Lukashenko amenaza con cortar el flujo de gas a la UE en medio de la crisis fronteriza en Polonia
  1. Mundo
  2. Europa
LA UE "NO SE DEJARÁ INTIMIDAR"

Lukashenko amenaza con cortar el flujo de gas a la UE en medio de la crisis fronteriza en Polonia

Alexandr Lukasenko ha redoblado la apuesta contra la Unión con una velada amenaza a la opción de cortar el flujo de gas a través de Bielorrusia a la UE

Foto: El líder bielorruso, Alexandr Lukashenko (Reuters/Nikolai Petrov)
El líder bielorruso, Alexandr Lukashenko (Reuters/Nikolai Petrov)

Tras la amenaza este miércoles de la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, de aumentar la semana próxima las sanciones contra el régimen bielorruso si no cejaba en sus "ataques híbridos" -empujando a miles de inmigrantes de Oriente Medio- contra las fronteras europeas de Polonia y Lituania, el presidente Alexandr Lukasenko ha redoblado la apuesta contra la Unión con una velada amenaza a la opción de cortar el flujo de gas a través de Bielorrusia a la UE.

"Proporcionamos calefacción a Europa y nos amenazan con el cierre de la frontera. ¿Qué pasa si bloqueamos el tránsito de gas natural? Recomendaría a los líderes de Polonia, Lituania y otra gente estúpida que se lo pensara mucho [antes de hacer algo así]", ha asegurado el líder bielorruso, según la agencia de noticias local Belta, en una huida hacia adelante y sin signos de querer desescalar la situación.

Foto: Imagen de archivo del día nacional polaco, el 11-11, en 2017. (Reuters/Adam Stepien)

La Unión Europea ha respondido a Lukashenko asegurando que "por su puesto no se dejará intimidar" por sus "amenazas", en palabras del comisario de Economía, Paolo Gentiloni, en una rueda de prensa este mismo jueves. La nueva amenaza de Lukashenko cerrar el grifo del gasoducto de Yamal, que transporta gas ruso a través de Bielorrusia hacia Polonia y Alemania, pone el dedo en la llaga de un mercado especialmente delicado en Europa, el del gas, que ya se está viendo afectado por la subida de precios globalizada.

En las últimas semanas, el bloque comunitario ha acusado al líder bielorruso -quien cuenta con Rusia como su principal valedor para mantenerse en el poder- de orquestar un "ataque híbrido" contra la UE organizando el traslado de miles de inmigrantes de países de Oriente Medio (con vuelos desde Estambul, Damasco, Beirut o Dubai) hasta Minsk y, desde allí, hacia las fronteras comunitarias, especialmente las de Lituania y Polonia.

El gobierno de Varsovia ha ordenado el despliegue de 15.000 efectivos militares a lo largo de su frontera con Bielorrusia y está levantando una alambrada en los puntos más "calientes", donde grupos de inmigrantes -incluidos familias con niños- intentan cruzar al espacio Schengen.

Gira por los "países emisores" y sanciones a aerolíneas

Paralelamente, el comisario Margaritis Schinas ha iniciado este jueves en Emiratos Árabes una gira que le llevará a distintos países para tratar de frenar los flujos de migrantes irregulares a través de vuelos a Bielorrusia. A Emiratos Árabes les seguirá Beirut (Líbano).

Apenas un día antes, tras una reunión en la Casa Blanca, Von der Leyen presentó junto al presidente estadounidense Joe Biden la posibilidad de no sólo aumentar sanciones contra el régimen bielorruso, sino también sancionar a las aerolíneas que "facilitan el tráfico de personas hacia Minsk, y después hacia la frontera de Bielorrusia con la UE".

En su reunión con Biden, Von der Leyen describió la crisis entre Polonia y Bielorrusia como "un desafío a toda la Unión Europea", negó que se trate de una "crisis migratoria", y aseguró, es un intento de "instrumentalizar a los migrantes" para mermar a los países europeos. "Tenemos que proteger a nuestras democracias de este intento cínico de aumentar el poder geopolítico" de Bielorrusia, zanjó Von der Leyen

El redactor recomienda