Telefónica no golea pese al fútbol: es el operador que más clientes pierde
  1. Tecnología
Pierde 41.500 líneas fijas y 78.000 móviles

Telefónica no golea pese al fútbol: es el operador que más clientes pierde

Llegan los primeros datos de portabilidades tras el arranque de la temporada de fútbol. ¿Le sale cuenta a Telefónica invertir 4.000 millones en tres años por el fútbol?

placeholder Foto: El jugador del Real Madrid, Karim Benzema. (Reuters)
El jugador del Real Madrid, Karim Benzema. (Reuters)

La guerra entre operadores de los dos últimos años ha tenido como protagonista al fútbol televisado. Mientras Movistar ha reforzado su posición, adquiriendo directamente los derechos de Liga y Champions, y Orange ha seguido accediendo a ellos mediante recompra, Vodafone se ha salido de la ecuación y MásMóvil sigue firme en su posición de no adquirir derechos deportivos. Los datos ahora dan más pistas de cómo va la batalla, y hay un claro (y sorprendente) perdedor.

Según las cifras de portabilidades desde el 1 de agosto hasta el pasado 27 de septiembre (números a los que ha podido acceder Teknautas), mientras Vodafone ha reducido la fuga de líneas fijas a 32.400, Movistar ha pasado a ser el operador que más líneas fijas ha perdido: 41.500. Las malas noticias para la marca de Telefónica no vienen solas, ya que su rival en esto del fútbol, Orange, sí ha logrado crecer en 17.300 líneas. MásMóvil y sus marcas han sido las grandes beneficiadas de una guerra del fútbol que vuelve a pasar de refilón por el grupo amarillo, ganando 39.500 líneas entre ambos meses.

Foto: Karim Benzema. (Reuters)

La imagen que queda de los datos es muy dura para los azules. Movistar ha comprometido unos 4.000 millones de euros para poder contar con todo el fútbol durante tres temporadas. Una apuesta arriesgada, al menos mucho más que la de Orange, que este año desembolsará cerca de 300 millones de euros para poder pinchar la señal de los canales de Movistar pero que no tiene la obligación de seguir recomprando el fútbol la próxima temporada. La apuesta por el fútbol había funcionado el año pasado, pero en 2019 los números han cambiado.

2018 fue la primera temporada desde que el fútbol entró de en los operadores que Movistar y Orange se quedaban como los únicos que ofrecían este deporte al completo. Vodafone renunciaba al llamado Partidazo y la Champions y se quedaba únicamente con el paquete de ocho partidos de Liga por jornada. El resultado fue el esperado. Vodafone perdió entre agosto y septiembre unas 53.100 líneas fijas, necesarias para poder contratar una conexión a internet y el fútbol. En el mismo periodo de tiempo Movistar ganó 74.600 líneas y Orange 25.400, aunque el Grupo MásMóvil, que seguía con su apuesta de quedarse al margen de las guerras de derechos deportivos, ganó 67.700. Sin embargo, una mayor apuesta por el deporte rey no está trayendo los réditos esperados, y los agujeros no solo se quedan en este entorno.

placeholder (Reuters)
(Reuters)

La caída en el móvil es mayor

Las pérdidas de líneas fijas se pueden asociar directamente al fútbol, al ser necesarias para poder acceder a él, pero tampoco le ha ido mejor a Movistar en la captación de clientes de móvil. La operadora ha pasado de liderar este particular campeonato a farolillo rojo, con 77.900 líneas que se han ido a otros operadores. De hecho el otro operador con fútbol, Orange, también ha perdido clientes de móvil, 28.700 concretamente. ¿Quiénes han salido beneficiados entonces? Los distintos virtuales y sobre todo la misma Vodafone, que suma 21.300 líneas entre ambos meses, y el grupo MásMóvil, con 43.400 fieles más.

La situación es muy diferente respecto a 2018. Agosto del año pasado fue el mejor mes en años para Telefónica, ganando 68.700 líneas, que fueron acompañadas por otras 33.500 en septiembre, sumando un total de 102.200 líneas captadas en plena guerra del fútbol. Esas cifras supusieron que Movistar liderase, incluso por delante de MásMóvil (82.900 ganadas), la captación de clientes de móvil en una de las dos fechas clave del año para los operadores. Además sus grandes rivales históricos perdían clientes a borbotones: Orange se dejó 61.100 líneas entre los dos meses y Vodafone vio como 154.400 líneas salían de sus cuentas. Ahora todo ha cambiado.

placeholder (Reuters)
(Reuters)

¿Ya no tira el fútbol?

¿Cómo son posibles todos los números anteriores? Primero hay que tener en cuenta que Vodafone ya sufrió en sus carnes la pasada temporada la renuncia al fútbol. A pesar de que se quedó con un canal, porque ya lo tenía comprometido, sus clientes no podían ver habitualmente los partidos del Real Madrid o el FC Barcelona, por lo que la mayoría de los futboleros ya buscaron alternativas la pasada temporada.

Y más allá del fútbol, los propios operadores bien saben que la masa de clientes que contratan el fútbol es limitada. Aunque aporten unos ingresos medios superiores a la media, no son mayoría los que se cambian de operador buscando la mejor oferta para ver el fútbol.

El último panel de hogares publicado por la CNMC deja clara cuál es la principal razón por la que los hogares españoles cuenta con televisión de pago: porque los operadores lo empaquetan con otros servicios. Un 31,7% de los encuestados dieron esa razón, frente al 17,9% que afirmaron contar con la TV de pago para poder acceder a contenidos deportivos. Es más, si seguimos explorando la misma encuesta que elabora semestralmente el regulador, llegamos a que un 62% de las personas se cambian de operador por el ahorro, no por otra razón.

placeholder (EFE)
(EFE)

Fuentes del sector señalan, eso sí, que Telefónica podría lograr un mayor nivel de ingresos por su apuesta en el fútbol, pese a perder clientes. Un escenario posible es que, de forma neta, Telefónica pueda estar ganando varias decenas de miles de clientes de fútbol pagando más de 100 euros cada mes, y perdiendo muchos más clientes (que pagan 60 euros al mes o menos) que no desean fútbol para irse a las low-cost. El efecto neto en clientes es negativo, pero en ingreso medio por cliente puede ser positivo. Lo sabremos en noviembre cuando la operadora presente resultados.

El gancho del 'low cost'

Sea como fuere, lo que está claro es que en Movistar son conscientes desde el inicio de la Liga de que esta temporada no lo iban a tener tan fácil. De hecho, tras presentar sus nuevas tarifas Fusión y promociones temporales para estas a principios de agosto, el operador subió su apuesta con una oferta que rebajaba el precio de la Fusión más económica con fútbol durante toda la temporada.

Y es que el low cost viene pegando con mucha fuerza y es el que se está llevando los clientes. Los números de Vodafone tienen un culpable principal, y no es otro que Lowi, su marca low cost. El operador británico ofrece en su marca blanca fibra de 100 Mbps y una línea móvil con llamadas ilimitadas y 20 gigas por 34,95 euros al mes para siempre. Es más, fuentes del sector confirman que Vodafone como marca 'premium' perdió en septiembre 36.000 clientes pero Lowi ganó unos 50.000. El resultado neto es favorable, pero la tendencia a ingresar menos también.

placeholder (EFE)
(EFE)

En el grupo MásMóvil también se han reforzado. Su marca principal, Yoigo, está regalando un año de su decodificador con películas bajo demanda incluidas y tres meses de Netflix. Pero tal debe ser la amenaza de la tarifa de Lowi, en principio disponible hasta finales de octubre, que la propia MásMóvil cuenta con una tarifa oculta para clientes procedentes de las marcas de Vodafone, que iguala las condiciones de Lowi, incluido el precio.

Las aguas podrían volver a sus cauces y los números de las portabilidades estabilizarse, cuando acabe esta campaña, que ya podemos dar por concluida al estar las competiciones de fútbol más que arrancadas. Pero pronto se acercará la navidad, la otra fecha clave para los operadores, y ahí estarán sus ofertas, para alegría de los usuarios.

Movistar Fútbol Vodafone Orange MásMóvil
El redactor recomienda