él mismo ha probado el nuevo sistema

La última apuesta de Bill Gates: una máquina que transforma heces en agua

Janicki Omniprocessor es una innovadora máquina que puede generar electricidad y agua potable a partir de los desechos corporales de comunidades humanas

Foto: La última apuesta de Bill Gates: una máquina que transforma heces en agua
Autor
Tiempo de lectura2 min

El fundador de Microsoft, Bill Gates, ha anunciado en su blog que su fundación financiará una máquina que transforma desechos humanos en agua potable y electricidad. En un vídeo en el que explica el funcionamiento del aparato, llamado Janicki Omniprocessor, aparece él mismo bebiendo un vaso de agua que minutos antes eran heces humanas.

Conocido por sus acciones filantrópicas, Gates presenta ahora el Janicki Omniprocessor, que toma el nombre de Peter Janicki, el director ejecutivo de la empresa de ingeniería Janicki Bioenergy, encargada de desarrollar y construir la máquina. Un aparato que pretende mejorar las condiciones de salubridad de los países menos desarrollados y reciclar los desechos humanos transformándolos en energía y agua potable.

El mecanismo del Janicki Omniprocessor extrae el líquido de las aguas residuales a través de un proceso de secado. A continuación, los desperdicios secos se queman para generar vapor que produce energía eléctrica. Mientras, el agua extraída durante el proceso de secado se filtra y se limpia para que sea segura para beber.

La Fundación Bill and Melinda Gates es la que financiará el proyecto, que ya se está probando en Dakar, en Senegal. Gates explica que la máquina es capaz de gestionar los residuos de una comunidad de 100.000 personas, produciendo hasta 86.000 litros de agua al día y 250 kw de electricidad.

Según Gates, al menos 2.000 millones de personas en todo el mundo no tiene acceso a condiciones higiénicas adecuadas. En muchos casos, explica, el mal drenaje de las heces humanas hace que se contamine el suministro de agua potable de millones de personas, algo que tiene "consecuencias catastróficas". El Omniprocessor pretende ayudar a resolver este problema.

Bill Gates ha querido demostrar su compromiso con la iniciativa bebiendo un vaso de agua sacada de la máquina y que sólo minutos antes era agua residual. Gates asegura que "es tan buena como cualquier otra que haya bebido de una botella" y que "la bebería encantado todos los días".

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios