Reino Unido valora legalizar la conducción sin conductor la próxima primavera
  1. Tecnología
UNA TECNOLOGÍA QUE "CAMBIARÁ LA VIDA"

Reino Unido valora legalizar la conducción sin conductor la próxima primavera

Permitirían viajar a una velocidad de hasta 115 kilómetros por hora y podrían ayudar a evitar casi 5000 accidentes graves cada año, solo en las islas

Foto: Reino Unido valora legalizar la conducción sin conductor la próxima primavera
Reino Unido valora legalizar la conducción sin conductor la próxima primavera

El Departamento de Transporte del Reino Unido ha pedido nuevas pruebas destinadas a permitir la circulación de vehículos autónomos por sus carreteras. Se trata de instaurar la tecnología sobre sistemas automatizados de mantenimiento de carril (ALKS, por sus siglas en inglés) que permite controlar los movimientos de un coche para que no abandonen el carril por el que circulan.

Se trata de una tecnología que ya está presente en algunos automóviles y que, según la organización que reúne a los fabricantes y vendedores de automóviles en el Reino Unido, podría reducir el número de accidentes en las carreteras. Uno de esos coches sería el Tesla, que tiene un nivel de conducción automática de 2 en la escala de 5, lo que significa que el piloto debe estar atento para hacerse con los mandos del vehículo en cualquier momento.

Foto: ¿Camiones de basura eléctricos? Nikola halla su nicho para tratar de batir a Tesla

Ahora, las autoridades británicas estarían valorando hacer los cambios legales necesarios para que estos vehículos pudieran circular libremente. La Comisión Económica de las Naciones Unidas para Europa (UNECE), de la que es miembro el Reino Unido, acepta la tecnología ALKS y establece unos límites de velocidad de 60 kms/hora cuando hay atascos en las autopistas.

Sin embargo, tal y como publica la BBC, la intención de las autoridades sería elevar la velocidad máxima de estos vehículos hasta las 70 millas por hora, el equivalente a unos 112 kms/hora.

Objetivo: primavera 2021

Las autoridades británicas quieren conocer las distintas opiniones dentro de la industria del automóvil para tomar una decisión. Las consultas se llevarán a cabo hasta el próximo 27 de octubre con un objetivo claro: dar el visto bueno a su puesta en marcha para la primavera de 2021. Y uno de los asuntos más importantes es decidir si los coches que usen la tecnología ALKS deben ser clasificados como automatizados o no: eso querría decir que es el proveedor de la tecnología el responsable de la seguridad mientras el sistema esté activado.

Con esta tecnología se podrían evitar unos 5.000 accidentes graves cada año, solo en el Reino Unido

Rachel Maclean, ministra de Transporte británica, señala que "la tecnología automatizada podría hacer que la conducción sea más segura, más suave y más fácil para los conductores, y el Reino Unido debería ser el primer país en ver estos beneficios, atrayendo a los fabricantes para desarrollar y probar nuevas tecnologías".

En el mismo sentido se explia Mike Hawes, director ejecutivo de la Sociedad de Fabricantes y Vendedores de Motores, para quien esta tecnología será capaz de "cambiar la vida" de las personas. Además, esta organización cifra en 47.000 el número de accidentes graves que se podrían evitar en los próximos 10 años solo en el Reino Unido.

Reino Unido Tecnología Coches Industria automóvil Transporte Accidentes Tesla Motors
El redactor recomienda