Jardines que guardan recuerdos: sus plantas reproducen audios de historias personales
  1. Tecnología
Los jardines de la vida

Jardines que guardan recuerdos: sus plantas reproducen audios de historias personales

Detrás de esta iniciativa solidaria está Bioo, una empresa de energía limpia que quiere que los primeros se instalen en epicentros del covid-19 para crear la memoria colectiva de la pandemia

placeholder Foto:

La intensidad de los aplausos a los sanitarios desde los balcones y las ventanas ha disminuido al mismo ritmo que avanzábamos en la desescalada hacia la ‘nueva normalidad’. Para mantener el espíritu de este emotivo gesto y como homenaje a sanitarios, pacientes y a la sociedad en general, la empresa de biotecnología Bioo ha impulsado Los Jardines de la Vida, una iniciativa sin ánimo de lucro que consiste en la creación de una red de jardines sanadores en hospitales y ciudades que han sido el epicentro de esta pandemia.

Desde la empresa de biotecnología consideran que todos tenemos una historia propia que contar sobre nuestra experiencia durante la crisis sanitaria y social que ha provocado el coronavirus y este proyecto pretende inmortalizar estos recuerdos aunando naturaleza y tecnología. “Queríamos ayudar de alguna manera y pensamos en los jardines como una manera de contribuir desde nuestro ámbito y aportar nuestro granito de arena”, explica Pablo Vidarte, cofundador y director ejecutivo de Bioo.

Cada jardín tendrá ‘cápsulas del tiempo’ en plantas y flores con mensajes de voz grabados en ellas que se activarán cuando alguno de los visitantes las toquen. Testimonios que la empresa está recogiendo a través de su página web, desde donde han habilitado un apartado en el que cualquier persona puede compartir sus reflexiones y vivencias a través de vídeos o audios. “Queremos que sea un reflejo de la sociedad y vamos a ponerlos todos, pero no lo haremos al azar. Estamos trabajando con un grupo de psicólogos, psiquiatras y pedagogos para conseguir una experiencia curativa”, señala Vidarte. El objetivo es crear espacios verdes con historias y relatos que ayuden a reducir el estrés entre pacientes, familiares y personal sanitario y sirvan para desarrollar terapias y rehabilitaciones.

placeholder

Aunque la visión del responsable de Bioo va más allá de la actual crisis y aspira a seguir construyendo jardines “en los que vayamos integrando la memoria colectiva de nuestras ciudades. Espacios en los que podamos estar escuchando las historias del pasado y que queden inmortalizadas en la naturaleza”, afirma.

Liderando el cambio hacia un futuro más verde

El desarrollo de la tecnología que hace posible Los Jardines de la Vida también corre a cargo de Bioo, que ha conseguido convertir las plantas en interruptores biológicos capaces de activar sonidos y luces, entre otras funciones. La empresa nació en Barcelona en el año 2015 con el objetivo de extraer energía a través de medios naturales y en poco tiempo ha llegado a ser una referencia europea dentro del ámbito de las ‘clean-tech’ (tecnologías limpias), convirtiéndose en la ‘Empresa más disruptiva del año’ en el South Summit de 2016 de Google y liderando el ‘Top 50 Empresas más Innovadoras’ del Parlamento Europeo en 2017. Además, Vidarte ha sido incluido en la lista Forbes 2017 de los '30 Under 30', que reúne a algunos de los emprendedores más exitosos por debajo de los 30 años.

"Creamos un sistema capaz de recoger electrones que liberan las plantas de manera natural para generar una corriente eléctrica"

El cofundador de la empresa de biotecnología dejó sus estudios de ingeniería en tercer curso con el objetivo de liderar el cambio hacia un futuro más verde revolucionando la manera en que producimos y consumimos electricidad. “Creamos un sistema capaz de recoger electrones que liberan las plantas de manera natural para generar una corriente eléctrica”, explica Vidarte. Empezaron produciendo baterías biológicas cada vez más eficientes y su objetivo ha sido extenderse a la mayor escala posible. “Por el camino nacieron otras tecnologías como los interruptores biológicos o un biopanel, que todavía estamos desarrollando, para generar electricidad a partir de parques y jardines simplemente utilizando el césped”.

Durante las últimas semanas, el área de I+D también ha estado trabajando en Bioo Sensor, un nuevo producto que nace con el objetivo de sustituir a los sensores tradicionales que se emplean en la agricultura en todo el mundo; que funcionan con pilas que deben cambiarse cada año. “Esto supone un gasto pero, sobre todo, un elevado coste medioambiental. Para evitar esto, queremos implantar este sistema que es capaz de generar electricidad a partir del propio suelo que cuidan los agricultores”, resume Vidarte.

placeholder

Desde Bioo también apuestan por la educación a través de Bioo Education, desde donde proporcionan los materiales necesarios a escuelas, institutos y universidades para que su tecnología sea accesible para todo el mundo. “Queremos que la gente aprenda cómo generar electricidad a partir de la naturaleza y que vean esta tecnología como algo que, en poco tiempo, va a ser cotidiano. Esto ya se está haciendo en universidades de España, Dinamarca o Estados Unidos”, aseguran.

Para Vidarte los bosques podrían llegar a convertirse en las centrales de energía del futuro y el reto a largo plazo es que la tecnología de Bioo sea una opción más dentro del mix de energías renovables. “Es un proceso a largo plazo pero este tipo de visión es la que mantenemos. No buscamos reemplazar las soluciones actuales, buscamos crear un cambio e incentivar una transformación. Algunos creen que el progreso es poner vías y edificios donde antes había verde, pero no tiene porqué ser así”, afirma.

ECBrands BrandsTecnología