CADA VEZ HAY MÁS

¿Sabes cómo moverte con patinete eléctrico? Guía para no liarla en el centro de Madrid

¿Sabes distinguir entre una ciclocalle y un ciclocarril? ¿Llevas casco? Esta es una guía para aclararte si te quieres mover en uno de estos aparatos

Foto: Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Llegaron sin hacer mucho ruido y ahora parece que han formado parte del paisaje urbano de Madrid desde hace mucho más tiempo. Hablamos de los patinetes eléctricos. Cada día se ven más por las calles. Además las flotas de plataformas compartidas se han asentado en las calles de la capital. Primero fue Lime, propiedad de Uber y la empresa que más se ha extendido por España con presencia en Alcobendas, Málaga y que ahora trata de volver a Valencia tras su primer aterrizaje fallido. Pero luego les siguieron otros tantos. A algunos municipios les pilló a pie cambiado y ultiman ahora regulación o parches normativos para darles encaje. Madrid aprobó recientemente su nueva ordenanza de movilidad en la que incluyó una serie de condicionantes y restricciones para este medio de transporte.

Ahora a estas normas se une la tormenta desatada por la muerte de una anciana de 92 años arrollada por uno de estos aparatos en Cataluña. Ocurrió el verano pasado pero la noticia saltó el miércoles. Algo que hizo que hasta la DGT moviese pieza con una propuesta de norma para expulsar de las aceras a los patinetes eléctricos y limitar su velocidad. Es probable que te hayas planteado en algún momento descargarte alguna de estas aplicaciones o, incluso, hacerte con uno de ellos para moverte por la ciudad, más ahora que entra en funcionamiento Madrid Central. Aquí va una pequeña guía para que sepas cómo funcionan y sobre todo para que no la líes circulando por la capital.

¿Qué precio tiene cada servicio?

MyGo es la última empresa en llegar a Madrid. (MyGO)
MyGo es la última empresa en llegar a Madrid. (MyGO)

Como decíamos, aparte de Lime, han llegado una serie de servicios adicionales a la capital. Funcionan todos de manera similar. A través de una aplicación de móvil se localiza en un mapa el patinete cercano. Lo desbloqueas con una lectura de código QR y al llegar a tu destino tienes que volver a bloquearlo para dar por finalizado el trayecto. Las tarifas son muy similares aunque hay ciertos matices. Por ejemplo, MyGO, la última que ha llegado, ha lanzado una tarifa promocional para los primeros viajes.

Lime: 1 euro desbloquearlo. 0,15 céntimos el minuto.

Wind: 1 euro desbloquearlo. 0,15 céntimos el minuto.

VOI: 1 euro desbloquearlo. 0,15 céntimos el minuto.

Eskai: desbloquearlo es gratis, 0,15 céntimos el minuto.

Bird: 1 euro desbloquearlo, 0,15 céntimos el minuto.

MyGO: 1 euros desbloquearlo (tres primeros minutos gratis), 0,15 céntimos al minutos. 3 euros gratis al registrarse.

Carril bici, sí pero ojo...

Esa es una duda habitual. Sí, los patinetes eléctricos pueden hacer uso del carril bici, así como de aceras bici, sendas bici y pistas bici. Sin embargo, muchos tienden a confundir el ciclocarril con carriles bici y no tienen nada que ver. Pero pueden circular por las ciclocalles. Un pequeño quilombo de conceptos que es mejor aclarar.

- Ciclocarril: Carril de coexistencia que se encuentra ubicado en una calle de varios carriles de circulación. Las bicis pueden circular por aquí (los coches deben adaptarse a un límite de 30 kilómetros por hora). Los patinetes, no.

Ciclocarril. (Google Street View)
Ciclocarril. (Google Street View)

- Ciclocalles: Calle de un único carril y sentido de circulación (y por tanto de coexistencia entre los diferentes vehículos). Aquí sí pueden circular los patinetes, junto con bicis y coches.

Ciclocalle. (Madrid)
Ciclocalle. (Madrid)

¿Por la acera?

No. Según la nueva ordenanza de movilidad de Madrid, está terminantemente prohibido utilizar los patinetes eléctricos en las aceras. Solo pueden ir por la acera aquellos que no tengan motor eléctrico y a un máximo de cinco kilómetros por hora. Tal y como dice la normativa, queda prohibida la circulación de VMU (vehículos de movilidad personal) en "aceras y demás espacios reservados con carácter exclusivo para el tránsito, permanencia y esparcimiento de peatones".

Entonces, ¿por dónde?

Aunque pueda parecer muy restrictivo, desde el Ayuntamiento y diferentes organizaciones aseguran que el 85% de calles de la almendra central permiten circular con patinetes eléctricos. Cuando no haya opción de circular, el usuario debe bajarse e ir andando por la acera.

Circular con patinete en Madrid: ¿dónde sí y dónde no?
AceraNO
Calzada generalNO
Carril busNO
CiclocarrilNO
Calzada residencial 20SI
Ciclocalle
Carril bici general y derivados (Pista/Senda/Acera bici)
Calle zona 30
Carril bici protegido

¿Me pueden multar ya?

Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Sí. La ordenanza de movilidad tiene varias sanciones previstas por el uso indebido de estos vehículos de movilidad personal. Sin embargo, y a pesar de que el texto entró en vigor hace más de un mes, no se han ejecutado las denuncias, sino que se ha amonestado evitando mayores sanciones de momento en la mayoría de casos. Esa al menos es la tónica general en Madrid. Antes de la aprobación de las nuevas normas, hubo varios casos de usuarios sancionados con 90 euros por utilizar el carril bici.

Sin embargo, en ciudades como Zaragoza o Valladolid se han puesto sanciones por utilizar estos vehículos en estado de embriaguez o por exceso de velocidad, respectivamente. La Guardia Urbana de Barcelona, ciudad con un sistema mucho más férreo para plataformas compartidas, asegura que pone una media de 150 sanciones al mes a personas que inclumpen las normas.

¿Dónde se pueden aparcar?

Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Los patinetes eléctricos se rigen como las bicicletas. Si hay aparcamientos especificos para estos vehículos o para motos, podrán utilizar dicho espacio. Si no los hubiese, podrán estacionarlo en la acera, siempre que dejen tres metros de ancho y de manera paralela al bordillo. En aceras que tengan más de seis metros de ancho se deben aparcar en semibatería o ángulo recto. En estos casos, si hay un patinete ya estacionado se colocará de manera paralela. Deben estar, al igual que bicis y motos, a cinco metros de los pasos de cebra.

Obviamente no se podrán estacionar cuando no se cumplan estas condiciones y tampoco cerca de pavimentos preparados para la referencia de personas con deficiencias visuales. Tampoco en paradas de bus (zona de embarque incluida) o taxi o sobre alcantarillas.

¿A partir de qué edad se pueden utilizar?

El reglamento establece que se pueden empezar a utilizar a partir de los 15 años. Sin embargo, algunos servicios compartidos como Lime o VOI piden a la hora del registro tener 18 años. Otros como Wind establecen límites de 16 años. Pero se confía en la buena voluntad (igual que con el límite de edad en WhatsApp) del usuario y no hay ninguna tutela efectiva.

¿El casco es obligatorio?

Imagen del pasado 24 de octubre. (Reuters)
Imagen del pasado 24 de octubre. (Reuters)

No. No existe obligatoriedad para la mayoría de usuarios. En el texto se recoge como "recomendación". Solo hay una excepción. Los menores de 16 años deben llevar casco (hay que tener en cuenta que estos vehículos se pueden utilizar desde los quince). No hace falta seguro ni carnet, una de las demandas de los más críticos con las normativas de los VMP.

¿Se puede llevar 'pasajero'?

No está especificado en el reglamento como tal, pero la definición de 'Vehículo de Movilidad Personal' da a entender que es utilizable solo por una persona. Algunas empresas lo advierten en sus condiciones. No simplemente por seguridad, también por la capacidad de los aparatos. Por ejemplo, los de Lime están preparados para aguantar unos 100 kilos. "Aunque entre las dos personas no lleguen a ese peso, no van a tener la libertad de movimiento suficiente", aclaran desde una de estas plataformas.

Manifiesto #respecttheride

Lime, la plataforma que más viajes aglutina en la capital y la primera en llegar, ha lanzado la campaña '#respecttheride', que persigue concienciar a la comunidad sobre el uso responsable de estos vehículos. Para ello han creado un manifiesto que hace hincapíe en aspectos como la correcta circulación, el uso del casco, el respeto a los lugares de aparcamiento, entre otras cosas. 

Como comenta Álvaro Salvat, director general de Lime en España, “fuimos la primera compañía del sector en operar en Madrid y por ello queremos, como parte de nuestro compromiso con la ciudad, queremos fomentar que los usuarios circulen con total seguridad y cumpliendo las normas.”

En la calle del Pintor Juan Gris, 3, en Madrid, esta sábado celebrarán un evento para concienciar sobre este asunto a sus usuarios. Tendrán la posibilidad de firmar el texto y recibir un casco gratis a partir de las 12 del mediodia.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios