un invento de rolls-royce

Proyecto SVAN: así funciona y se controla "el primer ferry autónomo del mundo"

Rolls-Royce acaba de presentar su nuevo invento, un ferry autónomo que están probando en las islas finlandesas para mover coches y personas igual que un barco normal

Foto: Ferry autónomo de Rolls Royce (Foto: Finferries)
Ferry autónomo de Rolls Royce (Foto: Finferries)

Ya habíamos visto coches, drones, autobuses y hasta trenes, pero nos faltaban los buques. La conducción autónoma está cada día más presente en todo el mundo y ahora toca verla en otra gran situación, el transporte marítimo. Y es que el gigante Rolls-Royce acaba de probar y presentar en sociedad un nuevo barco que, asegura, será el primer ferry autónomo del planeta.

La compañía estadounidense acaba de anunciar la noticia a través de un comunicado en el que explican todo el funcionamiento de este barco nacido de la colaboración con Finferries (la empresa pública finlandesa que se encarga de gestionar el tráfico marítimo dentro de este país y entre sus islas). En dicho texto dan el nombre del proyecto, SVAN, y cuentan que ya lo han probado durante más de 400 horas por el archipiélago de Turku.

¿Cómo es el barco exactamente? Pues, lejos de ser algo futurista, se trata, como se puede ver en el vídeo que te dejamos a continuación, de un ferry de lo más normal, igual que los que usa la compañía finesa normalmente. Conocido como Falco, cuenta con 53,8 metros de embergadura y tiene espacio tanto para pasajeros como para automóviles.

El secreto, por tanto, está en el interior. Allí se encuentran una serie de sensores y un sistema adaptado por la compañía para la ocasión. Con todo esto, el buque es capaz de moverse con autonomía detectando todo lo que encuentra a su alrededor.

El ferry pudo realizar el viaje entre Pargas y Nauvo (unos 58 kilómetros de distancia) con total autonomía. Eso sí, el viaje de vuelta lo tuvo que hacer pilotado por un ser humano. "La demostración de hoy deja claro que el barco autónomo no es solo un concepto, sino algo que transformará el transporte tal y como lo conocemos", explicaba el presidente de Rolls-Royce para la marina comercial Mikael Makinen tras culminar el trayecto.

Además, Rolls-Royce y Finferries también mostraron un nuevo sistema de 'auto-atraque' que, básicamente, permite al ferry alterar su velocidad y rumbo cuando se acerca al puerto. "Hoy damos un gran paso en el camino hacia el envío autónomo y reafirmamos exactamente lo que hemos estado diciendo durante varios años, que el transporte autónomo sucederá", terminaba Makinen.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios