foto: ChaosOlymp.

Asimilar conceptos arquitectónicos jugando

Visto esto, uno llega a pensar que es un programa infinito y clave para el futuro de la arquitectura, pero se trata de un videojuego, sí, por eso tiene sus limitaciones. "Como juego que es, tiene una interfaz muy intuitiva y eso favorece su uso frente a otras herramientas de modelado: puedes crear espacios y relacionarlos entre sí con una facilidad asombrosa. Pero no hay que olvidarse de que, al no ser un 'software' técnico, posee ciertas limitaciones", argumenta Lope de Toledo. "Por ejemplo, los elementos portantes no sufren de esbeltez o punzonamiento en el terreno (en el caso de que decidas crear un pilar de 20 metros de alto sin ningún otro tipo de apoyo horizontal) y la gravedad no funciona igual que en la realidad". "Es decir, los componentes estructurales que soportan los edificios no son necesarios en el juego, y eso puede confundir a los menos experimentados en la materia al creer que no son necesarios".

Sin embargo, su público mayoritario son niños, y para ellos puede ser una herramienta realmente útil. “Es perfecta para que los más pequeños de casa puedan explorar creaciones imposibles y den rienda suelta a su imaginación”, expone el arquitecto. “Cuando estudias arquitectura, tienes que enfrentarte, en primer lugar, a los documentos técnicos que se utilizan para levantar un edificio como plantas, alzados o secciones. Son representaciones en dos dimensiones y requieren de cierto entrenamiento espacial para comprenderlos. Sin embargo, con 'Minecraft', al moverse desde el principio en tres dimensiones, los pequeños pueden levantar muros, escaleras o forjados entendiendo la implicación espacial de cada uno de ellos”.

placeholder Recreación de la estación londinense de St. Pancras. (minecraft.net)
Recreación de la estación londinense de St. Pancras. (minecraft.net)

Un comienzo que puede resultar muy efectivo para acercarse al mundo profesional sin dejar de pasarlo bien. “Pueden también cambiar a su antojo cada una de las superficies o abrir huecos en fachada para que la luz inunde las habitaciones. En definitiva, una manera creativa de asimilar conceptos muy importantes como la escala de los espacios proyectados, la conexión entre ellos o cómo se mueven los usuarios en su interior”, explica el arquitecto que, en su próximo proyecto, utilizará 'Minecraft' para recrear digitalmente edificios reconocibles de la historia de la arquitectura, como la casa Farnsworth, y explicará sus puntos fuertes.

La magia de las redes

YouTube, por su parte, está repleto de tutoriales de construcción a los que los usuarios acuden en busca de inspiración para sus creaciones de 'Minecraft'. Nil Civis es uno de los creadores de contenido que sube vídeos explicativos donde muestra sus elaboraciones. Ahora tiene 26 años, pero lleva jugando desde 2010 y, aunque al principio nadie de su entorno conocía el videojuego, en seguida dio con un foro en el que conoció a una comunidad de usuarios con los que quedaba para construir ciudades y decorarlas.

Con el tiempo, acabó abriendo su canal, donde es conocido como Artic Kraft por sus más de 800.000 suscriptores. "Según YouTube todos mis suscriptores son mayores de edad, pero suele ser porque usan el móvil o 'tablet' de sus padres para verlo. En realidad, cuando tengo la suerte de conocer a algunos en persona en eventos, lo más habitual son chicos y chicas de entre ocho y 17 años", explica Nil Civis a Teknautas. "Me cuentan que les gusta aprender a construir con los vídeos y se divierten a la vez".

"Minecraft' es un nido de creatividad y diversión, en mi opinión, inigualable a ningún otro videojuego", explica Nil Civis. "Incentiva la curiosidad de los niños y crece contigo hasta donde quieras llegar, no te pone límites, puedes empezar como un pasatiempo o una pieza educativa, pero, si estás dispuesto a dedicarle tiempo, puede llegar a ser una profesión, y hay muy pocos juegos que puedan decir lo mismo", añade el 'youtuber', que normalmente dedica entre uno o dos días a la planificación y elevación de sus construcciones.

Ahora bien, también le han llegado a contratar para construir en el videojuego. "Me contrataron desde Metrovacesa y recreamos dos edificios que iban a construir en la vida real, Les Torres del Cel. Fueron dos rascacielos de 21 plantas y 98 viviendas, recreados al 100% de detalle a escala real en 'Minecraft'. Utilizamos los planos reales de la constructora y estuvimos una semana, de lunes a domingo, construyendo ocho horas al día". En 2019, la empresa ideó un proyecto en el que dejaba a sus clientes jugar en 'Minecraft' con sus casas antes de comprarlas aunque, hasta el momento, la construcción de las torres en la vida real no se ha finalizado.

placeholder Proyecto Fuego 1666. (Blackwork)
Proyecto Fuego 1666. (Blackwork)

El interés por las construcciones en 'Minecraft' puede trasladarse a un interés por la arquitectura en el mundo real, e incluso puede utilizarse como gancho para atraer a las nuevas generaciones. Ha sido utilizado como herramienta didáctica en varias ocasiones, por ejemplo, Blackworks se encargó de desarrollar, allá por 2016, un conjunto de tres mapas encargados por el Museo de Londres para acercar a la audiencia más joven lo sucedido durante el Gran Incendio de Londres, de 1666. Además, también existen campamentos para niños enfocados en el universo digital del videojuego.

"Siempre he tenido curiosidad por las construcciones en general, sobre todo las más "industriales", pero no me plantearía cursar estudios de arquitectura", dice Civis. "Sí que me gustaría comprar un piso o una casa y reformarlo a mi estilo, y, más adelante, si fuera posible, sacar adelante una construcción desde cero trabajando conjuntamente con un arquitecto que pueda llevar a la vida real algún diseño mío adaptado. Sería un sueño hecho realidad". Está por ver si los nuevos diseños que inundan el videojuego tienen cabida en el mundo real y si los arquitectos del mañana habrán jugado a 'Minecraft' siendo niños, pero ambos mundos cada vez están más cerca.

Toledo Reino Unido Twitch
El redactor recomienda