No fue un camino fácil

Cómo vender una 'app' a Apple: el secreto de un 'pelotazo' contado desde dentro

Seis años después de formalizarse la venta de una 'startup' a Apple, su principal implicado, David Hodge, contó como fue el proceso, tan habitual como desconocido, a través de Twitter

Foto: Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Las grandes compañías tecnológicas suelen apostar de forma recurrente por la compra de pequeñas empresas que cuentan con ideas o líneas de desarrollo que les pueden interesar a corto o medio plazo, por ello no es de extrañar que Apple haya comprado una 'startup'. Lo que sí es novedad es que alguien cuente cómo es ese proceso de venta de una pequeña compañía, a menudo desarrollada entre amigos, a un gigante como es la firma de Cupertino. Así, el diseñador de aplicaciones David Hodge arrojó algo de luz sobre este tema y contó cómo vivió el momento a través de un hilo de Twitter.

Corría el año 2013 cuando Hodge lanzó al mercado una aplicación a la que bautizó como Embark, cuya principal funcionalidad estaba pensada para optimizar los servicios de mapas con datos en tiempo real de horarios del transporte público, notificaciones de retrasos o planear rutas rápidas en función del tráfico. Además, una de las particularidades con la que contaba es que podía transmitir la práctica totalidad de la información sin precisar de una conexión a internet activa. Ahora, seis años después, David ha escogido la red social Twitter para dar a conocer al mundo como vivió la venta de su 'app' a Apple.

El proceso, en 15 pasos

La venta de la empresa emergente se fraguó durante los meses de verano del 2013 y ahora, el propio Hodge ha sido quien ha narrado a través de un hilo de Twitter la venta de su compañía en quince pasos diferenciados, que, según explica, no siempre fueron fáciles.

  1. En primer lugar, el desarrollador mostró a sus seguidores de la red social una foto de una credencial de visitante para acceder a la sede de Apple. Hasta allí acudió pensando que hablarían sobre una mejora de la API (Interfaz de Programación de Aplicaciones) que precisaba para su aplicación, pero la realidad no fue esa. Su visita a Apple venía motivada porque la firma de Cupertino quería conocer de cerca la 'app' de Hodge para negociar su compra.
    Tarjeta de visita de David Hodge para acceder a la sede de Apple.
    Tarjeta de visita de David Hodge para acceder a la sede de Apple.
  2. Para aquellos que se preguntan cómo es vender una empresa a Apple, el tuitero habló de un proceso infernal que podría acabar con la empresa en el caso de que no se formalice la venta. Asimismo, también destacó que hay que llevar a cabo una gran cantidad de trámites y, como prueba de ello, mostró una imagen de la mesa de su salón, tan solo un día después de iniciar la operación.
    Mesa de la casa de Hodge con la documentación de la venta de su 'startup' a Apple.
    Mesa de la casa de Hodge con la documentación de la venta de su 'startup' a Apple.
  3. Tras ello, el desarrollador asistió a la Conferencia Mundial de Desarrolladores (WWDC) de Apple, aunque no pudo presenciar gran parte de las sesiones, puesto que estaba en negociaciones con la gente de la firma que todavía estaba en Cupertino. Así, cada vez que recibía una llamada se tenía que apartar del recinto de Yerba Buena Gardens (San Francisco), para atender a los interlocutores con discreción.
    WWDC a la que asistió Hodge mientras negociaba.
    WWDC a la que asistió Hodge mientras negociaba.
  4. Durante las negociaciones, el desarrollador afirma que perdió tres meses pensando en el futuro de su empresa, pero no solo eso, sino que acumuló un total de 195.000 dólares en facturas por un acuerdo que temía que nunca se llegara a cerrar. Así, con estos números sobre la mesa, su colchón financiero se redujo rápidamente de permitirle estar cubierto de 16 meses a estarlo solo 8 meses.
    Equipo de desarrollo de 'Embark'.
    Equipo de desarrollo de 'Embark'.
  5. Durante todo el proceso tampoco dormía bien e incluso llegó a desarrollar un problema con la mandíbula (la apretaba mientras dormía) que calificó como insoportable. Además, una de las noches de insomnio se percató de que necesitaba firmas físicas en un documento que tendría que entregar a primera hora del día siguiente, por lo que llamó a amigos para encontrar una impresora. Momento que aprovechó para agradecerle el favor a su amigo Blade.
    Contrato que tenían que entregar firmado.
    Contrato que tenían que entregar firmado.
  6. Hodge no podía contarle nada de lo que estaba sucediendo a su familia y amigos, por lo que las relaciones se tensaron durante todo el proceso.
  7. Durante una reunión con el equipo de fusiones y adquisiciones en One Infinite Loop (Apple Campus) se filtró la noticia de que Apple había adquirido al competidor directo de Embark, llamado HopStop, por lo que su teléfono comenzó a llenarse de notificaciones. En ese momento, Chris Sacca, un conocido inversor tecnológico estadounidense, vio la noticia y le envió un mensaje a David para confirmarlo, pero lo importante es que el acuerdo, por el momento, seguía en curso.
  8. Hodge intentó mantener el impulso mientras estaba (con suerte) cerrando el trato, aunque su móvil seguía recibiendo notificaciones. En pararelo, las actualizaciones de la aplicación de transporte de David, Embark, se seguían implementando, pero más lentas de lo que a Hodge le hubiese gustado.
    Actualización de 'Embark' que llegó durante las negociaciones.
    Actualización de 'Embark' que llegó durante las negociaciones.
  9. El día del cierre de la operación estaba previsto para el 16 de agosto del 2013 y allí, en la sede de Apple, se presentó David pensando que el camino llegaba a su fin. Sin embargo, un mensaje urgente de su abogado lo cambió todo. Uno de los grandes inversores de Hodge no había firmado, generado así una situación que también frustró al potencial nuevo jefe de David, Chris, por lo que corrió lejos de la sala para llamar y conocer la situación.
  10. Tras salir de la sede de Apple, David corrió a un territorio neutral (el restaurante BJ's) para hablar con su abogado, pero nadie cogió la llamada. Para él pasó una hora, aunque realmente fueron cinco minutos, y, tras ello, volvió a llamar y escuchó: "Lo hemos conseguido, han firmado". La operación de venta ya se había formalizado.
  11. David no estaba seguro de que el trato se hubiese cerrado y mantenía su mentalidad de que las cosas "no se acaban hasta que se acaban", por lo que preguntó a su abogado si estaba seguro, a lo que el respondió: "David, es legalmente vinculante". Tras ello, Hodge se subió a un a un coche para dirigirse a cerrar la cuenta bancaria de su empresa.
    Captura del correo enviado por Uber tras el viaje de David.
    Captura del correo enviado por Uber tras el viaje de David.
  12. Oficialmente ya había acabado la venta, sin embargo, todavía no podían hacerlo oficial, por lo que celebró el éxito organizando una fiesta para el gato de su compañero de fatigas. No es broma, la excusa de la convocatoria fue juntarse todos para festejar en honor al gato.
    Imagen tomada durante la fiesta en honor al gato.
    Imagen tomada durante la fiesta en honor al gato.
  13. En el caso de recibir alguna pregunta de que era lo que estaba ocurriendo realmente, la respuesta oficial pasaba por decir que trabajaban en Apple, lo cual, según el propio David, era un poco tonto. Durante ese mismo fin de semana se organizó para vaciar la oficina en la que tantas horas había pasado sin que nadie se enterase de lo que estaba ocurriendo.
  14. La mayoría de la información restante, según relata el propio David, se encuentra bajo un acuerdo de confidencialidad.
  15. Por último, Hodge cuenta que el proceso fue difícil y que tuvo mucha suerte de llegar al punto en que Apple quería hablar con él y que también contó con la fortuna de que todo funcionó después de las negociaciones.

¿Qué ocurrió después?

Tan solo tres semanas después del acuerdo, las que llevaba David en la empresa, se presentó el iPhone 5S (10 de septiembre de 2013) y, un día más tarde, el protagonista cogió uno de los nuevos terminales de la compañía y emprendió un viaje a Hawai para tomarse un merecido descanso, ya no solo por lo que a las negociaciones se refiere, sino que llevaba trabajando en Embark desde junio de 2008.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios