'appdemecum' conecta a enfermos y médicos

Una empresa navarra propone recetar 'apps' a los pacientes

Appdemecum es una empresa navarra formada por un grupo de emprendedores vinculados directamente con el mundo médico en sus diferentes facetas

Foto: Una empresa navarra propone recetar 'apps' a los pacientes

“Buenos días, cuénteme qué le sucede”. La voz suena monótona y sin duda se trata de una pregunta que formula incontables veces al día. “Llevo unos días con dolor de estómago”, se queja lastimeramente el paciente mientras el doctor comienza a aporrear el teclado o los más fieles a la vieja escuela, a garabatear sobre un papel en blanco donde podemos ver otras anotaciones de visitas anteriores. Extiende el brazo y con él la receta y con un “nos vemos en un par de semanas”, se despide expeditivo.

Uno sale de la consulta con la aprensión más comedida y la receta en la mano, y se dirige a la farmacia para iniciar obedientemente el ciclo indicado por el médico con la esperanza de que transcurrido el tratamiento, se solucione el problema. A partir de este punto el tratamiento depende del rigor del paciente que irá tomando la medicación pautada en la consulta y transcurrido el plazo indicado, volverá a visitar al galeno.

En este punto el profesional únicamente cuenta con el testimonio más o menos fiable del paciente: ¿cuándo fue la última vez que se sintió indispuesto? ¿Mejoró con el tratamiento? ¿Durmió bien durante todo este tiempo? Sorprende descubrir que la relación médico-paciente apenas ha evolucionado en las últimas décadas y sin embargo, una startup navarra asegura que el futuro de la medicina pasa por (¿lo adivinan?), las apps.

La ventaja del teléfono móvil es que nos acompaña a todas partes y puede monitorizar lo que nos sucede en todo momento

Lo cierto es que la salud cada vez va cobrando más protagonismo entre los grandes: tanto Google como Apple están invirtiendo con más o menos intensidad en este terreno, lo que nos sugiere que en el futuro la visita al médico no será tal y como la conocemos hoy en día. Pero llegados a este punto la pregunta es obligada: ¿qué aporta y sobre todo cómo funciona una aplicación en el ámbito de la salud?

Un rápido repaso a las tiendas móviles nos dan una buena idea de la magnitud del asunto. Hay multitud y de todos los tipos. Posiblemente, el exponente más gráfico sean las dedicadas al deporte como Runkeeper o similares, que siempre ocupan una plaza en el top ten entre las más descargadas, pero otras son mucho menos conocidas y sin embargo muy efectivas para el seguimiento de las afecciones.

Una 'app' que guarda toda la información del paciente

Pongamos, por ejemplo, el cuidado de las migrañas. Un mal por desgracia muy extendido. ¿Qué ventaja aporta el uso de una aplicación?

Para entenderlo nos trasladamos de nuevo al ejemplo anterior en el que el galeno extiende la receta y hasta dentro de dos meses. Pues bien, un paciente al que además de la medicación se le ha recetado una app volverá a la revisión con la aplicación cargada de detalles sobre lo acontecido en el tratamiento. Y las posibilidades son ilimitadas.

En el caso de la migraña, el paciente además de tomar la pastilla recetada en las crisis, ahora deberá apuntar en la aplicación el momento exacto del inicio del dolor, la medicación que tomó, y cuándo concluyó la crisis. ¿Cómo se explota después toda esta información? El médico sabrá en ese momento la cadencia exacta de los episodios, su duración, pero además otros elementos añadidos como la hora del día, potencialmente las horas de sueño y la climatología. Y así, con toda esta información, se dibuja un diagnóstico mucho más preciso afinando en el tratamiento.

Estamos hablando de un dispositivo, el móvil, que nos acompaña a todas partes y que puede monitorizar lo que nos sucede en todo momento, y que podría llegar a enviar información directamente al doctor en un futuro muy cercano.

Esta panacea es ya posible y el ahorro a los sistemas de salud se puede percibir a distancia: el detalle de los datos proporcionado por las aplicaciones facilita la dispensación de los tratamientos de una forma más mesurada y efectiva.

Y es en este nicho de mercado es en el que quiere nutrirse Appdemecum, una empresa navarra formada por un grupo de emprendedores vinculados directamente con el mundo médico en sus diferentes facetas.

Integración del 'mHealth' con la práctica médica

Appdemecum nació del análisis de los obstáculos que impiden la integración definitiva de la mHealth en la práctica asistencial, que básicamente son tres: la dificultad de selección de las apps adecuadas, la garantía de efectividad y seguridad y el modo de prescripción.”, explica Iñaki Larraya, uno de los promotores del proyecto.

Appdemecum pretende ganar dinero gracias a la publicidad segmentadaLa firma provee al profesional médico de una plataforma online mediante la cual pueden recetar una serie de aplicaciones que han sido previamente homologadas por el servicio. Este punto es especialmente crítico para la firma, y tal y como podemos leer en su web, “todas las apps disponibles en la plataforma han superado un proceso de acreditación en el que se revisa que la aplicación cumple con los requisitos normativos y de buenas prácticas aplicables, y que el seguimiento poscomercialización y el desarrollo de nuevas versiones se realizan de acuerdo a estándares de calidad".

"Y es que estamos hablando de salud y la fiabilidad de las apps tiene que estar contrastada previamente por el servicio para que sea utilizado por el personal médico con garantías”, uno de los mayores obstáculos a los que se enfrentan los médicos en este punto, que no saben escoger entre tal volumen de aplicaciones.

La mHealth se está abriendo paso con fuerza y son cada vez más los hospitales y aplicaciones que van integrándose a diario en esta nueva relación paciente-doctor. La firma navarra quiere posicionarse como referente médico en este terreno facilitando a los profesionales una plataforma en la que además de recomendar el uso de aplicaciones al paciente (se envía mediante un link o con la información de descarga en papel), crean una comunidad en la que los propios médicos podrán valorar su experiencia de uso con las diferentes apps.

¿Y cómo piensan ganar dinero con este servicio? Larraya explica que lo harán inicialmente a través de “publicidad segmentada” dirigida a los médicos, así como la posibilidad de crear “plataformas de prescripción marca blanca para terceros”. 

¿Es la entrada de Google, Samsung y Apple en el segmento de la salud una amenaza o una oportunidad? "Es muy probable que estemos en los inicios de una nueva categoría tecnológica absolutamente disruptiva: los wearables de salud.”, concluye Larraya.

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios