Cuando la fibra no llega a tu casa: estas son las mejores alternativas para conectarte
  1. Tecnología
Hay alternativas, conócelas

Cuando la fibra no llega a tu casa: estas son las mejores alternativas para conectarte

Por mucho que estemos en 2021, en plena era del 5G, muchos usuarios siguen sin tener cobertura de fibra. Para ellos hay alternativas, mejores, peores y de distintos precios.

placeholder Foto: (EFE)
(EFE)

La fibra es, sin duda, la mejor opción y más rápida en la actualidad para conectarse a internet. Sin embargo, no hace falta irse a pueblos remotos para encontrar zonas donde ni llega la fibra ni se le espera. Basta con echar un vistazo al casco histórico de algunas grandes ciudades para darse cuenta de que mucha gente no puede disfrutar de estas conexiones. Si ese es tu caso, no todo está perdido, siempre hay alternativas de las que podrás tirar para conectarte casi tan rápido.

Los grandes operadores ofrecen como primera alternativa el viejo (por no decir arcaico) ADSL. Muchos virtuales, la gran mayoría, solo venden fibra, por lo que la única vía para acceder al ADSL es recurrir a Movistar, Orange, Vodafone, Yoigo, MásMóvil o Jazztel. Ahora bien, el ADSL tiene precio de fibra a 100 Mbps y el más barato es el de MásMóvil, por 28,95 euros al mes. Además, todos tienen una permanencia de un año salvo el de Movistar, cuya tarifa sube hasta los 38 euros mensuales.

Foto: Muchas ciudades españolas aún no tienen fibra en el centro de la ciudad. (EC)

Es una tecnología que te lleva directamente al siglo pasado. Puede ofrecer, como mucho, 20 Mbps de bajada, aunque lo más habitual, en función de la distancia a la central, es que lleguen entre 10 y 15 Mbps, si no menos. Es decir, nada de juegos online, verás Netflix a una calidad limitada y muchas dificultades para teletrabajar. Por suerte, para todo esto existen mejores opciones.

4G en casa: la mejor alternativa

La mejor solución para sustituir a la fibra es una tarifa de 4G en casa. ¿Por qué? Porque están específicamente pensadas para sustituir a la fibra y al ADSL. De hecho, Movistar, Orange y Vodafone solo permiten su contratación en zonas que no cuentan con conectividad mediante redes fijas. Las tarifas móviles con datos ilimitados podrían ser sus rivales, pero estas no están pensadas para sustituir a una conexión fija, por lo que el operador en cuestión podría cortar la línea, alegando "usos abusivos" si se utiliza para conectar distintos dispositivos y consumir cientos de gigas.

Las conexiones de 4G en casa dependen de la cobertura móvil, por lo que esta marcará la calidad de la conexión. En algunos casos puede superar los 100Mbps y tener una latencia lo suficientemente baja como para hacer videollamadas o jugar online sin problemas; en otros puede ser demasiado justa. Todo depende del lugar desde el que se use. Igualmente, es fácil comprobar, a través de una línea móvil con la misma cobertura, si podremos hacer nuestras tareas sin dificultades antes de contratar una de estas tarifas.

Las tarifas con datos ilimitados ni abundan ni se pueden contratar en cualquier lugar

A diferencia de las conexiones fijas - que nunca limitan el tráfico que fluye por ellas, estas suelen tener límites de consumo. Sin embargo, las tres grandes compañías sí ofrecen tráfico ilimitado; aunque en el caso de Movistar y Vodafone limitan la velocidad a 20 Mpps y Orange reduce la calidad de los vídeos a HD. Es el peaje a pagar, pero si la cobertura móvil acompaña, siempre será mejor recurrir a esta opción que depender de un ADSL.

Las ofertas más atractivas son las de Movistar y Orange. Por un lado, el Internet Radio de Movistar se puede conseguir desde 38 euros en zonas sin fibra ni ADSL. El 4G en casa de Orange, por su parte, sale a 39,95 euros al mes - con los seis primeros meses al 50%- y permite huir de la permanencia a cambio de pagar 48 euros por el router. En ambos casos, no es necesario contratar otros servicios, pero la compañía naranja ofrece 10 euros de descuento al mes al contratar una tarifa de fibra y móvil con ellos.

Satélite: la última solución (y universal)

placeholder Antena de internet por satélite
Antena de internet por satélite

Como decíamos, el 4G en casa es la mejor solución para conectarse a internet ante la ausencia de fibra. Pero, ¿y si ni siquiera tenemos cobertura 4G o un 3G medio decente? Entonces solo queda una solución posible: el satélite. Si algo bueno tiene este tipo de conectividad es su cobertura universal. Podemos estar en un pueblo remoto, o en una casa en la ladera de un monte que la cobertura será plena en cualquier posición. Es cuestión de apuntar la antena al satélite y listo.

¿Inconvenientes? Unos cuantos. Para empezar, hacer videollamadas se complica, porque la latencia de este tipo de conexiones ronda los 600 milisegundos. Eso quiere decir que la imagen tardará más de medio segundo en llegar al otro extremo de la comunicación y viceversa. Esto no perjudicará al acceso a Netflix y resto de plataformas, aunque sí lo hará el límite de tráfico que establecen todas las compañías. Mientras que en la letra grande leemos "sin límite de datos", la letra pequeña establece el límite en 150 GB como mucho.

Puedes encontrar tarifas de internet por satélite desde poco más de 20 euros al mes. El inconveniente es que estas solo incluyen unos 20 GB de datos, lo que reduce notablemente la velocidad. Por ello, para hogares con un uso medio o intenso conviene acogerse a tarifas con al menos 100 GB incluidos. Es interesante que ofrezcan una velocidad de 50 Mbps de bajada y 6 Mbps de subida, ya que la velocidad del satélite no es simétrica. Es decir, te llevará mucho más tiempo subir archivos a la nube que descargarlos.

El satélite puede ser útil para Netflix, pero las videollamadas son complicadas

Para contratar al menos 100 GB de tráfico, los precios rondan los 70 euros al mes. Eurona y Viasat incluyen 100 GB, la de Embou incluye 150 GB. La de Konnect al mismo precio incluye 120 GB pero con dos ventajas: la velocidad sube 100 Mbps de descarga y los dos primeros años las cuotas mensuales se reducen a 59,99 euros al mes. Superados los datos incluidos, Eurona reduce la velocidad a 3 Mbps, Embou a 1 Mbps y Konnect "prioriza el tráfico", sin especificar en qué momento. Son velocidades justitas (pero suficientes) para navegar por internet.

Igualmente, si hablamos de internet por satélite no nos podemos olvidar de Starlink. La compañía de Elon Musk, que ha hecho creer a más de uno en la existencia de los ovnis, promete latencias nunca antes vistas en conexiones por satélite y tráfico ilimitado, aunque de momento en España se encuentra en fase de reservas, sin mes concreto para empezar a ofrecer servicios. Será, en principio, la mejor conexión en esta modalidad gracias a su propia constelación de miles de satélites, pero también tiene un precio acorde: 99 euros al mes y 559 euros por el equipamiento. Un equipamiento que en el resto de compañías es gratis, a cambio de 12 o 18 meses de permanencia.

Por último, más allá del 4G y el satélite, algunos operadores locales también siguen ofreciendo conexiones vía Wimax, un wifi de largo alcance instalado generalmente en poblaciones pequeñas o lejos de grandes urbes, para mejorar o sustituir al ADSL. Suelen ser redes bastante limitadas en velocidad pero con tráfico ilimitado, por lo que ante la ausencia de cobertura 4G, pueden ser mejor opción que el satélite. En cualquier caso, recabar la opinión de vecinos no está de más en estos casos, porque no hay dos redes Wimax iguales y los rendimientos de este tipo de conexiones son muy dispares.

Orange Eurona Juego online ADSL MásMóvil Elon Musk
El redactor recomienda