entrevista a la directora general de RRII

Melo (Huawei): "España está en una posición muy positiva para el desarrollo del 5G"

Para la directiva, "hacen falta profesionales con competencias digitales, y además con competencias muy concretas, en sectores muy verticales"

Foto:

El año que viene, Huawei cumple 20 años en España, una fecha lo suficientemente relevante como para preguntarnos por el presente y –sobre todo– el futuro de una compañía que en nuestro país se juega un factor esencial: su posición en las infraestructuras de 5G. Para ello hemos charlado con María Luisa Melo, su directora general de Relaciones Institucionales en nuestro país.

PREGUNTA. La llegada del covid-19 ha supuesto una serie de cambios en la forma de relacionarnos, de trabajar, etc. ¿Qué aspectos se van a quedar ya para el futuro?

RESPUESTA. Estamos convencidos de la realidad en la que ya vivimos: el uso masivo de tecnologías digitales. El tráfico de red ha aumentado un 40 y, el servicio de voz un 50%. Además, el teletrabajo ha pasado de un 4% a un 46%. Aquí hay tecnologías que son claves y seguirán siéndolo: por ejemplo, la fibra óptica, el ‘cloud’ y el uso masivo de gestión de información. Pero hay otras. Espero que esta sea una oportunidad para la digitalización de muchas industrias. Se evidenciará la relevancia que el 5G supone como nuevo paradigma tecnológico en el teletrabajo, pero también en sectores industriales. Si en España no hubiera habido tal despliegue de infraestructuras, conexiones y dispositivos, no se hubiera podido mantener una actividad económica y profesional normal, así como la educación de los escolares o las actividades de ocio y personales.

P. Se habla mucho del uso de la tecnología frente a este virus o, al menos, a la hora de evitar contagios o rastrear a los ya contagiados. ¿Qué tecnologías son más útiles en este sentido?

R. Hemos visto muchas en Europa y en otros países, para monitorizar contagios, hacer seguimiento, etc. Pero yo subrayaría principalmente dos. En primer lugar, en la detección previa, el control de temperatura, ya que es una de las primeras líneas de defensa. Las imágenes térmicas han sido fundamentales, porque en muchos países se ha podido monitorizar la temperatura y hacer detección previa a un nivel altísimo de personas (más de 200 por minuto) y en apenas unos segundos.

"En muchos países se ha monitorizado la temperatura y hecho detección previa a más de 200 personas por minuto"

En segundo lugar, en los hospitales, las tecnologías que han permitido el diagnóstico para neumonías. Eso se consigue con datos, inteligencia artificial y ‘cloud’, y se puede acelerar mucho el diagnóstico. Antes hacías una placa y esperabas horas, pero esto lo agiliza mucho, hasta con imágenes en 3D.

P. En los últimos años no paramos de hablar del potencial del 5G. ¿En qué posición está España dentro de esta industria?

R. España está en una posición muy positiva; han confluido una serie de factores que le permiten estar en posición incluso más beneficiosa y adelantada que otros países cercanos europeos. Para empezar, la madurez en la infraestructura desplegada. España tiene más kilómetros de fibra óptica que la suma de Alemania, Italia, Francia y Reino Unido. También ha tenido mucho que ver el Plan Nacional del 5G, que sigue vivo y con diferentes ayudas públicas para desplegar pilotos 5G. Ahora mismo hay dos pilotos activos: en Galicia y en Andalucía, y en ambos está presente Huawei.

María Luisa Melo, directora de Relaciones Institucionales de Huawei en España.
María Luisa Melo, directora de Relaciones Institucionales de Huawei en España.

P. ¿Qué les parece el retraso del segundo dividendo digital, tal y como ha anunciado el Gobierno?

R. Es cierto que, fruto de la pandemia, ha habido retrasos en subasta de espectros. Pero hay perspectiva de que se reactive a finales de 2020 o principios de 2021. Entendemos el retraso y esperamos que se reactive.

Esta es una buena oportunidad y el siguiente paso es importante: visualizar el beneficio real de esos pilotos en muchos sectores. Tenemos que ser conscientes de que el 5G va a permitir optimizar la conectividad en la logística de una planta de distribución, en entornos sanitarios, en la fabricación o en acelerar conexiones y comunicaciones para el desarrollo de la inteligencia artificial, el Internet of Things (IoT), la realidad virtual… El 5G va a facilitar grandes transformaciones.

P. En 2021 la oficina de Huawei en España cumple 20 años. ¿Qué balance general hacen?

R. No olvidemos una cosa: llevaremos 20 años en España y en Europa, ya que fue aquí donde se empezó la expansión geográfica a nivel europeo. España siempre ha sido muy relevante para nosotros: tenemos aquí a más de 1.000 empleados (y cerca de 3.000 puestos de trabajo indirectos), tenemos interlocución con nuestros clientes y con las Administraciones Públicas, hemos hecho proyectos pioneros que luego se han llevado a otros países europeos… Hacemos un balance muy positivo.

El balance positivo afecta a todas nuestras líneas de negocio. En Huawei Enterprise trabajamos para empresas del Ibex 35 y estamos en concursos públicos (smart city, escuelas conectadas, cloud, servidores...).

"Tenemos aquí a más de 1.000 empleados (y cerca de 3.000 puestos de trabajo indirectos) y proyectos pioneros que luego han ido a otros países"

En el apartado de ‘smartphones’ somos un fabricante clave, maduro, innovador y de alta gama en B2C. Además, en Huawei Consumo inauguramos la ‘flagship’ más grande del mundo detrás de la de China y en febrero de 2020 abrimos la de Barcelona. Hay una inversión y un compromiso muy sustancial con España, así como un conocimiento de cómo funciona el país, de cómo podemos aportar valor añadido, etc.

En la parte social, por tercer año consecutivo, somos Top Employer, contratando y reteniendo talento. En nuestra estrategia de Responsabilidad Social Corporativa (RSC) hemos lanzado proyectos, becas, posgrados, acuerdos con universidades (la primera cátedra de 5G en España con la UPM), el Smartbus… Esto también es aportar valor.

María Luisa Melo, directora de Relaciones Institucionales de Huawei en España.
María Luisa Melo, directora de Relaciones Institucionales de Huawei en España.

P. Llevamos años hablando de la educación digital como forma de inclusión social y de la educación en tecnología y competencias digitales. ¿Necesitaremos profesionales cada vez más tecnologizados?

R. Ya los estamos necesitando, de hecho, hacen falta profesionales con competencias digitales, y además con competencias muy concretas, en sectores muy verticales. Hemos venido requiriendo y buscando profesionales en determinados ámbitos (inteligencia artificial, ‘cloud’, ‘big data’) y hemos visto que no existen perfiles todo lo actualizados que deberían.

No es una potencialidad a futuro, sino a presente. Estas competencias son fundamentales para el entorno laboral en el que ya estamos y para el que estaremos en los próximos años. Tenemos que estar todos muchísimo más actualizados. Hay que crear oportunidades a través de la educación. Tenemos un ratio de desempleo juvenil muy alto, y podemos aportar formación y conocimiento en tecnologías.

"Tenemos un desempleo juvenil muy alto, hay que crear oportunidades a través de la educación"

En Huawei hemos colaborado, por ejemplo, con el programa Digitalízate, del Ministerio de Empleo, dando formación y cursos de inteligencia artificial o 5G para mejorar las capacidades profesionales. Estamos convencidos de que hay determinados perfiles que, si no se empiezan a formar, no se podrán completar.

Aquí es esencial la colaboración público-privada para potenciar la educación digital. Los nativos digitales son muy duchos, pero hace falta formación vertical y muy específica en todos los sectores. Y a todos los niveles, tanto de edades como de género. El porcentaje de niñas en carreras STEM es bajísimo y queremos contribuir a estimular esas vocaciones. Hay que estimular esas vocaciones en niñas que no tienen tantos referentes estimuladores. Educación digital y estímulos.

P. ¿Cómo estará Huawei dentro de cinco años a nivel mundial? ¿Y en España?

R. A los dos niveles va a seguir siendo una compañía determinada por su ‘know how’. La empresa tiene un músculo y una obsesión: la innovación, que nos permite y nos permitirá el posicionamiento como gran multinacional. Tenemos la capacidad de afrontar continuamente retos y asignar recursos e inversión a proyectos innovadores, muy por delante de otras compañías, esto es la clave. Hace diez años nos pusimos a invertir e investigar en 5G, cuando aquí esa palabra no existía en la dinámica. De hecho, por entonces ni siquiera había 4G.

Más del 15% de nuestra facturación va a I+D y el 50% de los empleados ya trabajan en I+D. Eso nos va a permitir que dentro de cinco años seamos una compañía que, aparte de crecer, siga posicionada como un actor clave que contribuye a la economía digital y que promueve la educación digital, un actor con el que se puede contar.

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios