Videojuegos: Cerco al top manta de las videoconsolas: persecución y multas por venderlas online
nuevas sentencias

Cerco al 'top manta' de las videoconsolas: persecución y multas por venderlas 'online'

El auge de las consolas retro ha vuelto a poner de relieve el mercado en internet de consolas clonadas y cartuchos que incluyen copias de cientos de juegos ilegales

Foto: Algunos de los anuncios que pueden encontrarse en internet.
Algunos de los anuncios que pueden encontrarse en internet.

La NES y la Super NES. Nintendo ha decidido rescatar algunos de los pecios más valiosos de su histórico ajuar del videojuego. Es como quien baja al trastero y recupera esa silla tan cuqui con tres 'arreglitos' para convertirla en la pieza más querida de la casa. Las ha traído al siglo XXI con un éxito comercial abrumador. Todo ello tirando de la nostalgia de varias generaciones que crecieron con títulos como Mario Bros, Zelda y otros tantos clásicos.

Sin embargo, hasta ahora también había una manera de volver a las partidas de la infancia de miles de personas. Las consolas con emuladores. Atari, Nintendo, Sega... Al alcance de cualquiera. Basta con meterse en plataformas como Segundamano.com o Wallapop para localizar a alguien que las monta y las distribuye. Si no, en tiendas de internet, también en plataformas como AliExpress o, incluso, en Amazon, es posible encontrarlas. Se trata de una especie de 'top manta' que está en el punto de mira de la industria del videojuego, que ha vuelto a hacer sonar los tambores de guerra.

Seis meses de cárcel y multa de 5.000 euros

Una tarjeta similar a la que distribuía el condenado en Oviedo. (AliExpress)
Una tarjeta similar a la que distribuía el condenado en Oviedo. (AliExpress)

El último episodio de esta batalla se ha vivido en Oviedo. Allí, el juzgado número 3 de lo penal, ha condenado a un hombre, que responde a las siglas de O.C.G, por vender discos duros de diversas capacidades con videojuegos pirateados para la PlayStation 3 y cartuchos con 320 títulos precargados para Nintendo DS.

En concreto, tendrá que indemnizar a la industria con 5.072 euros, además de abonar una multa diaria de 4 euros durante doce meses, así como asumir las costas del proceso. El condenado, que ya anunciado que no recurrirá, deberá completar el pago de responsabilidades civiles y no volver a reincidir durante al menos tres años para evitar los seis meses de prisión.

La piratería, según AEVI, le cuesta al Estado 52 millones de euros al año sólo en videojuegos

Según datos de la Asociación Española del Videojuego, esto es un lunar minúsculo en el agujero que produce la piratería al sector cada año. El daño, según sus cifras, se resume en 52 millones de euros que deja la erario público de ingresar por esto. Además estima que afecta directamente a la creación de 800 puestos de trabajo.

Ofensiva contra la falsificación

La AEVI ya anunció el pasado mes de diciembre una nueva ofensiva contra la falsificación de consolas retro. En las últimas semanas ha interpuesto una serie de denuncias contra un grupo de empresas e individuos por comercializar estas máquinas. La medida llega tras varias notificaciones desoídas pidiendo la paralización de estas ventas.

El corazón de estas máquinas de 'imitación' son las Raspberry Pi, pequeñas placas base 'low cost'. Si uno busca por este termino en cualquier plataforma tipo Milanuncios se puede encontrar con múltiples lotes que incluyen imitaciones de mandos como los de la Super NES o los de la Play Station. “Me puedo sacar hasta 55 por cada una de las que hago”, comenta uno de los anunciantes, un joven valenciano de 32 años, que pretende. “Las envío con juegos por supuesto. Más de 350”, dice otro. "Me he llegado a sacar 600 euros limpios al mes vendiendo estas mierdas".

Pero, ¿en qué momento serían ilegales? “El emulador (el programa para poder ejecutar juegos de plataformas antiguas), en sí, no supone ninguna ilegalidad en un principio”, explica Pablo Fenández Burgueño, abogado especialista en vídeojuegos, fundador de Abanlex.

Emuladores legales, juegos clonados no

Uno de los anuncios de consolas. (Milanuncios)
Uno de los anuncios de consolas. (Milanuncios)

“El problema es cuando se distribuye con juegos precargados de los que uno no tienen los derechos ni la autorización para hacerlo. Ahi si se estara”, remacha este experto. Muchos de los anuncios juegan con la indefinición haciendo referencias a sagas míticas con imágenes de personajes ilustres como Mario. Hay quien directamente vende disco duros, desde 2 TB hasta 16 TB de capacidad, cargados con “todos los arcade y con todos los consolas incluidas” tal y como reza el anuncio. "Si uno quiere iniciar un proceso, veáse una marca como Sega o Sony o un estudio, lo mejor es adquirir una de estas y comprobar si se incluyen títulos de los que tengan los derechos. Se presupone el principio de legalidad"

El emulador en sí no es ilegal siempre que no incluya copia parcial o total de un juego

Los emuladores no son ilegales siempre que no utilicen partes (como el firmware) del código original, por ejemplo, del sistema de una Xbox para funcionar. Es decir, aquellos que quieran diseñar pueden analizar el funcionamiento en detalle de una máquina para construir otra que emule esa tarea sin copiar detalles del original. Es lo que se conoce como ingeniería inversa.

Otra historia muy diferente son los archivos que se pueden encontrar en internet y que son compilados en muchas ocasiones por los que crean estas consolas retros. Al ser una copia parcial o total de un juego son completamente ilegales. “Existe la percepción equivocada que algunos (que no sean Creative Commons) están libres de derechos”, argumenta Fernández Burgueño. “Para eso tendrían que pasar entre 70 u 80 años en el mejor de los casos y, simplemente, no hay videojuegos tan antiguos”.

Preguntados por los juegos todos responden afirmativamente. "Si, incluye juegos". No hay un sólo vendedor de los contactados por Teknautas que nos diga que sólo vende el emulador y que los títulos corren por nuestra parte. "Esto no te va a dar ningún problema", responde seguro uno de ellos, antes de mandar un enorme listado en el que se pueden ver todos los juegos que se incluye en el modelo de 32 GB.

Procesos de más de una década

Foto: M.Mc.
Foto: M.Mc.

“El problema en España no es que haya mala legislación, es que es muy lenta la resolución de estos problemas”, afirma José Manuel Tourné, director general de la Federación para la Protección de la Propiedad Intelectual a la AEVI pertenece. “Tenemos procesos legales interpuestos hace más de diez años por este asunto que ahora va a comenzar la fase oral del juicio”, remacha.

Ambos expertos reconocen que el problema ya no es la venta entre dos particulares únicamente. Hay plataformas como AliExpress donde abundan las ofertas de cartuchos R4i con múltiples juegos -los que distribuía ilegalmente el condenado en Oviedo-, o cartuchos piratas con todo tipo de sagas.

“En España, como en otros países de nuestro entorno, se ha conseguido un amplio éxito de la industria del videojuego en varias franjas de edad”, aclara Tourné. “Sin embargo, si comparamos el avance de la piratería en el sector, aunque ya no está desbocada, aquí no cae como en otros mercados”, analiza. Asegura que la de esta semana no es la primera sentencia en este sentido pero que queda "mucho por hacer" y remarca la necesidad de aplicar las normas de propiedad intelectual al dedillo para ayudar al crecimiento de un gremio "con mucho futuro en España".

En nuestro país una de las marcas más activas recientemente ha sido Nintendo, que ha recibido el respaldo de los tribunales en diferentes ocasiones frente a empresas que distribuían este tipo de dispositivos cuya finalidad no es otra que romper las medidas de seguridad de sus consola portátiles. “En móviles es mucho más complicado controlar esto”, aclaran fuentes conocedoras de todos estos procesos. “Todo depende de los límites que pongan, por ejemplo, en Google Play”.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios