LANZA TRES MODELOS EN NUESTRO PAÍS

A Xiaomi le hacen un Xiaomi: realme trae sus 'smartphone' chollo a España

realme, perteneciente al propietario de Oppo, OnePlus y Vivo, tira los precios con sus realme X2, el X2 Pro y el realme 5 Pro, smartphones 'chollazo' que quieren imitar el éxito de sus compatriotas

Foto: Realme X2 y X2 Pro. (M. Mcloughlin)
Realme X2 y X2 Pro. (M. Mcloughlin)

realme. REAL-MI. Si lo dices en alto recuerda a Redmi, la familia de móviles asequibles de Xiaomi. No acaban ahí sus similitudes. Esta desconocida empresa pertenece en cuestión al conglomerado BBK. Nada tiene que ver con la caja de ahorros vizcaína. Es el segundo fabricante mundial de 'smartphones' pero nadie le conoce por ese nombre. Es un fantasma de dimensiones monstruosas que se manifiesta a través de marcas tan conocidas por estas latitudes como Oppo y OnePlus o Vivo, que no se deja ver por aquí. Ahora también a través de realme, un nuevo tentáculo 'low cost' lanzado hace un año en India. Este martes ha anunciado que llega de manera oficial a España desde este martes con una hornada de tres primeros teléfonos que apelan directamente al argumento más efectivo de venta en el mercado patrio: el bolsillo.

Decíamos que Redmi y realme se parecían en algo más que la fonética. Como muestra un botón: la marca también ha mostrado que hace auriculares y cuenta con una línea de accesorios como mochilas y cuadernos. Como Xiaomi, le dan a cosas más allá de los móviles.

Con los 'smartphones' la propuesta es prácticamente la misma. Se podría que han calcado el modelo que quieren tumbar. Se resume en especificaciones atípicas del precio al que venden sus teléfonos. Independientemente del ruido que hagan el iPhone, los Galaxy S10 y demás buques insignia, el grueso de móviles se sitúan por debajo de los 300 euros. Es la fórmula más efectiva para entrar a un nuevo país. Uno de los 'smartphones' que se empiezan a vender en España (sede de la compañía para su expansión en Europa) se sitúa en este terreno: el realme 5 Pro, que rondará los 200 euros. Pero no viene solo. Lo hace con el X2 y el X2 Pro, dos terminales de mayores prestaciones y mayor coste pero también llegan con la aureola de móvil chollazo. Hemos podido conocer estos 'smartphones' y así tener un primera fotografía de lo que ofrecerá esta marca para tratar de arañar clientes a Xiaomi, su gran rival.

realme X2 Pro: el 'chollazo'

El realme X2 Pro es uno de esos terminales que llega con la etiqueta de 'flagship killer'. Uno de esos terminales que promete hacer lo mismo que los terminales del doble de precio a base de quitar especificaciones superfluas. Se trata de un móvil que llega con una pantalla de 6,5 pulgadas, un procesador de primer nivel así como una cámara cuádruple.

El diseño de este terminal, de 8,7 milímetros de grosor y prácticamente 200 gramos de peso, sigue las líneas de lo establecido. No hay nada revolucionario. Incluso su trasera recuerda a algunas que ya hemos visto en Huawei, Samsung o Xiaomi. En definitiva, nada rompedor. Una simple reinterpretación de un diseño popular. Pantalla con pocos marcos con lector de huellas integrado, 'notch', bordes de aluminio y cristal templado para la parte trasera, ligeramente curvada.

Realme X2 Pro. (M. Mcloughlin)
Realme X2 Pro. (M. Mcloughlin)

La verdad que es un aparato que se siente grande en la mano. Personalmente me es prácticamente imposible alcanzar la parte superior de la pantalla sin estirar en exceso el pulgar o agarrarlo tanto con la derecha como con la izquierda. Llegará con acabado en blanco, con reflejos en múltiples colores; y azul. Cuenta con dos altavoces estéreo compatibles con Dolby Atmos así como conector 'jack' para auriculares y USB tipo C. Lo que no hay es posibilidad de ampliar por microSD el almacenamiento interno.

La pantalla se queda con una resolución Full HD+ y 500 nits de pico máximo de brillo pero viene con una interesante novedad. Una tasa de refresco de 90Hz. Esto, una característica que sus primos de OnePlus introdujeron primero en el OnePlus 7 Pro y hace poco en el 7T, hace que todo se vea súper fluido y todo lo que se muestra en este panel SuperAMOLED se deslice de manera muy suave. Como es algo que puede ayudar a acabar más rápido con la batería, se puede fijar un nivel menor (60) para alargar la autonomía.

El realme X2 Pro tiene cosas para quitar clientes a Xiaomi, pero también a sus primos de OnePlus

En el interior nos encontramos con el Snapdragon 855+, que se apoya en un sistema de refrigeración líquida. Es una versión mejorada del 855 que llevamos viendo todo el año. Se jalona con 6, 8 o 12 GB de RAM. Cualquiera de las configuraciones va a ser suficiente para el común de los usuarios, pero los 'gamers' agradecerán el 'extra' de las versiones superiores. El problema viene con la memoria interna. Ya hemos dicho que no se puede ampliar, así que 64GB quizás se te queden cortos. Hay opciones de 128 y 256. La historia es que el almacenamiento, en estos dos últimos casos, es UFS 3.0. En el primero, 2.1. ¿Y qué signfica eso? Pues que en el modelo básico las acciones de grabar y leer información irá un poquito más lento y no será tan fluido.

Venta 'online' de momento

La batería es de 4.000 mAh. Cuenta con un cargador rápido de 50V. Eso te debería asegurar, a excepción de que seas un 'kamikaze' gastando datos, yendo con el brillo a todo trapo y demás, una autonomía con la que llegues a final del día. Si andas justo, con el enchufe y el cable oficial, podrás lograr hasta el 50% de la batería en tan solo 10 minutos. Funciona con ColorOS 6.1 sobre Android 9. Cuenta con NFC, bluetooth 5.0 y wifi de doble banda.

Solo venden 'online'. En Amazon, Aliexpres y PcComponentes. Ese es su talón de Aquiles

La cámara es otro de sus grandes reclamos. Cuenta con cuatro lentes. No es una apuesta inédita, que el P30 Pro ya lo tenía, aunque con otras prestaciones. Monta un sensor de 64 megapíxeles de Samsung como elemento principal. Viene con una apertura de f/1.8 y píxeles de 0,8 micras. Está acompañado por un gran angular y por un telefoto. La primera de estas piezas cuenta con 8 megapíxeles de resolución, 115 grados de ángulo de visión así como f/2.2 y píxeles de 1,2 micras. La segunda, de 13 megapíxeles, ofrece dos aumentos ópticos y hasta 5 híbridos. A esto hay sumarle un sensor de profundidad de 2 megapíxeles y f/2.4. Graba en 4K hasta 60 frames por segundo. Permite capturar vídeo con el gran angular, cuenta con estabilización, 'video bokeh' en vivo así como cámara lenta a 960fps a 720p. La delantera, por su parte, cuenta con 16 megapíxeles, pixeles de 0,8 micras y apertura de f/1.8.

Se venderán en su propia web, en Amazon, Aliexpres y PcComponentes. La mayor dificultad que deben gestionar para crecer en España es la presencia en comercios físicos. La venta 'online' está creciendo, sí, pero el grueso de las ventas de terminales en España se siguen haciendo en canales tradicional. Por eso Xiaomi ha puesto el acento en sus tiendas, así como en estar en grandes superficies y en operadores. La versión de 6GB de RAM y 64GB de memoria será de 399 euros, la de 8GB y 128GB será de 449€ y la de 12GB y 256GB costará 499€.

Este realme X2 Pro llegará con un precio que lo pone directamente a competir con el Nova 5T, el Mi Mix 3 o los modelos más atractivos de la gama Mi 9. La historia es que también es un tiro en el pie, ya que compite directamente con el reciente OnePlus 7T. Es más, hay pocas diferencias que justifiquen pagar más.

realme X2: ¿cuál es la diferencia?

El mayor de los realme viene acompañado por una versión desnata. El realme X2, a secas. ¿Cuáles son las diferencias? Pues, por una parte el precio. Pro significa lo que Plus: más. Más especificaciones, pero más coste. ¿Qué diferencias hay entre un modelo y otro? Pues en primer lugar, el tamaño. Cuenta con una pantalla ligeramente más pequeña, 6,4 pulgadas y un cuerpo ligeramente más contenido. El panel es SuperAMOLED con resolución Full HD+, pero en este caso no tendremos la tasa de refresco de 90Hz. Eso sí, lo que mantiene es el lector bajo la pantalla.

Realme X2. (M. Mcloughlin)
Realme X2. (M. Mcloughlin)

En el diseño hay algunos cambios adicionales. La cámara no se coloca en el centro de la espalda. Lo hace en la parte superior izquierda. Aunque el material esencial es cristal templado, los bordes son de plástico. Aquí tenemos un altavoz, situado en la parte inferior, así como jack de auriculares. Este teléfono es compatible también con Dolby Atmos.

Diferencias también bajo el capó. El procesador pasa de ser un 855+ a un Snapdragon 730G, un chip de 8 nanómetros optimizado para los juegos. Para ubicarte, cabe mencionar que es un procesador de segundo nivel. El 730G es el mejor chip de Qualcomm después de la serie 800. Llegará una versión de 8 GB de RAM, rematadas con 128 GB de almacenamiento. El estándar es UFS 2.1. En este caso si tiene ranura para microSD, permitiendo un chute extra de 256GB. La batería, también de 4.000 mAh, cuenta con carga rápida pero no tan potente como la anterior. Tiene una potencia de 30W y consigue 50% de carga en 19 minutos. Han incluído un sistema de refrigeración que permite utilizar esta funcionalidad mientras corres juegos pesados, algo que suele exigir mucho al terminal y sobrecalentarlo.

La cámara cuádruple cambia el telefoto por un sensor macro dedicado de 2 megapíxeles

Aquí tenemos también una cámara cuádruple. Llega con el mismo sensor principal, el mismo sensor de profundidad y el mismo gran angular. La diferencia viene dada por un sensor macro de 2 megapíxeles y f/2.4 que es el que sustituye el telefoto. Puede grabar en 4K a 30 frames por segundo y en 1080p capturando hasta 120 fps. La cámara lenta admite hasta 960fps a 720p. La cámara delantera cuenta con 32 megapíxeles. El software también es Android 9.0 corriendo bajo Color OS 6.0. Cuenta con NFC, bluetooth 5.0 y wifi de doble banda. Es un terminal que compite de tú a tú con el Mi 9 SE o el Mi 9 Lite. Saldrá a la venta el 29 de octubre, en los canales 'online' mencionados, a un precio de 299 euros.

realme 5 pro: el asequible

El estreno de realme se completa con un tercer actor, el 5 pro. Es el teléfono más asequible del catálogo con el que aterrizan en nuestro país y el resto de Europa. Se trata de un terminal de 6,3 pulgadas de pantalla (también coronada con 'notch' en forma de gota) que cambia el panel Súper AMOLED por un LCD. A diferencia de los otros dos modelos, el sensor de huellas está en la espalda de este 'smartphone'.

Aunque el diseño mantiene las líneas vistas en los X2, aquí tenemos plástico (policarbonato). En el caso de la pantalla, contamos con Gorilla Glass 3+. Incluye también USB tipo C y conector jack para auriculares.

Foto: realme.
Foto: realme.

El interior de este terminal, llamado a competir con los Redmi Note 7, cuenta con un Snapdragon 712. Llegará jalonado con 4 u 8GB de RAM. La memoria interna es de 128GB, aunque en este caso también cuenta con ranura para microSD, con el que tener hasta 256GB extra. Cuenta con wifi dual y 'bluetooth' 5.0. Sin embargo, un detalle importante, es que perdemos el NFC. La batería es de 4035 mAh y también dispone de carga rápida, en este caso de 20W.

Llega también con cámara cuádruple, pero mucho más sencilla que las del X2 y el X2 Pro. La configuración, en este caso, es de 48 megapíxeles y una apertura de f/1.8. El gran angular es de 8 megapíxeles y f/2.4. Se completa con un sensor macro (2 mp, f/2.4) y un sensor de profundidad (2mp, f/2.4). Partirá de 199 euros por la versión de 4GB y 128GB y 249 por la versión superior. Se podrá comprar en Aliexpres, Amazon y PcComponentes, además de la página oficial de la marca.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios