Ordenadores: El secreto está en la bisagra: los mejores portátiles convertibles que vas a encontrar
SI ESTÁS BUSCANDO NUEVO EQUIPO ECHA UN OJO

El secreto está en la bisagra: los mejores portátiles convertibles que vas a encontrar

La evolución de los portátiles con pantalla táctil goza de muy buena salud: el sector ofrece alternativas para cubrir todas las necesidades (y aptas para todos los bolsillos)

Foto: Montaje: EC.
Montaje: EC.

No todos son iguales, pero siguen una misma filosofía: ahora portátil, ahora tableta. Tanto los convertibles como los 2 en 1, esos primos hermanos cuya diferencia es si se puede o no separar el teclado de la pantalla, tienen como pilares fundamentales una pantalla táctil y un par de bisagras —o imanes, según el caso. Gracias a esa versatilidad, estos discípulos aventajados de los ordenadores portátiles están logrando resistir la montaña rusa del mercado. De hecho, mientras las ventas de tabletas siguen en caída libre (en 2017 se vendieron un 6,5 % menos que el año anterior, según datos de IDC), se espera que las ventas de convertibles crezcan a un ritmo superior al 20 % en los próximos cuatro años.

La decidida apuesta de los gigantes es el termómetro perfecto para confirmar que gozan de buena salud. Sin ir más lejos, Dell presentó hace unas semanas su último convertible, el XPS 15. Además, no se trata de un fenómeno exclusivo de los habituales fabricantes de ordenadores: el nuevo Pixelbook de Google también es un 2 en 1.

Antes de lanzarse a la compra alocada de uno de estos dispositivos, conviene tener en cuenta dos cuestiones: por una parte, evaluar para qué utilizaremos el convertible (lo que determinará en buena medida la potencia que necesitaremos o el tamaño de pantalla más adecuado); por otra, el presupuesto disponible.

¿Con teclado o sin él? El peso y el tamaño de estos híbridos es determinante (Foto: Lenovo)
¿Con teclado o sin él? El peso y el tamaño de estos híbridos es determinante (Foto: Lenovo)

Más allá de buscar las mejores prestaciones al mejor precio, también hay que tener en cuenta otras cuestiones. En este caso cobra especial relevancia el peso, que será un factor determinante. Además, debemos investigar el tipo de movimiento que permiten las bisagras del convertible que vayamos a comprar. No todos se transforman de la misma manera en una tableta: algunos permiten varias posiciones, los hay que tienen imanes en vez de bisagras, o quizás te resulte más cómodo separar por completo pantalla y teclado y prefieras un 2 en 1, por ejemplo. Además, puede que las actividades que tengas en mente casen más con algún modelo que con otros. Al fin y al cabo, no es lo mismo recurrir a la tableta para dibujar o diseñar que para ver series en el sofá.

En cualquier caso, lo más probable es que en la búsqueda de uno de estos dispositivos tengas que renunciar a algo por el camino. Los más económicos no son los que mejor pantalla o más almacenamiento tienen, mientras que los que ofrecen más RAM (y, por lo tanto, cuentan con más capacidad para hacer distintas cosas a la vez) conllevan un esfuerzo económico mayor. Sea cual sea tu presupuesto, hay un 2 en 1 o un convertible para ti:

Entre 200 y 400 euros

La horquilla más baja de precio es ideal para encontrar convertibles y 2 en 1 para estudiantes o para quienes no necesiten mucho rendimiento pero sí un dispositivo con el que poder trabajar desde cualquier parte: pantallas pequeñas y memoria RAM limitada que, eso sí, son útiles para las tareas más habituales que llevamos a cabo con el ordenador y, además, por su tamaño son el perfecto compañero de viaje.

Tratándose de la gama más económica, no pueden faltar los Chromebooks, esos equipos con sistema operativo de Google y compatibles con las aplicaciones de la Play Store. De los disponibles en Europa, destaca el Acer Chromebook R11: un convertible de poco más de un kilo de peso y pantalla con resolución HD de 11,6 pulgadas que cuenta con unos nada desdeñables 4 gigas de RAM y una capacidad de almacenamiento de 32 gigas. Con una batería que asegura unas 10 horas de actividad, su diseño metalizado lo aleja del aspecto de un portátil barato y los 380 euros por los que es posible adquirirlo lo convierten en uno de los más asequibles. Además, tiene un puerto USB, algo no muy habitual en este tipo de equipos que, por cuestiones de grosor, se empiezan a decantar por el USB-C.

Los Chromebook no podían faltar en la horquilla más económica (Foto: Acer)
Los Chromebook no podían faltar en la horquilla más económica (Foto: Acer)

Pero no solo de Chromebooks vive la gama baja de los convertibles y los 2 en 1. Sin ir más lejos, el fabricante chino cuenta con toda una familia de ordenadores plegables con Windows que permiten, incluso, que el presupuesto baje de esa frontera psicológica que son los 300 euros. Sucede con el Acer Aspire Switch, un 2 en 1 (pantalla y teclado se pueden separar por completo) con la pantalla algo más pequeña (10 pulgadas) y solo 2 gigas de RAM que, sin embargo, también cuenta con 32 gigas de memoria y lo más importante: pesa poco más de medio kilo y está disponible por unos 290 euros.

Sin embargo, la apuesta de Lenovo parece ser un poco más interesante en términos económicos gracias a las distintas versiones de su Miiix 320: por 260 euros es posible hacerse con uno de idénticas prestaciones que el Acer Aspire Switch (10’1 pulgadas, 2 gigas de RAM y 32 gigas de memoria); y por 330 euros la inversión sale algo más rentable, ya que Lenovo ofrece un 2 en 1 de 4 gigas de RAM y 128 gigas de memoria interna con dos conexiones USB y un puerto USB-C que lo convierten en una de las mejores opciones de esta horquilla de precio. En un punto intermedio se encuentra la versión de 4 gigas de RAM y 64 gigas de memoria por poco más de 300 euros, una opción que también se puede valorar en base a nuestro presupuesto.

Entre 400 y 800 euros

En esta gama media las posibilidades aumentan: comienzan a aparecer los convertibles con pantalla algo más grande y, además, el almacenamiento deja de ser el gran inconveniente. No obstante, aún habrá que optar por una cosa u otra. Lenovo, por ejemplo, cuenta con el Yoga 300: la memoria es sorprendentemente alta (500 gigas de almacenamiento), pero la suya no es la mejor pantalla táctil que veremos en esta horquilla de precio. Con 11,6 pulgadas y resolución HD, no obstante, este convertible de solo 400 euros no tiene mucho que envidiarle al resto de equipos de gama media.

Windows es el sistema operativo que reina el mundo de los convertibles (Foto: Lenovo)
Windows es el sistema operativo que reina el mundo de los convertibles (Foto: Lenovo)

De hecho, en el otro extremo de la horquilla encontramos el Asus Transfromer 3 Pro, un 2 en 1 de 750 euros con unos algo escasos 128 gigas de memoria y, a cambio, una pantalla de 12,6 pulgadas y resolución 2K que, además, es compatible con el Asus Pen, el ‘stylus’ de la compañía asiática. Sensor de huellas, conexión HDMI y un diseño metálico que recuerda a algunos ‘ultrabooks’ hacen del 2 en 1 chino la alternativa que roza la gama alta con un precio intermedio.

Sin embargo, también merece la pena mirar al otro lado del charco en busca de la que posiblemente sea la mejor opción: el Notebook 7 Spin de Samsung es un convertible con 12 gigas de RAM y 1 tera de almacenamiento disponible en el momento de escribir estas líneas por 760 dólares, unos 615 euros al cambio actual. No obstante, antes de valorar la compra de este convertible de 13,3 pulgadas es importante tener en cuenta todo lo que conlleva una compra en el extranjero: el teclado no será el español (nada de eñe) y, además, tendrás que adquirir un adaptador para la toma de corriente y pasar por caja para cubrir las tasas de aduana.

Sin embargo, los que prefieran no correr riesgos con compras en el extranjero también pueden optar por la más modesta opción del Lenovo Yoga 510, el que más encaja en la parte alta de esta gama de precio. Por 650 euros, este convertible de 14 pulgadas y 4 gigas de RAM cuenta con 256 gigas de memoria, aunque por su tamaño y su peso no es la mejor opción si buscas un convertible con el que ir cargando de un lado para otro: se aproxima a los dos kilos de peso y, de hecho, su batería no aguanta mucho más de 5 horas. Es, sin duda, una opción pensada para trabajar en casa o la oficina.

Alrededor de 1.000 euros

Hay que aproximarse a las cuatro cifras para encontrar las apuestas más fuertes del sector, liderado por compañías como Microsoft y su famosa Surface Pro, cuya versión más económica cuesta 950 euros (aunque es posible encontrar ofertas por menos de 850). Se trata de un 2 en 1 de 128 gigas de memoria y 4 gigas de RAM cuyos principales atractivos son la autonomía (más de 13 horas) y su peso: menos de 800 gramos a pesar de tener una pantalla de más de 12 pulgadas.

Por algo más (1.100 euros) Huawei ofrece una alternativa interesante a la Surface Pro más modesta. Con 256 gigas de almacenamiento y 4 gigas de RAM, el Matebook E es otro 2 en 1 de 12 pulgadas cuyo peso apenas sobrepasa el medio kilo. Además, su versión anterior, el Matebook 2 en 1, está aún disponible por 825 euros con 128 gigas de memoria.

Por su parte, los que busquen un convertible para trabajar sin tener que moverse mucho y con las mejores prestaciones pueden optar por el Acer Swift 3, que apenas cuesta 900 euros y cuenta con unas de las mejores especificaciones de entre las opciones que hemos visto hasta el momento: pantalla de 14 pulgadas con resolución HD, 8 gigas de RAM y 512 gigas de memoria interna con un Intel i7 como procesador.

Aún más potente es la propuesta de HP para esta horquilla. Por 1.000 euros, la compañía ofrece su convertible Pavilion de 14 pulgadas con un i7, 12 gigas de RAM y todo un tera de almacenamiento interno que lo convierten en una alternativa más que rentable si lo que buscas es potencia y un tamaño contundente.

Mientras tanto, los amantes de los productos de Apple encuentran en esta horquilla sus primeras opciones de la mano de los iPad Pro de gama media. El problema, eso sí, es que tableta y teclado se compran por separado. Así, una pantalla Retina de 12,9 pulgadas con 256 gigas de almacenamiento más el Smart Keyboard de la manzana mordida saldría por unos 1.200 euros. No se trata del convertible más económico (de hecho, ni siquiera es estrictamente un convertible), pero sigue siendo único en su especie.

Además, en esta gama se encuentra una de las opciones especialmente pensadas para el nicho del ‘gaming’. Se trata del Acer Nitro 5 Spin, un convertible de 15,6 pulgadas con 8 gigas de RAM y 1 tera de memoria acompañado de una tarjeta gráfica más potente que las del resto de opciones para que los jugones sin demasiadas exigencias técnicas puedan llevar su pasión en un equipo de ‘solo’ dos kilos y 1.000 euros de precio.

De 1.500 euros a 2.000 euros (o más)

Aún hay convertibles y 2 en 1 más caros para los más exigentes. Básicamente, las mejoras de esta horquilla se centran tanto en el tamaño como en la resolución de la pantalla. Dispositivos para los más sibaritas en los que, a decir verdad, su posibilidad de transformación de portátil en tableta no es lo más determinante: al fin y al cabo, el tamaño ya es más que considerable.

Una de las opciones más económicas en esta horquilla es la del Lenovo Yoga 920, un convertible de 1.500 euros con pantalla 4K y casi sin bordes que incluye un lápiz digital y un diseño metálico que lo convierte, sin duda, en una gran opción profesional para ilustradores y diseñadores. Con 13,9 pulgadas y hasta 15 horas de autonomía, tiene 8 gigas de RAM y 256 gigas de memoria interna en su versión más económica. De hecho, la versión de 512 gigas ya sube hasta los 1.800 euros.

Por 2.000 euros se ha lanzado en Europa el Acer Switch 7 Black Edition, un 2 en 1 que, a pesar de su tamaño (13,5 pulgadas de pantalla Full HD), pesa poco más de 1 kilo. Su principal atractivo es que, sin necesidad de contar con un ventilador, el equipo lleva una tarjeta gráfica de NVIDIA con la que Acer pretende posicionar su 2 en 1 para ese segmento profesional de diseñadores que necesitan, además, el lápiz táctil que incluye el dispositivo.

Si todavía hay más presupuesto, las opciones siguen ampliándose. Lenovo, que también está presente en las horquillas más bajas de precio, cuenta con el flamante ThinkPad X1 Yoga de más de 2.900 euros: un 2 en 1 con un tera de almacenamiento y 16 gigas de RAM para que nadie eche en falta su ordenador de sobremesa. Algo menos de un kilo y medio de peso para una pantalla de 14 pulgadas lo convierten en una de las opciones más versátiles (si cuentas con el presupuesto necesario).

Y no se trata, ni mucho menos, de un caso anecdótico el de este 2 en 1. De hecho, uno de los modelos más icónicos de esta modalidad, el Surface Pro de Microsoft cuesta todavía más en su mejor versión. Un tera de almacenamiento, 16 gigas de RAM y una autonomía de más de 13 horas por la friolera cantidad de 3.099 euros. Y sin incluir el determinante lápiz para Surface.

En cualquier caso, ya sea con unos pocos cientos de euros o con un presupuesto estratosférico, lo cierto es que el mercado de los 2 en 1 y los convertibles tiene una propuesta que se adecúa a todo tipo de usuario (y de bolsillo): sea lo que sea que necesites de estos portátiles transformables en tabletas, alternativas que se ajusten a tus necesidades no faltan.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios