Es noticia
Menú
Bruselas teme un ataque ruso contra el sur de Ucrania que la dejaría sin acceso al mar Negro
  1. Mundo
  2. Europa
la ue y eeuu rechazan las exigencias rusas

Bruselas teme un ataque ruso contra el sur de Ucrania que la dejaría sin acceso al mar Negro

La Unión Europea no espera un ataque inminente ni una invasión general sobre Ucrania, pero teme que Moscú intente dejar a Kiev sin acceso al mar Negro

Foto: El alto representante para la Política Exterior de la UE, Josep Borrell. (EFE/Stephanie Lecocq)
El alto representante para la Política Exterior de la UE, Josep Borrell. (EFE/Stephanie Lecocq)

Horas después de que Estados Unidos y la OTAN hayan rechazado por escrito las exigencias de Moscú, los socios de la Alianza Atlántica y la Unión Europea esperan con atención el siguiente movimiento de Moscú. “Ahora toca esperar a ver qué dicen los rusos. Se han dado respuestas detalladas y consideradas. A partir de ahora empieza el baile”, explica Josep Borrell, Alto Representante de la Unión para Política Exterior y de Seguridad, en una conversación con varios medios.

A última hora de este miércoles Estados Unidos y la Alianza Atlántica entregaron un documento al Kremlin en el que no cedían a sus peticiones. No hay un repliegue de la OTAN, ni un cambio en su política de puertas abiertas. Nadie en Bruselas o Washington ha pensado que esas exigencias rusas fueran realmente el objetivo de Moscú. O eran una posición extremadamente exigente para abrir a partir de ese punto las negociaciones, o una excusa para poder lanzar un ataque, explican las fuentes consultadas.

Foto: Putin en una reciente reunión del Ministerio de Defensa. (Reuters/Pool/Sputnik)
¿Quién teme a Vladimir Putin? "Si trata de asustarnos haciendo el loco, lo ha conseguido"
A. Alamillos. Kiev E. Andrés Pretel. Madrid N. Alarcón. Bruselas

Las próximas horas serán claves para determinar los siguientes movimientos. Los expertos del Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE), el brazo diplomático de la Unión Europea, contemplan unos siete escenarios. Desde el más grave, que representaría una invasión por completo de Ucrania, hasta el más leve, que sería el recrudecimiento de los enfrentamientos armados en la zona del Donbás, ocupada desde el 2014 por milicias prorrusas apoyadas por Moscú. El escenario más radical, señala el jefe de la diplomacia europea, es el menos probable. “Está claro que una invasión a gran escala sería muy costosa”, señala. Uno de los escenarios más graves que se contemplan como más probables los técnicos del SEAE son ataques cibernéticos a gran escala o una ocupación rusa de la zona del sur de Ucrania, entre Mariupol, una importante ciudad ucraniana a pocos kilómetros de la frontera con Rusia y bañada por las aguas del mar de Azov, y la zona de Odesa, a orillas del mar Negro. Con esa operación, Moscú cerraría a Kiev la salida al mar.

Este es el escenario que también espera el Gobierno ucraniano. Por eso, explican fuentes europeas, Kiev está acumulando la mayoría de su fuerza militar en esta región. Otras opciones incluyen la anexión completa de la zona del Donbás que ya está bajo control prorruso, siguiendo la estela de lo ocurrido con la península de Crimea, anexionada ilegalmente por Moscú en 2014.

En todo caso, en Bruselas no se espera que el ataque contra Ucrania sea inminente. Hay una sensación de calma tensa, que puede romperse en cualquier momento. Son ahora los rusos los que marcan el ritmo, los que deciden por cuánto tiempo quieren digerir el documento entregado por los aliados. Pero las diferencias de visión entre Washington y la capital comunitaria han sido confirmadas por distintas fuentes diplomáticas en los últimos días. Aunque hay mucha coordinación, los estadounidenses, como los británicos, creen que una vez recibida la respuesta negativa Moscú pasará a la acción rápidamente, mientras que en Bruselas no comparten esa sensación y tampoco lo hace el Gobierno ucraniano.

Foto: Cosecha de trigo cerca del pueblo de Hrebeni, en la región de Kiev. (Reuters/Valentyn Ogirenko)
El granero de Europa, en llamas: el riesgo global de una invasión de Ucrania
Lucas Proto Alicia Alamillos Infografía: Rocío Márquez

Una muestra de esas diferencias tiene que ver con la presencia de personal diplomático en el país. EEUU y Reino Unido anunciaron el lunes la salida de familiares y personal no esencial. Kiev pidió a los aliados que no retiraran al personal del país. La Unión Europea se mostró firme en la decisión de mantener al cuerpo diplomático sobre el terreno y, preguntado por la cuestión, el pasado lunes el propio Borrell pidió no “dramatizar”.

En todo caso las negociaciones diplomáticas siguen en marcha en un segundo plano, incluso cuando la OTAN y EEUU han entregado ya su negativa al Kremlin. El miércoles, mientras en Moscú ya se empezaba a mascar qué respuesta dar al bloque occidental, los equipos de Francia, Alemania, Ucrania y Rusia trabajaban en París en el formato llamado “Cuarteto de Normandía”, tratando de buscar posibles soluciones. Si Rusia no quiere invadir y en realidad busca cesiones por parte de Washington y la Alianza Atlántica, estas se harán por debajo de la mesa y no ante los focos de los medios de todo el mundo.

Hay realismo en Bruselas y en Washington. Saben que Vladimir Putin no puede volver con las manos vacías. Que obtendrá algo por la vía militar o por la diplomática. Fuentes diplomáticas recuerdan otros choques que rozaron el enfrentamiento bélico y que se resolvieron de manera discreta, sin que fueran de dominio público los tira y afloja entre potencias hasta encontrar un acomodo a las preocupaciones de todas las partes.

Horas después de que Estados Unidos y la OTAN hayan rechazado por escrito las exigencias de Moscú, los socios de la Alianza Atlántica y la Unión Europea esperan con atención el siguiente movimiento de Moscú. “Ahora toca esperar a ver qué dicen los rusos. Se han dado respuestas detalladas y consideradas. A partir de ahora empieza el baile”, explica Josep Borrell, Alto Representante de la Unión para Política Exterior y de Seguridad, en una conversación con varios medios.

Ucrania Unión Europea OTAN Estados Unidos (EEUU) Noticias de Rusia Conflicto de Ucrania