sale a bolsa el próximo 3 de abril

El enigma Spotify: una empresa condenada a la ruina pese a sus 157 millones de usuarios

Spotify saldrá a Bolsa este martes 3 de abril. Sin embargo, pese a sus 71 millones de usuarios de pago, su dependencia de las discográficas parece abocarla a la ruina eterna

Foto: El CEO de Spotify Daniel Ek (Foto: Reuters)
El CEO de Spotify Daniel Ek (Foto: Reuters)

La fecha elegida es el martes 3 de abril. Ese será el día en que Spotify, el servicio de 'streaming' musical más famoso y exitoso del mundo, dé el salto a la Bolsa de Nueva York, con una oferta pública de venta de acciones (OPV) de hasta 1.000 millones de dólares.

Sin embargo, y pese al entusiasmo inicial de este estreno, lo cierto es que la compañía tiene una estructura, un modelo de negocio y una fuente de gastos e ingresos que le suponen un verdadero problema de rentabilidad. Hemos hablado con varios expertos y todos coinciden en un diagnóstico similar: Spotify es una de las empresas tecnológicas más exitosas que se conocen, pero puede que esté abocada a una eterna ruina.

La cara: 71 millones de usuarios de pago

Nadie en su sano juicio podría negar el evidente éxito de Spotify. La compañía no solo se ha convertido en la auténtica reina de las plataformas de música 'online', sino que en ocasiones incluso presenta sustanciales ventajas frente a su máximo competidor, Youtube.

Buena fe de ello dan sus usuarios: a enero de 2018, Spotify está presente en 65 mercados y cuenta con 156 millones de usuarios activos en todo el mundo que disfrutan de sus servicios.

Fuente: Spotify/Statista.
Fuente: Spotify/Statista.

Pero la cosa no se queda ahí: el 45,5% de esos usuarios, 71 millones, han optado por darse de alta como usuarios de pago, abonando una cuota que ronda los 10 euros al mes y contribuyendo, de este modo a la rentabilidad de la compañía.

Para Carlos Sánchez, fundador de nvivo, las cifras son francamente positivas: "Es un porcentaje buenísimo, muy pocos servicios 'freemium' tienen casi un 50% de usuarios de pago. Con ese porcentaje debería haber sido rentable hace años".

Fuente: Spotify/Statista.
Fuente: Spotify/Statista.

La cruz: su dependencia de las discográficas

Pero Spotify tiene una parte negativa, tan negativa que se ha convertido en su principal escollo para ser rentable pese a sus inmejorables cifras: su dependencia de las compañías discográficas, que se estructura en torno a dos patas: la presencia en su accionariado y el pago de 'royalties'.

Los tres grandes grupos de la industria musical, Sony BMG, Universal Music y Warner Music, atesoran el 14,4% de las acciones de Spotify. No es un porcentaje ni mucho menos mayoritario, pero sí suficiente para que los tres gigantes tengan voz y voto en las decisiones de la compañía. Según sus propias cuentas, Spotify destina el 85% de su facturación a pagar a las discográficas en concepto de derechos de autor y de reproducción, ya que el 80% de su catálogo de canciones pertenece a estas compañías.

Los datos son, por tanto, reveladores: en 2016 la compañía facturó nada menos que 2.930 millones de dólares, pero 2.490 millones fueron directos a los bolsillos de las discográficas. Al margen de impuestos, Spotify perdió en 2016 cerca de 350 millones de dólares.

Las discográficas estamos ahogando a Spotify: sin nosotras sería ilegal, pero estamos exprimiendo la industria

No parece exagerado decir que Spotify ha salvado de la quiebra técnica a la industria discográfica. Según los datos publicados por la Recording Industry Association of America (RIAA), las plataformas de música en 'streaming' (sobre todo Spotify y Apple Music) supusieron en 2016 el 51% de todos los ingresos de la industria a nivel mundial. El porcentaje, de hecho, no ha hecho más que subir en los últimos años: en 2015 era del 39%.

"A veces pienso que estamos ahogando a Spotify", nos reconoce la responsable de un pequeño sello discográfico español que ahora forma parte de una de las grandes empresas del sector. "Está claro que, sin los sellos, Spotify estaría condenado a la ilegalidad, pero también es verdad que estamos exprimiendo la industria y eso no deja que Spotify avance", asegura.

Carlos Sánchez también ve un problema en esta dicotomía, sobre todo si nos fijamos en los artistas, que al final son los que menos cobran: "El porcentaje que Spotify paga a los artistas es ridículo y no debería ser así, pero es el juego que han establecido las 'majors'. Y si entras en ese juego, es lo que hay. La única alternativa es montártelo por tu cuenta, pero aunque tengas un mayor beneficio, seguramente accedas a volúmenes mucho menores".

Cifras clave de Spotify (millones €)

2013201420152016
Ingresos7461.0811.9452.930
'Royalties' a discográficas6028821.6332.490
Pérdidas55162173350

¿Llegará algún día Spotify a ser rentable?

Con estas cifras, Spotify permanece en una situación totalmente paradójica: la compañía ha cosechado un éxito total y absoluto, pero su excesiva dependencia de los sellos pone en peligro su rentabilidad.

"Es imposible que Spotify sea rentable a corto plazo", nos reconoce la responsable del pequeño sello discográfico. "Estamos en un sector muy duro y las discográficas no se lo estamos poniendo nada fácil. La cosa está mejorando mucho en los últimos años, pero tampoco veo claro que pueda ser rentable. No descarto que un día llegue a la ruina y el 100% acabe quedando en manos de las discográficas".

Spotify será rentable el día que las discográficas quieran. Por ahora solo es rentable para ellas

En cualquier caso, no carga todas las lanzas contra su sector: "Spotify ya sabía dónde se metía, ahora no puede ir de empresa inocente ni oprimida. El mercado discográfico es muy complejo y todos estamos jugando a lo mismo. Si no quisiera contar con las grandes discográficas sería ilegal, y eso acabaría en años de juicios y en un cierre inminente. Si quiere ser legal, esto es lo que hay".

Para Carlos Sánchez, en definitiva, la situación está clara: "Spotify será rentable si algún día las discográficas quieren que lo sea. Por ahora solo es rentable para ellas".

(Foto: Reuters)
(Foto: Reuters)

¿Qué tal le irá en la Bolsa?

Ante la falta de rentabilidad, a Spotify quizá le quede un pequeño as en la manga: su salida a la Bolsa de Nueva York como forma de revalorizar sus acciones y conseguir nuevas inyecciones de financiación.

Pese a todo, Carlos Sánchez no le augura una mala travesía bursátil, ni mucho menos: "Le veo un futuro bueno. De hecho, intentaré invertir algo de dinero una vez salga al mercado", una iniciativa a la que este martes se sumarán pequeños y grandes inversores de todo el mundo.

Intentaré invertir en Spotify, es la única empresa que ha conseguido que millones de usuarios paguen por la música como servicio

Para Sánchez, el optimismo de los posibles inversores está más que justificado, ya que Spotify puede presumir de algo que la mayoría de las compañías tecnológicas no tienen: "Ha sido la única empresa que ha conseguido que millones de usuarios paguen por la música como servicio, no como posesión".

La primera respuesta la tendremos este 3 de abril, cuando Spotify debute en la Bolsa de Nueva York, pero hará falta más tiempo para ver su evolución. En cualquier caso, hay una cosa que queda clara: mucho tendrá que mejorar Spotify en el mercado bursátil para superar un horizonte que, a día de hoy, está más cerca de la ruina que de la rentabilidad.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios