ASÍ FUNCIONA

Di adiós a la tarjeta SIM en tu móvil: qué permiten hacer las eSIM (y con qué operador)

Orange y Vodafone ya ofrecen estos servicios, que han vuelto a ponerse en primera línea tras la presentación del nuevo reloj y los teléfonos de Apple

Foto: Imagen: EC.
Imagen: EC.

En los terminales más antiguos, había que quitar la batería y buscar el hueco donde insertarla. En los modelos más nuevos había que levantar una pequeña tapa lateral o pinchar para expulsar una bandeja donde colocarla. Hablamos de la SIM. Su colocación era uno de los rituales que había que dar sí o sí cuando uno estrenaba un nuevo móvil u otro dispositivo al que quisiese dotar de línea y conexión a internet. Pero esto podría cambiar completamente en los próximos años.

Y es que este diminuto trozo de plástico, que representaba el matrimonio con la operadora de turno, está a punto de evaporarse. Y todo debido a las llamadas SIM electrónicas, más conocidas por la nomenclatura eSIM. El cercano lanzamiento del Apple Watch de 4 generación y los nuevos iPhone Xs y Xr puede suponer un nuevo golpe de pedal a esta tecnología, que había asomado tímidamente en nuestro país, a pesar de que en otros puntos del mundo tienen más recorrido.

¿Qué es una eSIM? ¿Para qué sirve?

Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Una eSIM básicamente es una SIM que está integrada en la maquinaria de nuestros teléfonos o nuestros dispositivos. Básicamente, se trata de un circuito que puede ajustarse directamente desde el menú de configuración de los diferentes terminales. O con un código QR. Es decir, en lugar de insertar el trocito de plástico, se introducen los datos que facilite la operadora y se hace todo a través de un proceso completamente digitalizado.

Se trata de una pequeña pieza de 6 milímetros de ancho por 5 de alto. Lo más pequeño que hay hasta ahora es la nano SIM (conocida técnicamente como 4FF), de 8,8 mm de ancho por 12 de alto. Mucho menos, en cualquier caso, que aquellas con las que muchos nos estrenamos en esto de tener un teléfono móvil (25 mm x 15 mm). Tiene algunas ventajas visibles:

- Al poder cambiar directamente desde el menú de configuración, no necesitarás obtener una nueva tarjeta física de la operadora. Técnicamente, podría permitir pasar de un plan a otro, según nuestras necesidades, pero aquí entran en juego los intereses de las operadores y cómo articulan las prestaciones y las permanencias de estas tarifas. A esto hay que sumarle las regulaciones locales.

Philip W. Schiller, vicepresidente senior de Marketing mundial de Apple. (Reuters)
Philip W. Schiller, vicepresidente senior de Marketing mundial de Apple. (Reuters)

- Cambios en el diseño. No necesitan una bandeja donde depositarla, por tanto se puede ahorrar esta ranura permitiendo lograr una mayoir resistencia al polvo y al agua. Sin embargo, muchos terminales utilizan esta pieza para colocar la SIM física y la tarjeta microSD de turno para ampliar la memoria del teléfono. Algo que no ocurre en el caso del iPhone.

- Conexión para aparatos muy pequeños. Por ejemplo, los relojes inteligentes. Meter un mecanismo con una ranura podría condicionar el diseño y grosor de estos dispositivos. Con un chip que permite configurar directamente la conexión LTE, te saltas esos problemas físicos.

Hace tiempo que se pusieron sobre la mesa 'smartwatches' con tarjeta SIM. Es el caso del Gear S de Samsung. Sin embargo, su diseño estaba muy condicionado al necesitar un espacio para introducirlo.

Obviamente, uno podrá dejar el teléfono en casa pero estará limitado por el tipo de 'apps' del reloj. Muchas de ellas son 'aplicaciones' puente, que permiten acceso a notificaciones o funcionalidades limitadas. Por ejemplo, si eres usuario de Apple Music si podrás utilizar la música a pesar de no llevar el móvil encima, pero en el caso de Spotify no ocurre igual, porque aún no dispone de esa oferta en el reloj de Apple.

No solo relojes...

Foto: Efe.
Foto: Efe.

Pero no solo hablamos de relojes. El pasado miércoles, en la presentación de Apple, vimos la cuarta generación de su reloj, que tras el modelo LTE que presentó el pasado año, repetirá esta fórmula. Sin embargo, la noticia que importaba era la de los nuevos iPhones. Por fin ofrecían compatibilidad Dual SIM. Es decir podría os tener dos líneas en estos dispositivos.

Sin embargo, aquí había una pequeña novedad frente a lo que ya habíamos visto . Hasta ahora lo de la Dual SIM suponía meter dos tarjetas físicas al terminal. Aquí no, aquí consiste en tener una línea física y otra funcionando con eSIM. Esta funcionalidad llegará a diez países: España, Austria, Canadá, Croacia, la República Checa, Alemania, Hungía, India, Reino Unido y, por supuesto, Estados Unidos. Solo en China se lanzará una edición con ranura para dos tarjetas, aunque no han transcendido los motivos. La manzana ya había hecho un primer experimento con el iPad Pro de 9,7 pulgadas de 2017, pero su oferta era muy limitada.

Antes de Apple ya había otros fabricantes que habían anunciado para traer algunos de sus creaciones compatibles con esta tecnología a nuestro país. Es el caso del Gear Watch que Samsung presentó junto al Note 9 en Nueva York en agosto. Antes lo había hecho Huawei con el Watch 2 de la mano de Orange en España. El Pixel 2XL de Google, entre otros, es uno de los móviles preparados para esta tecnología pero solo funciona con la operadora móvil virtual de los de Mountain View, aún no presente por estas latitudes.

España: solo eSIM de Vodafone y Orange

Por el momento, solo dos operadoras en España ofrecerán servicios relacionados con la eSIM. La primera en anunciarlo fue Orange, allá por el mes de julio; y ahora le ha tocado el turno a Vodafone, que ha presentado 'One Number', un nuevo servicio para llevar los datos de tu tarifa a dispositivos conectados (hasta 4) aprovechando el estreno del Apple Watch de cuarta generación. Ese será el primer dispositivo en poder utilizarlo pero próximamente se podrán ampliar los mismos.

Vodafone eSIM
One NumberPlan L / XL / One L / One XLResto de clientes
Primer dispositivoIncluído3 meses gratis. Luego, 5 euros/mes
A partir del segundo3 meses gratis. Luego 5€/mes cada uno3 meses gratis. Luego, 5 euros /mes

Como decimos, Orange ha anunciado que lo hará próximamente con el reloj de Apple y el Samsung Geat Watch, igual que hizo en junio con el reloj de Huawei. Sobre los nuevos iPhone, habrá que esperar un periodo breve para que el servicio esté disponible, a pesar de que en la presentación se podía ver el logotipo de la compañía como una de las operadoras que lo anunciarían. El coste del servicio MultiSIM será de cinco euros en concepto de alta y cuatro euros como mensualidad.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios