El MIT crea una pulsera que regula la temperatura del cuerpo humano
  1. Tecnología
EVITA A LAS PERSONAS SUFRIR CALOR O FRÍO

El MIT crea una pulsera que regula la temperatura del cuerpo humano

El nuevo dispositivo, de nombre Wristify, envía ondas de calor o de frío a la muñeca del usuario de forma continuada para mantener su temperatura corporal

Foto: De momento existe en forma de prototipo, pero sus creadores pretenden comercializarlo
De momento existe en forma de prototipo, pero sus creadores pretenden comercializarlo

Los científicos delInstituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) nos tienen acostumbrados a un constante aluvión de nuevas tecnologías y prototipos, pero en ocasiones su autoxigencia por convertirse en el centro tecnológico más influyente del mundoaleja de la realidad sus propuestas, que en la mayoría de los casos, aunque potencialmente disruptivas,aún deben recorrer un largo camino por los vericuetos de la ciencia básica para llegar a la sociedad de forma masiva.

No parece que vaya a ocurrir esto con unosus últimos inventos. Hablamos de una pulsera inteligente, de nombreWristify, concebida por un equipo de estudiantes de ingeniería con el fin de regular la temperatura del cuerpo humano, de tal forma que el dispositivo es capaz de monitorizar las necesidades del usuario y enviar una serie de ondas de calor o de frío para mantener al individuo enla temperatura adecuada, según las circunstancias ambientales.

El dispositivo es capaz de monitorizar las necesidades del usuario y enviar una serie de ondas de calor o de frío para mantener al individuo en la temperatura adecuada

El invento todavía no se comercializa;todavía se encuentra en la fase de prototipo -además, con un diseño aún muy precario-pero sus creadores ya han sido galardonados con el primer premio en un concurso interno del MIT, accediendo a una financiación de 10.000 dólares, cifra que parece suficiente, al menos, para iniciar el desarrollodel producto a nivel industrial, evitandouna primera etapa de financiación a través de crowdfunding, el camino habitual de este tipo de gadgets.

¿Cómo funciona?

Partiendo de la base teórica de que es posible modificar la temperatura corporal aplicando estímulos sobre zonas donde existe un tránsito relevante de sangre, la nueva pulsera cuenta con un sistema que genera constantemente -siempre que el cuerpo humano lo requiera-ondas de frío o de calor en la muñeca del usuario, variaciones de temperatura que los creadores del dispositivo concretan en 0,4 grados celsius por segundo.

placeholder

Para obtener información precisa sobre si el usuario necesita aumentar o disminuir su temperatura corporal,el dispositivodispone de un sistema de monitorización tanto de la temperatura ambiente como de la del usuario.

En realidad, la eficacia de Wristifyno consiste en proporcionarcalor o frío al individuo: más bien, su objetivo es evitar que se dispare en uno u otro sentido, manteniéndola en un costante estado de confort.

El prototipo presentado por el joven equipo de ingenieros dispone de una autonomía de ocho horas.De momento, no existe un precio de salida al mercado, ni tampoco fechas,aunque los inventores han expresado su deseo de comercializar la pulserauna vez completado el desarrollo del producto.

Eficiencia energética

En los edificios se utiliza una cantidad increíble de energía sólo en calefacción y refrigeración, con un gasto que supone el 16,5 por ciento de energía primaria que se consume en Estados Unidos

Aunque el concepto tecnológico de la nueva pulsera puede tomarse en clave anecdótica,Wristify ha sido concebida con un claro objetivo de eficiencia energética.

“Actualmente, en los edificios se utiliza una cantidad increíble de energía sólo en calefacción y refrigeración, con un gasto que supone el 16,5 por ciento de energía primaria que se consume en Estados Unidos”, dicen los creadores deWristify .

Creen que susistema puede ser la clave para evitar el constante despilfarro energético que se produce en nuestros hogares y entornos laborales. En ese sentido,Wristify puede generar un cambio radical de paradigma.Si a través de un dispositivo individual es posible controlar la temperatura corporal sin necesidad de ajustar el estado delambiente de manera constante, entonces los sistemas de calefacción y aire acondicionado podrán gestionarse de otro modo.

Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) Gadgets Eficiencia energética
El redactor recomienda