Es noticia
Menú
Una 'app' para pagar la gasolina sin bajar del coche
  1. Tecnología
se ahorra el 75% del tiempo

Una 'app' para pagar la gasolina sin bajar del coche

Para evitar las colas en las estaciones de servicio llega Cepsa Pay, una aplicación que además de pagar permite pasar saldo a amigos y familiares y obtener facturas con rapidez

Llegar a la gasolinera, repostar e irse en noventa segundos. Una parada en boxestan rápida que parece imposible: lo más habitual es entrar a la estación para pagar, y si hay cola perder varios minutos en el camino. Con la idea de agilizar el proceso, eliminar las esperasy que los clientes ahorren tiempo nace Cepsa Pay, una app con la que es posible pagar el repostaje sin salir del coche.

El proceso es sencillo: en primer lugar hay que descargar la aplicación (disponible de momento para Android e iOS, y en un futuro para Windows Phone). Tras eso el usuario se registra con su nombre,DNI, correo electrónico y número de teléfono. Por último se vinculauna tarjeta con la que pagar y una clave de acceso a modo de PIN. Una vez hecho esto el servicio está listo para usar.

Al llegar a la gasolinera no será necesario bajar del coche. Tras colocarnos en un surtidor tan sólo hay que marcar el número en la app junto al importe que deseamos repostar y ya podremos bajar para poner gasolina. La plataforma utiliza la geolocalización para detectar en qué estación nos encontramos, pero en caso de no saber dónde hay una compatible trazará una ruta hasta la más cercana.

Existen unas 500 estaciones compatibles con Cepsa Pay en toda España, pero aumentarán hasta las 1.500 a finales de año

“El ahorro de tiempo es casi del 75% durante el proceso de repostaje”, asegura a Teknautas el director de Marketing de Cepsa, Joaquin Abril-Martorell. Además de suponer un ahorro de tiempo considerable, se aumenta la seguridad al no tener que abandonar el vehículo. Por ese motivo también resulta útil para aquellos clientes que viajen con niños y no quieran o no puedan dejarlos solos, oen caso de tener alguna discapacidad que dificulte el movimiento.

Pagar de forma rápida y segura es el principal objetivo de Cepsa Pay, pero no el único. Se puede comprar cualquier producto de la tienda enseñando un código QR en la aplicación, que el cajero escaneará para efectuar la transacción.

Tal y como aclara Abril-Martorell, la aplicación también incorpora los programas de fidelización: “Vamos a articular todos los descuentos a través de la app, para que no sea necesario desplegar una panoplia de tarjetas”. De hecho, aunque no contemos con uno de estos servicios, al registrar una tarjeta quedará automáticamente asociada, por lo que se empezarán a sumar puntos desde el principio.

Otra función atractivapermite pasar saldo entre usuarios. “La intención es hacer la cosa más colaborativa para que los amigos puedan compartir los gastos de un viaje y los padres puedan pasar saldo a sus hijos”, explica el director de Marketing.

Los pequeños empresarios y emprendedores también puedenobtener la factura de forma rápida y sencilla. Abril-Martorell explica que hasta ahora el proceso es “muy engorroso”, tanto para el cliente como para la estación, ya que hay que entrar dentro para que la hagan. Con la app, el cliente tendrá guardados previamente sus datos de facturación, que recibirá al momento en su correo electrónico.

La seguridad de Cepsa Pay es la habitual en este tipo de aplicaciones: el número de tarjeta no se guarda en el móvil, por lo que no hay riesgo en caso de pérdida o robo. Para mayor seguridad, siempre hay que introducir el código antes de cada pago.

Más de 500 estaciones

Abril-Martorell asegura que actualmente existen unas 500 estaciones compatibles con Cepsa Pay en toda España. “Durante el resto del año lo ampliaremos a toda la red y llegaremos a 1.500 al finalizal de diciembre”. Según el director de Marketing, algunas estaciones tendrán que adaptarse para abrazar el sistema, pero que su intención es que todas lo utilicen en el futuro. Sólo falta que otras empresas se unan a la iniciativa para que sea posible pagar mediante un sistema similar en cualquier gasolinera.

Tan sólo hay que marcar el número de surtidor en la 'app', el importe a repostar y la clave de seguridad

En Reino Unido, por ejemplo, Shell lanzó en abril un sistema similar en colaboración con PayPal. En este caso no se tratade una aplicación propia, sino que el pago se efectúa desde las apps de ambas empresas. El funcionamiento es idéntico y permite pagar sin bajar del coche, pero de momento no se ha confirmado si llegará o no a España.

En la misma línea, cada vez más aplicaciones permiten pagar el parking público con el móvil. El objetivo final es el mismo: facilitar a los conductores las gestiones al volante: en este caso es posible aumentar el tiempo de estacionamiento sin tener que volver al coche.

Llegar a la gasolinera, repostar e irse en noventa segundos. Una parada en boxestan rápida que parece imposible: lo más habitual es entrar a la estación para pagar, y si hay cola perder varios minutos en el camino. Con la idea de agilizar el proceso, eliminar las esperasy que los clientes ahorren tiempo nace Cepsa Pay, una app con la que es posible pagar el repostaje sin salir del coche.

El redactor recomienda