la cadena le gastó una broma

El fan de 'Juego de Tronos' que convenció a HBO para lanzar un videoclub 'online'

Jake Caputo consiguió hace tres años que 160.000 personas se unieran a su campaña para pedir a la cadena estadounidense HBO que transmitiera sus series en 'streaming'

Foto:

Imagina que dos de los gánsteres más famosos de la ficción televisiva, Salvatore Big Pussy Bonpensiero y Paulie Gualtieri, reaparecieran sólo para amenazarte. Te abordan cuando estás desarmado, te piden la cartera para quedarse con algunos de tus billetes y advierten que seguirán vigilándote. Te quedarías a cuadros. Eso sí, como eterno fan de Los Soprano, el miedo ante sus amenazas pronto se convertiría en fascinación por conocer a tus mafiosos favoritos.

Esta aventura la vivió en sus propias carnes un fan de las producciones de HBO, Jake Caputo, al que nadie informó de que iba a protagonizar semejante escena con los actores Vincent Pastore y Tony Sirico para el vídeo promocional de HBO Now, la plataforma online de la cadena que permite a los suscriptores de Estados Unidos ver su programación sin tener que ser clientes de su servicio por cable.

La HBO reconocía de esta peculiar forma el mérito de este diseñador y desarrollador web de Chicago que, hace tres años, inició una exitosa cruzada en la red para reclamar un videoclub de este tipo.

"No tenía ninguna forma legal de ver HBO sin pedir un paquete por cable, y no lo quería", cuenta Caputo a Teknautas. Por eso decidió crear una página web, Take my money, HBO, con el objetivo de bombardear por Twitter a los responsables de HBO y HBO GO, un servicio para dispositivos móviles solo disponible para suscriptores de cable.

"Pirateamos Juego de Tronos y usamos el usuario de nuestros amigos para ver True Blood", reconocía en su web este amante de las sangrientas series de HBO, rogando al canal que cumpliera sus deseos y los de tantos otros internautas. Como su pasión por la ficción televisiva tenía un precio, aseguró estar dispuesto a pagar 20 dólares al mes (18 euros al cambio actual) por ese hipotético servicio, y animó a otros internautas a proponer su precio ideal en su página para convencer a la poderosa cadena.

El diseñador tuvo que esperar, pero al final HBO ha rescatado su idea. En abril vio la luz HBO Now, con un precio de 15 dólares al mes

Las dos horas que tardó en desarrollar aquella web fueron, en palabras del propio Caputo, las más emocionantes de su carrera. Recuerda con claridad los instantes posteriores a su lanzamiento. Estaba cenando las costillas que habían sobrado del almuerzo y su teléfono parecía a punto de estallar, tal era el aluvión de notificaciones que estaba recibiendo. Quería cogerlo, pero no podía porque sus dedos "estaban empapados en salsa barbacoa".

A las tres horas comprobó que tenía, además de a sus dos gatos fuera de control y a su mujer dormida en el sofá, más de 21.000 visitas a su página. Dos días después, más de 160.000 personas suplicaban a HBO que cogiera sus preciados dólares y creara una plataforma para disfrutar de las series online.

"Me sentí genial al ver cuánta gente había tuiteado a HBO. Sabía que no era el único que se sentía así, pero era fantástico ver a muchas personas sintiéndolo tan férreamente como yo", nos cuenta Caputo. Miles de fans sedientos de series también se debatían en su tiempo de ocio entre el ángel interior que les alentaba a buscar plataformas de pago para ver Juego de Tronos y el demonio que vencía irremediablemente al no existir alternativa online, como retrataba con acierto el famoso cómic The Oatmeal.

Aunque la serie que nos descubrió Poniente se convirtió en la más descargada a través de BitTorrent en 2012 (récord que ha seguido batiendo una y otra vez en años posteriores), la HBO decidió rechazar la propuesta de Caputo. Lo hizo a través de Twitter, matizando su negativa con un "por ahora" y mencionando un artículo de Techcrunch que juzgaba "desastrosas" las posibles consecuencias si la cadena decidía ceder. Según el medio, jamás compensarían la pérdida de suscriptores por cable.

El diseñador tuvo que esperar, pero al final HBO ha rescatado su idea. En abril, días antes del estreno de la quinta temporada de Juego de Tronos, vio la luz HBO Now. Gracias a esta plataforma en streaming, los estadounidenses pueden disfrutar de las intrigas de los Siete Reinos y otras series tan emblemáticas como Sexo en Nueva York, The Wire o True Detective por 14,99 dólares al mes. De momento, solo es compatible con Apple TV y el sistema operativo iOS, pero el servicio llegará próximamente a Android y Chromecast.

La cadena quiso homenajear al ideólogo en la sombra de HBO Now durante la promoción de la nueva plataforma, así que invitaron a Caputo a Nueva York para entrevistarlo. Aunque le resultó un poco raro que pagaran un vuelo y le llevaran a un hotel de lujo solo para eso, aceptó sin dudar.

No se dio cuenta del engaño hasta que los dos actores de Los Soprano interrumpieron la entrevista para intimidar a este “Twitterman”, sobrenombre que empleó el propio Tony Sirico para interpelarlo. Caputo supo mantener la compostura incluso cuando Paulie Gualtieri le agarró por las solapas.

Como su pasión por la ficción televisiva tenía un precio, aseguró estar dispuesto a pagar 20 dólares al mes por ese hipotético servicio

Tras el rodaje, preguntó al equipo por qué habían pensado que sabría reaccionar a la broma. Le contestaron que llevaban tiempo observando su actividad en internet (seguramente se fijaron en que no le importa describirse como un tipo gordo ni tiene reparos en colocarse un elegante bigote en sus fotos de perfil) y decidieron confiar en su capacidad para improvisar. "Después de la comida, hablamos sobre Nueva York y Chicago, y Vincent Pastore me dio algunos consejos sobre lo que debía hacer en mi corta estancia en Nueva York".

Al regresar a casa, a Caputo aún le esperaba una sorpresa: un pack de regalos de HBO que incluía una tierna figurita cabezona de Daenerys Targaryen. Además de la experiencia personal, el desarrollador cree que esta aventura le ha venido muy bien profesionalmente: ha demostrado su creatividad y su saber estar ante las cámaras y además ha promocionado su trabajo.

Pese a ello, no cree que los ejecutivos de HBO cambiaran de idea por su culpa. Simplemente, el tiempo les ha convencido de que era un servicio necesario. "La vieja frase es 'el dinero manda'. Si suficiente gente está dispuesta a dar dinero por algo, lograrán cambiar mentalidades", asegura Caputo. De un modo u otro, la cadena quiere atraer a todos los que ofrecieron sus carteras en 2012 y ha respondido a algunos de sus tuits para informarles de que, ahora sí, pueden cumplir su sueño.

Tras el tardío pero incontestable éxito de su campaña, Caputo no descarta iniciar otra cruzada en Twitter como la que puso su nombre en los medios. Gracias a aquella iniciativa, ahora puede ver sus series favoritas desde el ordenador a un precio asequible. En Estados Unidos, claro.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios