NECESITA UN CATÁLOGO DE 'APPS' MAYOR

Bq ensaya la cuarta vía de 'software' con un móvil no apto para todos los públicos

La plataforma de Canonical ofrece una interfaz de usuario distinta a lo que estábamos acostumbrados hasta ahora. En contra tiene su pobre ecosistema: le falta WhatsApp, pero es un buen intento

Foto: Bq ensaya la cuarta vía de 'software' con un móvil no apto para todos los públicos

Han sido varios los sistemas operativos (SO), que han intentado acabar con el duopolio iOS/Android, pero a día de hoy nadie lo ha conseguido. Ni BlackBerry, ni Firefox OS ni Windows parecen capaces de crecer lo suficiente como para convertirse en el tercero en discordia. Es más, la tendencia apunta hacia una dirección bien distinta: un futuro con únicamente dos plataformas.

En este escenario presentó recientemente Canonical su plataforma Ubuntu para dispositivos móviles. Actualmente son dos los terminales que lo utilizan: el Meizu MX 4 y el Bq Aquaris E4.5 Ubuntu Edition.

Desde Teknautas hemos probado el smartphone de la tecnológica española en el marco del Mobile World Congress (MWC), con sensaciones enfrentadas. Por una parte, la plataforma resulta bastante interesante ya que ofrece una interfaz de usuario radicalmente distinta a lo que estábamos acostumbrados hasta ahora, pero por otra carece de un ecosistema como el que tiene Google o Apple, además de aplicaciones tan básicas como WhatsApp.

Físicamente, el Ubuntu Edition es igual que la versión Android del Aquaris E4.5. Su principal característica es que no tiene un botón Home o de retroceso para volver al escritorio de la interfaz de usuario. La razón es sencilla: no lo hay. El SO de Canonical es absolutamente gestual y su uso difiere y bastante del de iOS y Android.

Una plataforma construida a partir de 'scopes'

Lo primero que nos encontramos nada más encenderlo es con un círculo en el que van apareciendo las notificaciones según vamos tocando con el dedo. Si desbloqueamos la pantalla es entonces cuando aparece el primer scope. Los scopes son pantallas individuales de inicio rápido que permiten acceder a multitud de contenido sin tener que ir de aplicación en aplicación.

La manera de desplazarnos por los distintos contenidos es por gestos. De esta manera, si pasamos el dedo desde la izquierda aparecerá el launcher (que se puede modificar), desde donde se puede acceder a las aplicaciones y funciones favoritas. Al hacerlo en sentido contrario muestra una multitarea de forma similar a como lo hace BlackBerry. Con un deslizamiento corto sin embargo, permite al usuario moverse entre los distintos scopes. ¿Difícil? No especialmente. Sólo es necesario practicar un poco y sobre todo olvidarnos del concepto de botón Home.

Hay más detalles en el centro de notificaciones. Si deslizamos el dedo desde la parte superior hacia abajo y no lo soltamos, podremos acceder directamente a las distintas funciones de configuración sin necesidad de dar un doble toque en la pantalla. Algo que nos puede ahorrar un poco de tiempo.

Mención aparte merece el ecosistema de este teléfono. A su tienda Ubuntu Store le falta mucho contenido (algo que reconocen desde la propia compañía, que incluso obliga a sus usuarios a darse un paseo online por el tutorial de este móvil antes de comprarlo con el fin de evitar desagradables sorpresas). Y es que el Ubuntu Edition no tiene aplicaciones tan básicas como por ejemplo WhastApp. Exactamente igual que Firefox OS. Razón suficiente para que muchos clientes prefieran no meterse en esta aventura de Canonical.

Al Aquaris E4.5 Ubuntu Edition le falta mucho contenido. No tiene aplicaciones tan básicas como por ejemplo WhatsApp

Los propios responsables de la tecnológica han reconocido a este periódico desde el MWC que Ubuntu no puede competir actualmente con Android y que no es un móvil para todos los públicos, sino únicamente para aquellos desarrolladores y amantes de la tecnología que busquen algo diferente.

Un gama media sin sorpresas al margen de su sistema operativo

En cuanto a las especificaciones técnicas del teléfono cabe destacar que estamos ante un móvil de gama media, tanto por prestaciones como por precio. La pantalla es de 4,5 pulgadas y cuenta con una resolución qHD 540x960 (240 ppi). Aunque resulta un tanto oscura y no dispone de una gran resolución y contraste, la imagen que ofrece en la práctica es aceptable.

El Aquaris E4.5 Ubuntu y el Aquaris E5.
El Aquaris E4.5 Ubuntu y el Aquaris E5.

El procesador que utiliza es un Quad Core Cortex A7 MediaTek a 1,3 GHz. El teléfono navega a buen ritmo. No lo hace a velocidades de vértigo, pero tampoco se estanca. A la hora de moverse entre las distintas aplicaciones, sin embargo, sí que resulta en ocasiones un poco lento. Esto sucede por ejemplo al meternos en Galería y abrir una simple foto.

La cámara trasera por su parte dispone de 8 MP, pero tampoco se esperen gran cosa. Tarda en enfocar y las imágenes no se ven tan nítidas como nos gustaría. Otro aspecto en su contra es la memoria interna, que sólo es de 8 GB. Y lo mejor es su precio: 169,90 euros.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios