'UN FUTURO LIMPIO' DE UNILEVER

Estos productos de limpieza dejarán de tener combustibles fósiles en 2030

Unilever, que acoge bajo su paraguas las marcas Mimosín, Skip, CIF, Seven Generation y Domestos, va a invertir 1.000 millones de euros para este objetivo

Foto:

Este 2020 iba a ser el año de la sostenibilidad por excelencia. Los cambios normativos y la mayor concienciación social empujaban a apostar, esta vez sí, por una lucha decidida para frenar el cambio climático. La pandemia por el covid-19 retiró momentáneamente del foco este problema, pero no ha desaparecido. Por eso la sociedad y las empresas siguen dando pasos hacia delante para detener esta amenaza mundial.

Una de esas empresas es Unilever, que acoge bajo su paraguas las marcas de limpieza Mimosín, Skip, CIF, Seven Generation y Domestos, y que va a invertir 1.000 millones de euros para eliminar de estos productos los combustibles fósiles para 2030. El objetivo es que el 100% del carbono que necesitan estos productos provenga de carbono renovable o circular de aquí a 10 años, así como lograr las cero emisiones netas de sus productos para el año 2039. “Debemos dejar de extraer el carbono del subsuelo: disponemos de grandes cantidades en la superficie y en la atmósfera si sabemos cómo usarlo a gran escala”, explica Florens Tegelaar, director de negocio de la división de Cuidado del hogar en Unilever España.

La idea es crear productos de limpieza y lavado de ropa asequibles, con buenos resultados pero con un impacto ambiental menor

Los químicos utilizados en los productos de limpieza y lavado de ropa de la compañía suponen la mayor proporción de su huella de carbono, un 46% a lo largo de la vida del producto. Al dejar de utilizar químicos derivados de combustibles fósiles, la empresa espera reducir esa huella de carbono hasta en un 20%.

Los 1.000 millones que Unilever ha dispuesto para esta tarea se engloban dentro de su programa ‘Un futuro limpio’ y financiarán investigaciones en biotecnología, uso de CO2, química de bajo carbono, formulaciones biodegradables y eficientes en el uso de agua, así como la reducción del uso de plástico virgen. La idea es crear productos de limpieza y lavado de ropa asequibles, con buenos resultados de limpieza pero con un impacto ambiental significativamente menor.

La compañía ya apoya programas para transformar los químicos que se utilizan en los productos de limpieza y lavado de ropa de Unilever. En Eslovaquia, por ejemplo, se ha asociado con la empresa de biotecnología Evonik Industries para desarrollar la producción de ramnolípidos, un surfactante renovable y biodegradable que ya se utiliza en el líquido lavavajillas Sunlight (Quix) en Chile y Vietnam. En Tuticorin (sur de la India) Unilever consigue el carbonato sódico (un ingrediente presente en los detergentes en polvo) mediante una pionera tecnología de captura de CO2. El carbonato sódico se fabrica con emisiones de CO2 procedentes de la energía empleada durante el proceso de producción.

“Mientras el mundo está lidiando con los efectos devastadores de la pandemia del covid-19 y lidiando con serios problemas de desigualdad, no podemos permitirnos olvidar que la crisis climática sigue siendo una amenaza para todos”, recuerda Alan Jope, CEO de Unilever

El arcoiris del carbono

Uno de los pilares fundamentales del programa ‘Un futuro limpio’ es el llamado arcoíris del carbono, un enfoque para diversificar el carbono utilizado en las formulaciones de sus productos. Las fuentes fósiles de carbono no renovables (identificadas en el arcoíris del carbono como carbono negro) serán reemplazadas utilizando el CO2 capturado (carbono púrpura), plantas y fuentes biológicas (carbono verde), fuentes marinas como algas (carbono azul) y carbono recuperado de materiales de desecho (carbono gris).

Unilever es miembro fundador del Consejo Asesor de la Iniciativa del Carbono Renovable (RCI), una coalición emergente del Nova Institute que tiene por objeto llevar el carbono renovable al ámbito político y desarrollar y poner en práctica un futuro sostenible para la industria química y de los plásticos.

En 2019 Unilever fue reconocida como líderes del sector en el Índice Dow Jones de Sostenibilidad

Además, la compañía internacional tiene otros compromisos sostenibles de cara al medio plazo:

- Reducir a la mitad el impacto de los gases de efecto invernadero (GEI) de sus productos en todo su ciclo de vida para 2030.

- Conseguir cero emisiones de gases de efecto invernadero en sus propias instalaciones para 2030

- Conseguir que sus formulaciones de productos sean biodegradables para 2030

- Lograr una cadena de suministro sin deforestación para 2023

- Reducir a la mitad el uso de plástico virgen; ayudar a recoger y procesar más plástico del que vende; garantizar que todos sus envases de plástico sean reutilizables, reciclables o compostables para 2025 y utilizar al menos un 25% de plástico reciclado en sus envases, también para ese año

Además, han pedido a sus proveedores que declaren, en cada factura, la huella de carbono de sus bienes y servicios.

En 2019 Unilever fue reconocida como líderes del sector en el Índice Dow Jones de Sostenibilidad y en 2020 (por décimo año consecutivo) como la empresa mejor clasificada en la encuesta de Líderes de Sostenibilidad de GlobeScan/SustainAbility.

Sociedad
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios