mediante un sensor reutilizable de silicona

SiempreSecos, una pulsera que alerta de los pañales mojados

Ideado para bebés, personas mayores o con dependencia, el 'gadget' ha sido lanzado a través de 'crowdfunding' por dos emprendedores catalanes

Foto: SiempreSecos, una pulsera que alerta de los pañales mojados

Son una pareja de emprendedores en el sentido literal. Ahora también son socios. Mónica Rodríguez y Alberto Muñoz trabajan como ciudadores de personas mayores, y fue en el contexto de su profesión donde, el verano pasado, observaron la necesidad que les ha conducido a lanzar este proyecto empresarial. Aunque en el mercado existen una serie de sensores que alertan, por ejemplo a los padres, de los escapes de orina de sus hijos, tecnológicamente se han quedado obsoletos.

En ese sentido, SiempreSecos es un sensor de silicona médica, extraplano y reutilizable, que se coloca en un pañal -o compresa-  y que está conectado con una pulsera que muestra el nivel de humedad y vibra cuando hay que cambiarlos.

SiempreSecos es un sensor de silicona médica, extraplano y reutilizable, que se coloca en un pañal -o compresa- y que está conectado con una pulsera que muestra el nivel de humedad y vibra cuando hay que cambiarlos"Como en la mayoría de casos de emprendedores, la idea surgió a raíz de una experiencia personal. Éramos cuidadores de una persona mayor, y realmente nos dimos cuenta de que existía un problema. Empezamos a hablar con otros profesionales, y observamos que era una necesidad genérica ", explica a Teknautas Mónica Rodríguez.

"No es que nosotros seamos más listos, pero la tecnología ha avanzado, y en muchos dispositivos del mercado hay cables que rodean al niño, por ejemplo".

Un problema real

Se calcula que sólo en España existen más de medio millón de niños y adolescentes con enuresis nocturna y más de un millón de ancianos y personas dependientes con incontinencia urinaria, en su mayoría cuidados por familiares cercanos.

"Una de las tareas que más preocupa a un cuidador y conlleva mayor esfuerzo es la gestión de pañales y compresas. En el caso de enfermos con demencias o alteraciones neurológicas es además un motivo frecuente de discusión con el paciente", afirman los creadores de SiempreSecos.

En esa línea, el nuevo producto no sólo está enfocado a la atención de los niños pequeños, sino también a los mayores y personas con algún tipo de dependendencia, con el objetivo de mejorar su calidad de vida y hacer, al mismo tiempo, más efectivo el trabajo de los cuidadores.

Una de las tareas que más preocupa a un cuidador y conlleva mayor esfuerzo es la gestión de pañales y compresas. En el caso de enfermos con demencias o alteraciones neurológicas es además un motivo frecuente de discusión con el pacienteEn esa línea, presentan una gama de varias soluciones del producto para adapatarse a las distintas necesidades de los usuarios. En primer lugar, Clipis, que consiste en un sensor de orina que se coloca en el pañal y un brazalete para que los padres lo que indica su estado. Seguidamente, Kydri, destinado a niños u adolescentes con enuresis nocturna, que en este caso incluye un escritorio alarma. E Ignis, en este caso para usuarios con incontinencia urinaria severa. Además, ofertan kits profesionales para centros geriátricos u hospitales. 

Problemas de financiación

Después de haber desarrollado el primer prototipo, los emprendedores han lanzado una campaña crowdfunding en Indiegogo, aunque no está yendo tan bien como esperaban. "Está funcionando mucho peor de lo que imaginábamos, y nos ha costado que la prensa empezase a publicar. Además, en crowdfunding suelen funcionar mejor otro tipo de gadgets. Nuestro producto no termina de encajar". 

Pusieron en marcha la campaña en agosto, y a falta de menos de un mes para que finalice apenas han logrado aportaciones por valor de 1.000 euros sobre el total de 20.000 euros que precisan para iniciar la fase de fabricación en serie de producto.

"Ahora nos estamos centrando en difundir el proyecto, pero lo más duro es la financiación para empezar a fabricar. Hemos tenido acceso a una ronda de financiación del Colegio de Médicos, pero en España es muy difícil, por eso nos estamos planteando salir del país. Estamos recibiendo llamadas de inversores y distribuidores, pero ninguno español. Aquí hay gente muy potente a nivel de innovación, pero la financiación falla", lamenta la emprendedora catalana.

Más allá del escollo, no baladí, de la financiación, desde el punto de vista de la fabricación el desarrollo del producto no sería complejo. "Simplemente, es un circuito electrónico que va embebido. Por temas de certificados, tampoco habría problemas a la hora de la internacionalización".

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios