El magnate de la marihuana que va camino de convertirse en el rey del porno 'online'
  1. Tecnología
Una dilatada carrera profesional

El magnate de la marihuana que va camino de convertirse en el rey del porno 'online'

Chuck Rifici es un expolítico canadiense que triunfó con su compañía canábica y ahora sopesa rescatar de la deriva a Pornhub, uno de los mayores emporios del sexo 'online'

placeholder Foto: Foto: About.me.
Foto: About.me.

Pornhub no vive su mejor momento. El pasado diciembre, un artículo de opinión publicado en el 'New York Times' provocaba que la empresa dueña de uno de los 'sites' de porno más importantes del mundo tomara medidas radicales para frenar a los críticos. Sin más dilación, prohibía subir vídeos a creadores no verificados y cerraba la opción de descargar los contenidos subidos a la plataforma. Un cambio desde la base que supuso acabar, 'de facto', con un 80% de todo el contenido de la web, y no era su único problema. Tienen pendientes demandas colectivas, están bajo investigación por el Gobierno de Canadá... Pero hay alguien que lejos de creer que este sea el fin de un imperio piensa que puede salvar su esplendor: Chuck Rifici, un expolítico canadiense que ha creado su fortuna emprendiendo en el sector del cannabis y ahora mira a otra gran industria.

Según publicaba esta semana el medio 'Bussines Insider', y no desmentía el propio protagonista, Rifici, de 46 años, estaría liderando un grupo de inversores no identificados que estarían interesados en hacerse con el 'site' en uno de los momentos más delicados de su historia. La información al respecto de esta operación es escasa y por la parte del 'monstruo' del porno mundial han rechazado varias veces dar algún tipo de noticia al respecto, pero en lo publicado se habla de que Rifici y los hasta el momento dueños de la web, el conglomerado MindGreek, se habrían reunido en varias ocasiones y habría bastantes acercamientos. Pero ¿quién es Rifici, de dónde viene y qué busca? Lo cierto es que hay poca gente que pueda contar con una carrera profesional como la suya.

Foto: Una de las fotografías de DioxCorp, uno de los artistas que se han volcado en OnlyFans en el último año. (DioxCorp)

Seguramente su nombre no te suene, pero este empresario canadiense no es un cualquiera. Conocido como 'el padrino de la marihuana estadounidense', la vida de Rifici se asemeja a la del típico triunfador norteamericano, estudiando un MBA en una gran universidad como Queen's, lanzando su propia 'startup' de 'software' en la universidad y ganándose la fama en el puesto de director financiero en distintas firmas. Pero los sectores que controla son algo diferentes a los del resto. En 2011, fue nombrado CFO del Partido Liberal de Canadá, el mismo que ahora lidera el país con Justin Trudeau al mando. Y en poco tiempo descubrió el prometedor negocio de las canábicas.

Tras su paso por la política, él y Bruce Linton crearon en 2013 Tweed Marijuana Inc. (posteriormente, Canopy Growth), una compañía especializada en la comercialización de cannabis en el mercado medicinal. Ellos aún no lo sabían, pero poco después este nombre se convertiría en el primer unicornio de su sector en Canadá y la primera canábica en salir a bolsa en toda Norteamérica. Compraron empresas de fabricación, pasaron de cero a 80 empleados en ocho meses, levantaron millones y en 2014 ya estaban saliendo a bolsa. El problema para Rifici fue que no duró mucho más en la junta directiva. Fue despedido por, según los directivos, incumplimientos de contrato y riesgo de quiebra, y denunció a la empresa que había cofundado y de la cual llegó a tener hasta un 70% de las acciones. Lo que no dejó fue el mundo que lo había encumbrado.

placeholder Uno de los productos de Tweed. (Foto: Tweed)
Uno de los productos de Tweed. (Foto: Tweed)

Poco después montó y comandó Nesta Holding Co., una firma de capital privado que invierte en la industria del cannabis, y siguió poniendo su dinero en todo tipo de proyectos de este entorno. No le fue mal en este tiempo: para enero de 2018, el valor de su cartera de inversiones alcanzó los 115 millones de dólares e incluso ha donado dinero para luchar contra el consumo de drogas al volante. La aprobación de la marihuana recreativa en Canadá ha mejorado aún más sus previsiones, y ahora se lanza a probar suerte en un nuevo entorno no falto de polémicas.

El éxito de la maría, el ocaso del porno

La decisión de hacerse con Pornhub suena rocambolesca, pero lo cierto es que los dos sectores viven un cruce de caminos. Mientras las canábicas viven un momento de auge, el mundo del porno vive una reconversión en plena explosión de los modelos de suscripción y la economía de creadores. Plataformas como OnlyFans están ganando espacio a pasos agigantados, arrebatando la hegemonía de internet a los sitios más clásicos como el propio Pornhub. Además, ambas compañías son originarias de Canadá, y puede suponer un revulsivo para intentar rescatar lo que hasta ahora era un imperio del porno a nivel global.

El último encontronazo al que se enfrenta Pornhub viene protagonizado por el organismo que vela por la privacidad en Canadá, el cual está investigando a la compañía por una presunta explotación de contenido no consensuado e incluso se la acusa de sacar rédito de pornografía infantil. Si finalmente las negociaciones siguen adelante, Rifici tendrá que hacer frente a estos escándalos que ya han laminado la importancia de Pornhub, a tal punto que ha perdido hasta un 80% de su contenido y hundido su imagen. Tanto, que hay varias campañas en marcha para que se la aísle al máximo. Incluso la vivienda de uno de sus líderes, Feras Antoon, ardió hace unos días en lo que se cree que fue un ataque contra su mansión en Montreal.

El propio Rifici también ha sido objeto de crítica relacionando Pornhub con el Gobierno de Trudeau. Su pasado en política aún le persigue y en esta nueva andadura 'online' puede ser clave. Tras la campaña contra la web que se ha generalizado en Canadá y EEUU, su adquisición puede acabar manchando al primer ministro canadiense y no solo poner el foco sobre Rifici. Aún no hay nada cerrado, pero ya se han sumado algunas críticas en este sentido.

De todos modos no hay que olvidar que Pornhub sigue siendo una máquina de generar dinero. Se calcula que sus ingresos anuales rondan los 460 millones de dólares y que sigue siendo un negocio importante en internet. Por su parte, el negocio del cannabis recreativo legal en Canadá generó cerca de 18.000 millones de euros, unas cifras que pueden mostrar por qué alguien como Rifici puede estar interesado en rescatar un imperio del porno mundial.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Cannabis Marihuana Canadá Acciones
El redactor recomienda