Es noticia
Menú
Objetivo: blindar la Milla de Oro
  1. Sociedad
MOBILIARIO URBANO PARA EVITAR ‘ALUNIZAJES’ EN EL CENTRO DE MADRID

Objetivo: blindar la Milla de Oro

Bancos, perfumerías y joyerías son los objetivos más jugosos. El botín se puede colocar fácilmente en el mercado negro durante todo el año, pero es la

Foto: Objetivo: blindar la Milla de Oro
Objetivo: blindar la Milla de Oro

Bancos, perfumerías y joyerías son los objetivos más jugosos. El botín se puede colocar fácilmente en el mercado negro durante todo el año, pero es la temporada la que marca la diferencia. Si el invierno es la época ideal para atracar en comercios de pieles o de jamones, entre otros productos, ahora que se acerca el verano, son las ópticas y los comercios especializados en cosmética los que más temen los robos. Las gafas de sol y los productos de belleza se perfilan como los productos estrella: son el próximo objetivo de los ‘aluniceros’.

El robo por alunizaje es un modo sencillo de conseguir un importante botín en un tiempo récord. Si no hay elementos urbanos que impidan el choque de un vehículo contra un escaparate, tales como maceteros, bolardos, bancos de hierro o soportes de publicidad exterior, no hacen falta más de tres minutos para saquear un comercio. En la madrileña Milla de Oro lo saben bien.

Desde la Concejalía de Seguridad y Movilidad Urbana del Ayuntamiento de Madrid que encabeza Pedro Calvo ya han comenzado a darse pasos con el fin de evitar este tipo de actos delictivos. Según cuentan a El Confidencial, “el Ayuntamiento ha realizado un estudio de todo Ortega y Gasset y las calles perpendiculares para ver si el mobiliario urbano existente puede garantizar la seguridad de los comercios. El urbanismo al servicio de la seguridad puede conseguir que los atracadores no decidan robar los comercios al existir estas trabas”.

El portavoz de seguridad de la Confederación del Comercio Especializado de Madrid, Armando Rodríguez, ve positiva esta medida que se pondrá en marcha próximamente pero cree que “esto es sólo un parche”. La solución tendría que venir de arriba. “El Estado debe dar seguridad jurídica”, opina.

“Todos están en la calle”

Rodríguez, que recuerda que “sólo en las últimas fechas ha habido tres o cuatro alunizajes en Madrid”, reclama una legislación acorde con estos delitos. “En los últimos tres o cuatro años se ha detenido a 200 individuos agrupados en 25 grupos de trabajo y se han esclarecido 1.000 delitos de esta naturaleza, pero, al no ser delito contra personas, todos están en la calle (...) Pedimos que el tratamiento de la habitualidad delictiva cuente con prisión provisional porque, si se les deja en la calle, vuelven a robar”.

Además, los comerciantes se enfrentan a los problemas que subyacen en la creciente inseguridad: los incrementos de las primas de los seguros. “La cobertura del seguro cubre riesgos de robo o atraco y es indiferente que sea a mano armada o mediante alunizaje, pero al repetirse la fórmula de estos últimos y juntarse con el incremento de la delincuencia y de la inseguridad ciudadana, los seguros han incrementado la prima en un 400% en los últimos años”, explica el experto en seguridad.

“No hay voluntad política para corregirlo”

“Hay un aumento de inseguridad genérica y no hay voluntad política para corregirlo. En un escenario donde se permite la impunidad, las medidas de seguridad taparán, pero no abordarán el problema de raíz”, opina Rodríguez.

La solución al problema está en la legislación. “La gran presión policial que hay en Madrid sólo provoca que los ‘aluniceros’ se trasladen a otras Comunidades Autónomas. Los atracadores se irán ahora en verano a las localidades de la costa” pronostica.

Mientras Madrid se blinda, “el problema se desplaza, pero no se erradica”.

Bancos, perfumerías y joyerías son los objetivos más jugosos. El botín se puede colocar fácilmente en el mercado negro durante todo el año, pero es la temporada la que marca la diferencia. Si el invierno es la época ideal para atracar en comercios de pieles o de jamones, entre otros productos, ahora que se acerca el verano, son las ópticas y los comercios especializados en cosmética los que más temen los robos. Las gafas de sol y los productos de belleza se perfilan como los productos estrella: son el próximo objetivo de los ‘aluniceros’.

Ortega y Gasset Seguridad Social