Prohibidos a menos de 5 km de un aeropuerto

UK prohibirá volar drones a menos de 5 km. de un aeropuerto. ¿Qué hay de España?

Reino Unido aprueba este miércoles una nueva regulación en la que sancionará a cualquiera que use un dron a menos de 5km de distancia de un aeropuerto. En España el límite es 8k. ¿Suficiente?

Foto: (EFE)
(EFE)

Este miércoles entrará en vigor una nueva ley en Reino Unido que obligará a los operadores de drones a volar sus aparatos a una distancia mínima de 5 kilómetros de un aeropuerto. La decisión del Departamento de Transporte británico va encaminada a evitar los problemas recientes que se vivieron en los aeropuertos de Heathrow y Gatwick, cuando ambos tuvieron que detener su actividad por la amenaza de un dron en el aire. Hasta ahora la normativa en Reino Unido solo exigía 1 kilómetro de distancia. Ahora se amplía a 5 km. En España, la situación es algo mejor: el mínimo de distancia sube a los 8 kilómetros. Pero, ¿es suficiente?

"La ley es muy clara respecto al hecho de que volar un dron cerca de un aeropuerto es un acto criminal muy serio", explicó recientemente el secretario de transporte, Chris Grayling, cuando anunció la medida. Ahora entrará en vigor este miércoles. Bajo esta nueva ley, volar un dron a menos de 5 kilómetros de cualquier punto de un aeropuerto puede acarrear penas de varios años de cárcel y fuertes multas.

En España, la distancia bajo la que está permitida operar un dron respecto a un aeropuerto es significativamente mayor: 8 kilómetros. Así lo establece el Real Decreto 1036/2017, de 15 de diciembre, por el que se regula la utilización civil de las aeronaves pilotadas por control remoto, es decir, drones. La ley española es muy clara al respecto: "Tales aeronaves se deberán operar a una distancia mínima de 8 km respecto del punto de referencia de cualquier aeropuerto o aeródromo y la misma distancia respecto de los ejes de las pistas y su prolongación, en ambas cabeceras, hasta una distancia de 6 km contados a partir del umbral en sentido de alejamiento de la pista". ¿Es suficiente establecer estas medidas? ¿Cómo se delimitan? ¿Qué tecnología se utiliza para detectar estas amenazas? Ahí es justo donde llegan las discrepancias.

Reino Unido se prepara para una nueva regulación más allá del parche que entra en vigor este miércoles que dará poder a la policía de detener y registrar a personas sospechosas de estar usando drones por debajo de los límites que indica la ley. Con la autorización correspondiente, la policía británica podrá acceder a los datos electrónicos almacenados en el dron y comprobar si, efectivamente, ese aparato ha infringido o no la ley.

(Reuters)
(Reuters)

En España no se planea de momento una modificación de la ley que otorgue estos poderes a las fuerzas del orden, por lo que se hace complicado también evitar posibles interferencias de en los aeropuertos. Como señala a Teknautas Meritxell Codina, consejera delegada de Eurania, consultoría especializada en aeronáutica, la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), es la encargada de otorgar a cada operador profesional las licencias para volar drones cerca de los aeropuertos. "Ellos son los encargados de analizar caso por caso y comprobar que la compañía ha establecido las medidas de seguridad necesarias para no infringir el límite mínimo de 8 kilómetros". El problema, señala, es que los aeropuertos de momento no están usando tecnología específica para detectar drones y adelantarse a una posible interferencia. "Es un terreno aún tan nuevo que necesita mucho desarrollo".

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios