se veía igual que el malvado mago de harry potter

De "Lord Voldemort" a la normalidad: el maquillaje transforma a una mujer quemada

Bethan Hughes sufrió un accidente hace cinco años que le supuso quemaduras en el 60% de su cuerpo. Gracias a los coloretes y pintalabios ha conseguido sentirse mejor con su aspecto

Foto: Bethan Hughes, antes y después de su transformación (YouTube/Telegraph)
Bethan Hughes, antes y después de su transformación (YouTube/Telegraph)

Para Bethan Hughes, el maquillaje no es una cuestión baladí. Para esta mujer de 31 años, los coloretes, pintalabios y lápices de ojos suponen mucho más que para el resto. Gracias a ellos, las cicatrices de su cara desaparecen y puede bajar a la calle sin que todo el mundo se fije en ellas. Estas marcas faciales son el resultado del accidente de coche que sufrió cuando tenía 26 años, que le dejó entre el 50 y 60% de su cuerpo quemado.

Después de docenas de operaciones, el maquillaje ha sido el responsable de que esta mujer sienta “un impulso como el que se tiene como cuando te cortas el pelo o llevas ropa nueva”. En el vídeo publicado por ‘The Telegraph’ puede verse en time lapse la transformación de Bethan: su piel en diferentes tonos se unifica, sus mejillas se colorean, sus ojos se agrandan y sus labios se definen.

Time Lapse maquillaje después accidente quemaduras

Vídeo: Transformación de Bethan Hughes gracias al maquillaje

El cambio de imagen ha sido posible gracias a la colaboración de Katie Piper Foundation, una organización que ofrece maquillaje a personas que han sufrido quemaduras en su cuerpo. A Rachael Denman-Tanner, la responsable de la transformación, le llevó más de una hora realizar todo el proceso. “Es muy agradable verme bien sin parecer una drag queen”, dijo para el citado medio Bethan después de ver el resultado. Según ella, las personas que se maquillan para disimular sus cicatrices suelen utilizar un exceso de productos.

Aunque quedó encantada con el resultado, confiesa que no lo usa todos los días. “No todo el mundo lleva maquillaje en su día a día. ¿Por qué yo sí debería?”, se pregunta. Después del accidente, Hughes tuvo que ser operada en más de diez ocasiones, y durante los próximos cinco años tendrá que volver a someterse a cirugías. “No me asusta. Es como ‘ah, otra anestesia general’, no me importa”, dice tras confesar que la primera vez que vio su cara tras el incidente se asustó al ver su parecido con el malvado mago de Harry Potter, Lord Voldemort.

Sociedad
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios