Primeras infecciones gripe-covid del otoño: ¿qué pasa si tienes ambos virus a la vez?
  1. Tecnología
Ya hubo casos registrados en España

Primeras infecciones gripe-covid del otoño: ¿qué pasa si tienes ambos virus a la vez?

Las coinfecciones de covid y gripe ya han sido documentadas en España durante la primera ola de la pandemia, pero no está claro si provocan un cuadro más grave

Foto: Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

La temporada de otoño-invierno amenaza con traer un nuevo caos sanitario, no solo por el repunte de covid —que en realidad ya empezó en pleno verano— sino porque llega la época de la gripe, que también provoca numerosas hospitalizaciones cada año. Para colmo, la similitud de los síntomas complicará la lucha contra la pandemia. Si tengo fiebre, tos y cansancio… ¿Tengo gripe? ¿Tengo covid? Y una pregunta aún más inquietante: ¿podría tener las dos infecciones a la vez?

La respuesta es que sí. De hecho, hay numerosos casos documentados en varios países, incluyendo algunos españoles, que tuvieron lugar en la primera ola, aunque se han ido conociendo más tarde a través de publicaciones científicas. Sin embargo, queda mucho por saber. ¿Una infección simultánea de los dos virus puede ocasionar problemas aún más graves? ¿Vacunarse contra la gripe ayudaría a paliar estas situaciones? ¿Podemos confiar en que ocurran pocas coinfecciones porque la incidencia de la gripe será menor esta temporada, tal y como ha ocurrido en el hemisferio sur?

Foto: Elvis García. (Foto cedida)

“La coinfección existe, y está claro que en la temporada estacional de la gripe tenemos que estar pendientes para hacer un diagnóstico correcto, porque puede haber una infección por un virus, por el otro o por los dos”, asegura a Teknautas Agustín Valenzuela Fernández, virólogo y director del Grupo Inmunología Celular y Viral de la Universidad de La Laguna. Aunque “no tenemos la certeza de que un virus agrave la infección del otro”, reconoce, sería importante identificar el doble contagio para saber cómo tratar estos casos y controlar mejor su evolución.

“Cuando comenzó la pandemia con cuadros de neumonía bilateral, mirábamos si había algún tipo de bacteria o de hongo y hacíamos la prueba de gripe de los tipos A y B, pero todo daba negativo”, recuerda. Por eso, ahora que la preocupación se centra en el covid, sería importante no descartar otras posibilidades, en particular, la gripe o una infección simultánea por ambos virus.

“Si en los centros hospitalarios la PCR sale negativa para covid, van a seguir insistiendo hasta dar con el patógeno, al menos en los casos graves, pero en los centros de salud, el diagnóstico se basa en sintomatología y ahí va a costar discriminar. Aunque se estén equipando para hacer test de coronavirus, sería interesante que también tuvieran los de la gripe”, asegura. De hecho, en Corea del Sur, uno de los países que han informado recientemente sobre casos de coinfección, están tratando de desarrollar un kit que pueda diagnosticar los dos virus a la vez.

La gravedad de una doble infección

Ya en marzo, aparecía un estudio chino en la revista ‘Journal of Medical Virology’ que describía casos de esta doble infección en Wuhan, de SARS-CoV-2 y del virus de la gripe A o de la gripe B, en un mismo paciente. Quienes sufrían esta coinfección no presentaban grandes diferencias en cuanto a la gravedad de su estado con respecto a los que solo habían sido diagnosticados de coronavirus —salvo por algún pequeño síntoma divergente—, pero dado que los investigadores únicamente pudieron localizar cinco casos, el estudio no servía para extraer grandes conclusiones.

En mayo, la prestigiosa revista ‘The Lancet’ publicaba un artículo del Hospital Clínic de Barcelona en el que detallaba cuatro casos de infección simultánea en tres hombres y una mujer, con edades entre 53 y 81 años y que sufrían otras patologías. Los investigadores españoles describieron los síntomas y los tratamientos y coincidían en que no apreciaban grandes diferencias frente a otras personas hospitalizadas por covid.

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón. (EFE)
El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón. (EFE)

En cambio, un artículo publicado más tarde en ‘International Journal of Infectious Diseases’, de nuevo con enfermos de Wuhan pero con una muestra mucho más amplia, ya que llegaba casi al centenar de pacientes, sí apreciaba que la doble infección provocaba inflamación y lesiones más severas, probablemente porque la respuesta exacerbada del sistema inmunitario —habitual en los casos más graves de covid— se producía de forma más temprana y más frecuente en los que también tenían gripe.

“Los estudios sobre doble infección son difíciles de realizar, ya que se tiende a diagnosticar solo aquellos casos que acuden al médico y no los más leves o asintomáticos”, explica Raúl Ortiz de Lejarazu, virólogo y exdirector del Centro Nacional de Gripe de Valladolid. “Otra dificultad añadida es saber si se trata de una coinfección simultánea real o si uno de los dos virus, gripe o coronavirus, es el primero en infectar a un determinado paciente y desencadenar una patología, mientras que el otro virus le infecta más tarde, dando lugar a consecuencias clínicas diferentes”, añade.

“En general, se tiende a pensar que las coinfecciones serán más graves, pero no hay absoluta certeza”, señala el experto. Un estudio realizado durante la primera ola con pacientes ingleses indica que una coinfección podría incrementar el riesgo de muerte, el riesgo de ingreso en UCI y las probabilidades de necesitar ventilación en comparación con quienes sufren solo la infección por SARS-CoV-2 o por gripe. No obstante, se trata de un estudio preliminar, subido a la plataforma medRxiv y no revisado.

Algún otro estudio en prepublicación “alude a la posibilidad de una mayor transmisión del coronavirus en personas infectadas con virus gripales”, señala Ortiz de Lejarazu, que recuerda que también se producen dobles infecciones de gripe y otros virus, como los rinovirus, el virus sincitial respiratorio o los virus parainfluenza. “Las coinfecciones de gripe con otros virus son más frecuentes en niños y principalmente con el subtipo de virus de la gripe H3N2”, comenta.

La vacuna contra la gripe es clave

Ante este panorama, los especialistas no tienen ninguna duda de que la vacuna contra la gripe es una de las mejores bazas. “Ganamos en protección individual, porque la vacuna tiene buena eficacia para prevenir hospitalizaciones, ingresos en UCI, ventilación asistida y muerte por gripe o sus complicaciones”, destaca Ortiz de Lejarazu. Además, “desde un punto de vista social, evitamos sobrecargar los servicios sanitarios”. En su opinión, “la vacuna de la gripe anual debe ser considerada parte de un estilo de vida saludable”, ya que incluso “distintos estudios indican que ayuda a la prevención de infartos”.

La gripe supone, por sí misma, un grave problema sanitario. En la temporada 2019-2020, se registraron 27.700 hospitalizaciones por esta causa, según los datos del Sistema de Vigilancia de la Gripe en España. Unos 1.800 pacientes fueron ingresados en la UCI por gripe confirmada y se registraron 3.900 defunciones atribuibles a esta causa. Los datos de años anteriores son incluso superiores.

Por eso, el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS), integrado por el Ministerio de Sanidad y las comunidades autónomas, ha adelantado la vacunación de la gripe a estos primeros días de octubre, con el objetivo de alcanzar una cobertura del 75% entre el personal sanitario (otros años, no ha pasado del 35%) y en mayores de 65 años (hasta ahora, se vacunaba el 54%), así como del 60% en mujeres embarazadas y otros colectivos de riesgo.

Ante la incertidumbre por las consecuencias que puede tener la circulación simultánea de la gripe y el SARS-CoV-2, Valenzuela cree que la vacunación frente a la gripe es la mejor herramienta: “En personas de riesgo, puede aparecer un caso de gripe con cuadros de neumonía que podemos confundir con covid y generar un estrés innecesario en Urgencias y en Atención Primaria, así que hay que disminuir ese impacto, facilitar la vida al personal sanitario y tranquilizar a las personas afectadas”, asegura.

Sin embargo, esta vez parece haber motivos para el optimismo. Los países del hemisferio sur, que acaban de superar el invierno y, por lo tanto, los meses de mayor incidencia de la gripe, han registrado muy pocos casos de esta enfermedad. Por ejemplo, Australia no registró muertes por esta causa entre junio y agosto, cuando en 2019 llegó a 500 fallecidos. En otros países, como Sudáfrica o Argentina, ha ocurrido algo similar, y la explicación parece clara: las medidas de confinamiento e higiene para cortar la transmisión del covid también han conseguido detener la gripe.

No obstante, según el exdirector del Centro Nacional de la Gripe de Valladolid, no hay que dar por supuesto que en nuestro país va a suceder esto. “En todos esos países del hemisferio sur se afrontaba la primera ola pandémica del coronavirus, que coincidió con la época en que debía circular la gripe. Las medidas extraordinarias tomadas, así como el incremento de la vacunación de la gripe, han podido contribuir a un efecto sinérgico contra la circulación del virus”, explica. Sin embargo, “aquí, en el próximo invierno, se trataría de una segunda ola, todavía no se sabe cuántos se vacunarán de gripe y qué medidas de distanciamiento social se aplicarán entre enero y febrero”, el momento álgido de las epidemias de gripe en España. Asimismo, “en Australia, dichas medidas han sido y siguen siendo más continuadas que aquí”, advierte.

La temporada de otoño-invierno amenaza con traer un nuevo caos sanitario, no solo por el repunte de covid —que en realidad ya empezó en pleno verano— sino porque llega la época de la gripe, que también provoca numerosas hospitalizaciones cada año. Para colmo, la similitud de los síntomas complicará la lucha contra la pandemia. Si tengo fiebre, tos y cansancio… ¿Tengo gripe? ¿Tengo covid? Y una pregunta aún más inquietante: ¿podría tener las dos infecciones a la vez?

Coronavirus Pandemia Corea del Sur Ministerio de Sanidad N1H1
El redactor recomienda