del tamaño de un billete de 100 euros

Solar Paper, un cargador solar para el móvil que cabe dentro de un cuaderno

El 'crowdfunding' de Solar Paper cumplió su objetivo en solo dos días y a estas alturas ya ha recaudado diez veces más de lo que pedía. Su diseño fino y ligero convence a los usuarios

Foto: Solar Paper, un cargador solar para el móvil que cabe dentro de un cuaderno

Cualquiera que viva pegado a su smartphone estará de acuerdo en que los power bank o las baterías externas son el mejor invento desde los bocadillos de Nutella. Aunque se convierten en un cacharro más a cargar por las noches, llevarlas encima te permite llegar a final del día sin apagón del móvil, que resulta hoy en día prácticamente un apagón social y, lo peor, laboral.

Doce consejos para elegir batería externa

Pero aún adolecen de algunos problemas, como el mencionado detalle de que hay que acordarse de cargarlas si no queremos llevar a cuestas no un dispositivo apagado e inútil, sino dos. Y además, muchas de ellas, especialmente las que tienen más capacidad, son bultos grandes y pesados difíciles de llevar cómodamente en un bolsillo. 

Una batería del tamaño de un billete

Por eso Solar Paper parece, al menos sobre el papel, una idea tan atractiva. Se trata de un cargador para el móvil que funciona con energía solar y que es tan fino y ligero que se puede llevar entre las páginas de un cuaderno. Pesa 120 gramos y mide 9 centímetros de ancho, 19 de largo y 1,1 de alto (solo en su parte superior, donde se encuentra la conexión USB), lo que supone aproximadamente el tamaño de un phablet o, para que se hagan una idea mejor, algo más que un billete de 100 euros.

Cada panel ofrece 2,5 watt, pero lo interesante es que cuenta con un sistema de acople mediante imanes de forma que se pueden unir dos, tres, cuatro o los que se necesiten para cargar dispositivos mayores o más pequeños. Sus creadores aseguran que puede recargar la batería de un móvil en unas dos horas y media, siempre que haya luz del sol, o añadiendo más paneles si el día está nublado. Una vez cargado el móvil, o la tablet, solo hay que plegar los paneles y guardarlos de nuevo.

Solar Paper ha sido desarrollado por Yolk, una startup estadounidense que trabaja con cargadores solares. Con el diseño y el primer prototipo desarrollado, Yolk llevó Solar Paper a Kickstarter en busca de financiación, y la campaña ha sido un éxito arrollador. En solo dos días consiguió los 50.000 dólares que estableció como objetivo, y 20 días después ya supera el medio millón. Con esto esperan comenzar la producción de forma inmediata, de forma que las primeras unidades sean enviadas a los financiadores en septiembre de 2015. 

Aún así, aún será posible durante un mes aportar a la campaña. La participación más baja en estos momentos es de 79 dólares, a cambio de la cual se recibirá una unidad básica de dos paneles cuyo precio de venta una vez que salga al mercado estiman que será de 120 dólares. 

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios