WhatsApp vuelve a recular: no pasará nada si rechazas sus nuevas condiciones
  1. Tecnología
Seguirá mostrando recordatorios

WhatsApp vuelve a recular: no pasará nada si rechazas sus nuevas condiciones

La compañía no eliminará las cuentas ni restringirá las funciones de quienes no acepten los cambios en su política de privacidad

placeholder Foto: Logo de WhatsApp. (Reuters)
Logo de WhatsApp. (Reuters)

Desde hace varios meses, un mensaje emergente advertía a los usuarios de WhatsApp sobre la obligación de aceptar los cambios en las condiciones y la política de privacidad de la empresa, propiedad de Facebook, si querían seguir usando la herramienta de mensajería: "Las condiciones entrarán en vigor el 15 de mayo de 2021. Por favor, acéptalas para seguir usando WhatsApp después de esta fecha". La compañía ya había renunciado a eliminar las cuentas de quienes no las aceptaran y, ahora, ha tirado la toalla definitivamente al anunciar que tampoco limitará sus funciones.

"Dados los recientes debates con varias autoridades y expertos en privacidad, queremos dejar en claro que actualmente no tenemos planes de limitar las funciones de WhatsApp para aquellos usuarios que aún no han aceptado la actualización de las condiciones. En su lugar, continuaremos recordando a los usuarios, de vez en cuando, la actualización, así como también cuando estos elijan usar funciones opcionales relevantes, como comunicarse con una empresa que recibe soporte de Facebook", apunta la empresa en un comunicado recogido por 'TNW'.

Así se corrobora también en la página de preguntas frecuentes de WhatsApp, en la que se especifica que "nadie perderá sus cuentas ni funciones" y que se opta por una vía más diplomática para conseguir que los usuarios acepten los nuevos términos: "Teniendo en cuenta que la mayoría de los usuarios que han visto la actualización han aceptado, seguiremos mostrando una notificación en WhatsApp con más información sobre la actualización y recordando a aquellos que no han tenido la oportunidad de hacerlo que la revisen y acepten. Actualmente no tenemos planes para que estos recordatorios sean persistentes y limiten la funcionalidad de la aplicación".

"No tenemos planes de limitar las funciones de WhatsApp. En su lugar, continuaremos recordando la actualización de vez en cuando"

La ardua travesía de las nuevas condiciones de WhatsApp comenzó el pasado mes de enero, cuando los usuarios de todo el mundo empezaron a recibir una notificación que les conminaba a aceptar la nueva política de la aplicación, que incluía la autorización para compartir datos con Facebook, antes del 8 de febrero. La compañía aclaró, entonces, que estos cambios no afectaban a los usuarios europeos, al estar protegidos por el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), pero la controversia generada fue tal —tanto en el Viejo Continente como en otros países— que la empresa prorrogó el límite hasta el 15 de mayo.

En un principio, se amenazaba con cerrar la cuenta a aquellos usuarios que no aceptasen los cambios, pero ante las incesantes críticas se optó por un 'castigo' menos severo, consistente en limitar el acceso a algunas funciones. La idea era que se pudiera recibir llamadas y notificaciones, pero no leer ni enviar mensajes desde la aplicación. Finalmente, esta represalia no se ha aplicado ni existe voluntad de aplicarla en un futuro cercano.

¿Qué cambia y qué no?

Las nuevas condiciones sientan las bases para que las interacciones con empresas en WhatsApp puedan compartirse con el resto de redes sociales que conforman la familia de Facebook, de tal manera que se muestren anuncios personalizados y estos datos puedan venderse, de forma agregada, a terceros. Este punto no aparece en la versión europea del reglamento, pues el RGPD no permite este tipo de uso de los datos personales de los usuarios.

Foto: (Reuters)

No obstante, sí habrá otros cambios que afectarán a los usuarios europeos, como por ejemplo que la información recolectada en Europa pueda utilizarse en Estados Unidos o que la plataforma se 'lave las manos' en caso de fallos técnicos o ciberataques. La 'app' ya sabía a qué hora se utilizan sus servicios, desde qué dispositivos, con quién se mantienen conversaciones o cuándo se actualiza la información pública. Estos datos seguirán recabándose, pero ahora se reflejarán con más detalle.

El cifrado de extremo a extremo no varía, por lo que ni WhatsApp ni Facebook pueden leer los mensajes ni escuchar las llamadas, según la compañía. Tampoco se mantendrá un registro de quién llama o quién envía mensajes "aunque es común que los proveedores y operadores de telefonía celular almacenen esta información", no se compartirán contactos en Facebook ni se podrá ver la ubicación compartida con otros usuarios de WhatsApp.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
WhatsApp Privacidad
El redactor recomienda