la red del pajarito le vuelve a traer problemas

Las autoridades estadounidenses quieren detener a Elon Musk por este tuit sobre Tesla

El magnate estadounidense habría violado el acuerdo al que llegó con la Comisión de Bolsas y Valores por el que tuvo que dimitir como presidente de la marca automovilística

Foto: Elon Musk (Foto: Reuters)
Elon Musk (Foto: Reuters)
Autor
Tiempo de lectura3 min

Ya hemos hablado varias veces de la relación amor odio que tienen Elon Musk y Twitter. Al estilo de otros magnates como Donald Trump, el dueño de Tesla, SpaceX y The Boring Company, usa la red social del pajarito como su gran altavoz y le ha ayudado a colocarse como una de las personas más influyentes del planeta, pero su verborrea también le ha dado grandes disgustos. El último incluso puede llevarle a un calabozo.

La Comisión de Bolsa y Valores (SEC) ha pedido formalmente a un juez federal su detención, después de que el empresario tuiteara un mensaje sobre Tesla con información inexacta. Según esta agencia estatal, que se encarga de vigilar que se cumplen las leyes nacionales de los valores y regular esta industria, Musk violó las reglas del acuerdo alcanzado el pasado otoño con esta misma entidad (después de una polémica que le obligó a dejar el cargo de presidente de la compañía automovilística) al revelar en una plataforma pública datos de su compañía sin ni siquiera consultar con sus abogados. Algo a lo que se había comprometido en el acuerdo.

En el polémico mensaje, publicado el 20 de febrero, Musk presumía de que su compañía había pasado de fabricar 0 coches en 2011 a más de 500.000 en 2019. Esta información va contra lo que el propio empresario dijo a sus accionistas en una carta enviada el 30 de enero en la que aseguraba que Tesla solo llegaría a esos números entre el tercer y el cuarto trimestre de 2019 y el segundo de de 2020. Es más, dijo que Tesla fabricaría en 2019 un máximo de 400.000 coches.

Ya de por sí esta información inexacta podía provocar la reacción de la SEC, pero lo peor es que el magnate no consultó con los asesores legales de la compañía antes de lanzar su mensaje. Desde Tesla aseguran que fue un error y que inmediatamente después intentó corregirlo con otro tuit revisado por sus abogados, pero a la SEC no le ha convencido esta explicación y ha pedido a un juez federal del Distrito Sur de Nueva York que detenga a su CEO.

Todo apunta a que el problema no llegará tan lejos y se cerrará con una nueva multa al magnate, pero es una muestra más de que la relación entre la SEC y Elon Musk vive un momento de guerra total. El empresario ha desprestigiado en varias ocasiones a esta institución y ha intentado tomarse la vigilancia de esta entidad hacia su persona como un juego, confesando que lanza mensajes sin la vigilancia de sus abogados o tildándola como la "Comisión de Enriquecimiento del Shortseller".

Su última gran travesura en este sentido le supuso una multa de 10 millones de dólares y su cargo como presidente. De momento, Musk no ha dicho nada sobre todo lo ocurrido y lo único que ha hecho en Twitter es compartir un meme sobre él.

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios