Cuesta 399 euros, a la venta desde este martes

OnePlus 3: el 'anti-iPhone' más asequible y potente del año ya está aquí

Es uno de los 'smartphones' más esperados del año: por sus especificaciones (viene con 6 GB de RAM), su diseño y, sobre todo, su precio. Así es el nuevo OnePlus 3

Foto: El nuevo OnePlus 3.
El nuevo OnePlus 3.

Pocas marcas son capaces de crear tanta expectación con sus lanzamientos como OnePlus. La ‘startup’ China, que nació al calor de Oppo en 2013 y dio la campanada un año después con su primer ‘smartphone’, el One, ha presentado la tarde del martes con una conferencia en realidad virtual su nuevo buque insignia, el OnePlus 3. Y, sin duda, sobre el papel es un teléfono capaz de rivalizar con los ‘tope de gama’ de cualquier marca, incluido el iPhone: incorpora un chip Snapdragon 820 de Qualcomm con cuatro núcleos a 2,2 Ghz y nada menos que 6 GB de memoria RAM del tipo más rápido, LPDDR4.

[Todo lo que debes tener en cuenta antes de comprar un móvil chino]

Es un cerebro que puede operar sin problemas con cualquiera de las aplicaciones más exigentes, y que ahora mismo no tiene rival en el mercado. Tampoco será fácil para otras marcas competir con su precio: 399 euros en la versión de 64 GB de almacenamiento interno. “Estamos convencidos de que el OnePlus 3 puede rivalizar hoy con cualquiera de los principales teléfonos móviles del mercado. Tanto en su potencia como en el diseño y la calidad de los materiales utilizados en su fabricación”, explica a Teknautas el cofundador de la marca, Carl Pei.

La cubierta trasera del nuevo OnePlus 3.
La cubierta trasera del nuevo OnePlus 3.

Curiosamente, en esta ocasión OnePlus ha decidido deshacerse de su característico plástico de arenisca negra, uno de los grandes aciertos del One y del 2, y ha optado por un cuerpo de aluminio que, si bien es uno de los más finos que existen, con un grosor de solo 7,35 milímetros, tal vez copia en exceso la estética de los HTC. El panel frontal, en el que la marca ha instalado una pantalla FHD Optic AMOLED de 5,5 pulgadas (el mismo tamaño que el resto de sus primeros espadas) y con un finísimo bisel de 0,75 milímetros, incluye un sensor de huellas digitales que, por su forma y tamaño, recuerda al del Oppo F1Plus y al del Meizu PRO6. En este caso, es evidente que OnePlus no ha buscado diferenciar tanto su diseño del resto.

“El anterior material característico de OnePlus, la arenisca negra, fue introducido en 2014, cuando la mayoría de nuestros competidores utilizaba plásticos baratos en el cuerpo. Entonces, el nuestro estuvo por encima. Ahora, sin embargo, el mercado ha virado hacia el metal. En esta coyuntura, hemos decidido crear el cuerpo del 3 a partir de una sola placa del aluminio que se utiliza en el sector aeroespacial, y centrarnos en los detalles para lograr un cuerpo ultrafino de la máxima calidad”, explica Pei. “Y para quienes sigan enamorados de la arenisca negra, ofrecemos un catálogo de carcasas en el que la encontrarán”.

[Motorola desvela el Moto Z, una bestia de 'smartphone' con sorpresa]

Cámara muy luminosa (de 16 MP)

Lo que sí ha mantenido OnePlus en el lateral del 3 es uno de sus botones característicos, que controla la práctica función que permite elegir rápidamente entre las notificaciones que queremos recibir: todas, solo las prioritarias o ninguna. El 3 también viene con la capa Android que ha desarrollado la propia OnePlus, y que cuenta con la pantalla Shelf, en la que se guardan las aplicaciones y los contactos más utilizados, de forma que el usuario puede acceder a ellos de forma mucho más veloz.

La cámara principal viene equipada con una lente muy luminosa -f 2.0- y un sensor de 16 megapíxeles; cuenta con un 'flash' dual

Una vez más, las cámaras son uno de los puntos fuertes de la empresa. La principal viene equipada con una lente muy luminosa -f 2.0- y un sensor de 16 megapíxeles y cuenta con un 'flash' dual, pero no con el enfoque láser de su predecesor. Eso sí, las fotografías resultarán más nítidas, y los vídeos mucho más fluidos, gracias al doble sistema de estabilización que monta el 3: por un lado está el estabilizador óptico que incorporan cada vez más móviles, y por el otro se ha añadido un estabilizador electrónico que mejora aún más la eliminación de las vibraciones en el vídeo, que alcanza la calidad 4K.

En el caso de las fotos, el ‘sofware’ que las procesa incluye un sistema dinámico para la reducción de ruido que promete imágenes mucho más nítidas incluso con poca luz, cuando el terminal se ve forzado a aumentar la sensibilidad. Finalmente, el control manual dará mucha mayor libertad a quienes quieran “obtener fotografías con una calidad similar a la de las cámaras réflex”, y permitirá guardar los archivos RAW para tener más autonomía en la manipulación con programas de edición.

Consciente de su creciente influencia en nuestras vidas, OnePlus también ha cuidado al máximo la cámara de los ‘selfies’, que monta otra óptica tan luminosa como la principal y un generoso sensor de ocho megapíxeles. Además, solo hace falta sonreír para que se dispare, y puede grabar vídeos en FHD. “Creemos que la cámara ofrece la mejor experiencia al usuario hasta la fecha, incluida la incorporación de un sólido modo manual”, incide Pei.

Dudas con la batería

Lo que resulta menos convincente del teléfono es la batería. Viene equipado con una de 3.000 mAh., 300 mAh. menos que el OnePlus 2 e incluso 100 menos que el One. No obstante, es posible que la optimización del sistema operativo (basado en Android 6.0) compense de alguna manera esta menor capacidad. No obstante, por primera vez la marca china ha echado mano de la tecnología de carga rápida Dash Charge, que anteriormente OPPO había vetado y que logra un 60% de carga en 30 minutos.

[Probamos el Meizu PRO6: todas las armas del iPhone 6, a mitad de precio]

“Se trata de la tecnología más veloz existente a nivel global. Utiliza 20 vatios de potencia (5V / 4A) y permite una carga consistente. Generalmente, la carga rápida provoca un exceso de calor en el teléfono, razón por la que necesita reducir la velocidad de vez en cuando. Pero, en este caso, hemos trasladado la gestión de la potencia del teléfono al cargador, lo cual hace que sea regulada antes de que llegue al móvil. Eso permite reducir el calor y que siga cargando a máxima velocidad incluso cuando el terminal está en uso”. Pei hace hincapié en que este sistema supone la mejor relación entre rapidez y seguridad.

En cualquier caso, una de las grandes novedades del nuevo OnePlus no tiene nada que ver con el aparato. Está en que se puede comprar desde esta misma noche sin necesidad de lograr una invitación previa. “Creamos este sistema con el One porque éramos nuevos en la industria y no sabíamos cuánto tardarían en venderse -o siquiera si se venderían- los teléfonos. Tres modelos después, hemos aumentado nuestra capacidad logística y estamos mejor preparados para afrontar la demanda. El modelo de invitaciones ha sido importante en nuestro negocio, pero sabemos que a muchos no les ha gustado, así que hemos decidido retirar esta barrera”, apostilla el directivo.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios