Fallas de Valencia: Unas Fallas tecnológicas y sostenibles: una app para invidentes e impresoras 3D. Noticias de Tecnología
las fallas arrancan el 15 de marzoasar dyna

Unas Fallas tecnológicas y sostenibles: una 'app' para invidentes e impresoras 3D

Una 'start-up' ha presentado una aplicación móvil para que las personas con diversidad funcional visual puedan disfrutar de las Fallas valencianas

Foto: Una 'app' para que los invidentes también puedan disfrutar de las Fallas | EFE
Una 'app' para que los invidentes también puedan disfrutar de las Fallas | EFE

Todos los años, las Fallas de Valencia mueven miles de personas: no solo es una fiesta que ningún valenciano se quiere perder, sino que atrae la atención de muchos residentes en diferentes puntos del país, e incluso de gente del extranjero que se siente atraída por el color (¡y el ruido!) de estas fiestas tan características. No obstante, las de este año prometen ser algo diferentes, al menos todo apunta a que tendrán un tinte más tecnológico y, además, más sostenible.

Por un lado, para este año se ha presentado una 'app' móvil con tecnología 'beacon' adaptada a personas con diversidad funcional visual: se trata de 'Veig la falla', descargable desde esta misma tarde, una aplicación desarrollada por la start-up tecnológica valenciana Qasar Dynamics y la Falla San José de la Montaña-Teruel, que interactúa de forma autónoma y que ofrece una explicación de la falla en la que se encuentra con el simple movimiento de caminar a su alrededor.

El funcionamiento de la aplicación se da mediante 'beacons', que son dispositivos que pueden ser tan pequeños como una moneda y que, a través de la tecnología bluetooth que todo usuario dispone en su teléfono móvil o tableta, emite señales de onda corta, aunque puede alcanzar hasta 50 metros. Como si fuera un GPS, cada 'beacon' dispone de una señal única que permite conectar, enviar y recibir información al dispositivo receptor estableciendo un canal de comunicación vivo y personalizado según la localización del usuario y de la baliza.

La aplicación ha contado con el padrinazgo del deportista paralímpico David Casinos, uno de los atletas más importantes del deporte paralímpico, con medallas en cinco ediciones de los Juegos Olímpicos. "¿Os imagináis que las personas invidentes pudiéramos ver las Fallas? Pues ya es posible": así anunciaba el atleta en su cuenta de Twitter la presentación de la 'app'.

'Veig la falla' ya está despertando el interés de numerosos usuarios en redes sociales, donde Casinos —con medallas de oro en los Juegos de Sídney 2000, Atenas 2004, Pekín 2008 y Londres 2012, y un bronce en Río 2016— aseguró que desde la tarde del 14 de marzo ya es descargable. De hecho la ONCE ya ha probado la aplicación.

Impresoras 3D y figuras de paja y arroz

La impresión en 3D de fallas de paja de arroz y serrín no generan residuos tóxicos y se queman de forma ecológica | EFE
La impresión en 3D de fallas de paja de arroz y serrín no generan residuos tóxicos y se queman de forma ecológica | EFE

​Por otro lado, las Fallas de este año también han buscado la manera de adaptarse a la tendencia sostenible y medioambiental, y han estado experimentando con figuras impresas en tres dimensiones, hechas de paja de arroz y serrín, una metodología y unos materiales que no generan residuos tóxicos y se queman de forma ecológica. En 2018, la comisión Menorca-Luis Bolinches ha decidido incorporar por primera vez un 'ninot' fabricado con este método —que ya se usó en la falla municipal del año pasado—, gracias a una investigación de la Universidad Politécnica de Valencia (UPV) que podría convertirse en el nuevo estándar de creación de fallas.

¿Cómo se fabrica? Los productos se mezclan y generan una pasta ligera que se endurece tras el proceso de impresión en capas en 3D, una metodología que permite un mejor acabado y que utiliza la cantidad necesaria para su elaboración. La falla que se imprimirá con este procedimiento en 2018 es el 'Pulgarcito' de Iván Martínez —que se puede ver en la imagen de la izquierda—, decorado parcialmente para poder apreciar cómo está hecho en su interior.

La intención para 2018 era realizar un proyecto a mayor escala, pero el desarrollo aún está en fase de 'laboratorio' y era inviable generar tanto material a corto plazo. En un principio, las fallas se fabricaban con cajones de cera vestidos con tela, hasta que se incorporaron las reproducciones en cartón piedra. Actualmente, las figuras de mayor tamaño se hacen con poliexpán (corcho blanco), muy moldeable pero con una importante cantidad de desperdicio.

No obstante, con este nuevo material no se generan residuos, porque "solo se usa lo que se necesita". Tal y como explicaron los investigadores a la agencia EFE, el resto del material se queda en el bote para otra ocasión. Además, se crea un entorno de trabajo menos sucio. Con respecto a los materiales, se han elegido la paja del arroz del cultivo de este cereal y el serrín de las carpinterías, empleados como base orgánica combustible y que no aportan sustancias peligrosas a la combustión, junto a un monómero y aglutinantes que forman la densa pasta. El experto señala que los materiales que han seleccionado son baratos y "todo" les hace pensar que "podría ser muy económico", aunque advierte de que los investigadores están a "expensas" de que los artistas falleros evalúen si el proyecto "se adapta a su presupuesto y les permite trabajar con la soltura que necesitan".

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios