Una empresa familiar de Alicante vestirá las porterías del Mundial de Brasil
  1. Tecnología
I+D aplicado a la fabricación de redes

Una empresa familiar de Alicante vestirá las porterías del Mundial de Brasil

El León de Oro nació hace cuatro décadas. Hoy, sus redes se encuentran en campos de fútbol de todo el mundo. Este verano estarán en el Mundial

placeholder Foto: Parte del equipo de El León de Oro
Parte del equipo de El León de Oro

Con el Mundial de Brasil a la vuelta de la esquina, muchos aficionados (y por saturación todos los demás) llevan semanas, y meses, dándole vueltas a las posibilidades que tiene España de repetir la victoria de 2010. Aquel 11 de juniopermanecerá en la memoria colectiva de generaciones, igual que antes lo estuvo el 12 a 1 frente a Malta de 1983. "¿Dónde estabas tú el día que España ganó el Mundial?", nos preguntaremos unos a otros durante años.

Los jugadores y el entrenador se llevaron el reconocimiento, los rivales fueron la foto amarga, las vuvuzelas y su estruendoso zumbido levantaron muchas críticas irritadas y hasta el balón, el famoso Jabulani, tuvo su momento de gloria. Pero nadie reparó en otro discreto actor de aquella escena que había llegado al estadio Soccer City de Johannesburgo desde la localidad alicantina de Callosa de Segura y sin el que no habría habido partido. Nos referimos a las redes de las porterías.

La red en la que Andrés Iniesta estrelló el balón en el gol que dio la victoria a la selección españolaera de fabricación nacional, igual que lo eran todas las que se utilizaron en el Mundial de Sudáfrica. En la edición de este año, las porterías de los estadios brasileños también estarán vestidas con redes españolas.

Es el producto estrella de El León de Oro, una empresa familiar situada en esa población de Alicante y que se ha hecho un nombre muy bien considerado dentro del sector. Nacida en 1978, esta compañía echó a andar como fabricante de redes de pesca.

El mercado deportivo como oportunidad de negocio

Muy pronto el mercado deportivo se reveló como una buena oportunidad de negocio, y hoy la empresa está a la cabeza en calidad e innovación en la fabricación de redes, tanto deportivas como de seguridad. Dentro de las competiciones, no se centran solo en el fútbol, sino queproveen de redes a todos los deportes que las necesitan: tenis, hockey, vóleibol, bádminton…

Como decimos, son sus redes las que vestirán esta Copa del Mundo, igual que vistieron la anterior. Pero su experiencia en cuanto a la participación en eventos deportivos de primera línea viene de lejos: fueron el proveedor oficial en las Olimpiadas de Barcelona 92, así como de la Copa Federaciones de Sudáfrica en 2009.

También están presentes en algunos de los estadios de la Primera División. ¿Se han fijado en las redes rojas y blancas que cuelgan de las porterías del Vicente Calderón, donde juega el Atlético de Madrid? Salen del taller de esta empresa alicantina. "Algunos equipos nos las piden con sus colores, pero en las competiciones internacionales suelen ser blancas", explica Alfredo Sánchez, director comercial de la compañía.

Aunque ha recorrido un largo camino desde que nació, y ya cuenta con representación en los cinco continentes a través de distintos socios, El León de Oro sigue siendo una empresa familiarque emplea a unos 60 trabajadores.Para seguir creciendo como negocio (a día de hoy su facturación anual ronda los 5 millones de euros) yconservando una reputación que se han ganado a base de calidad, la innovación es la carta a la que se lo apuestan todo.

“Tenemos un laboratorio de I+D propioen el que nuestros ingenieros desarrollan líneas para hacer productos mejores: con mejores materiales, mejores propiedades, más resistentes, más ligeras… Trabajamos para cumplir con los estándares oficiales e ir un poco más allá, ofrecer un plus, un extra de calidad, ya sea en resistencia, flexibilidad o lo que podamos aportar”, explica Sánchez. Los hilos y cuerdas con los que se tejen las redes se someten a pruebas de resistencia, peso y envejecimiento para garantizar su idoneidad.

Redes reciclables, más ligeras y más flexibles

Las redes que cubrirán las porterías en Brasil este verano ya están en su destino, cuenta Sánchez. Están fabricadas con polipropileno de alta calidad, un plástico completamente reciclable, ligero yflexible, que no acumula electricidad estática, no absorbe agua ni produce alergias. En total, ciento ochenta juegos de redes, con trenzado hexagonal para los estadios y cuadrado para los campos de entrenamiento.

Además, están trenzadas sinnudos, de forma que no necesitarán comprobaciones posteriores ni apenas mantenimiento.“Somos los primeros en España que fabricamos este tipo de producto, y hemos acumulado un saber hacer que nos da ventaja respecto a la competencia”.

El resultado son unas redes que pesan menos, son fáciles de instalar, no pueden ser comidaspor polillas ni otros insectos, repelen elpolvo y la suciedad ymantienen sus propiedades en el húmedo y cálido clima de Brasil durante los meses de junio y julio.

La importancia de adaptarse al clima

Las condiciones climáticas son fundamentales a la hora de crear un producto de este tipo. “No es lo mismo la humedad de Brasil que el calor seco de Australia o de Dubai, por ejemplo. La flexibilidad y la resistencia se ven afectadas por eso, igual que por la temperatura o por la radiación solar”, explica Sánchez.

No es lo mismo la humedad de Brasil que el calor seco de Australia o de Dubai, por ejemplo. La flexibilidad y la resistencia se ven afectadas por eso, igual que por la temperatura o por la radiación solar

Las redes de esta empresa familiar se encuentran en campos de voleibol Islandia o en porterías de fútbol en Rusia, haciendo frente a la nieve y el frío igual que en otros lugares soportan un sol de justicia o un pegajoso calor húmedo. “Nos aseguramos de que su calidad sea la esperada estén donde estén”.

Lo dice porque, “afortunada o desafortunadamente, según como se mire”, el 80% de la facturación de El León de Oro está fuera de nuestras fronteras, aunque toda su producción sale aquí. “Nosotros ya exportábamos antes, pero ahora hemos tenido que enfocarnos más hacia afuera para solventar la crisis”.

Internacionalización e innovación como receta para seguir creciendo, una combinación que le ha valido a la empresa volver a estar presente en la Copa del Mundo que España defenderá en Brasil. Los supersticiosos están de enhorabuena: si la red que Iniesta besó después de aquel gol histórico fue de alguna forma un amuleto, quizá este año conjure de nuevo la buena suerte.

Mundial de Brasil Empresa familiar Selección española Innovación
El redactor recomienda