El centrista Laschet liderará el bloque conservador en las elecciones alemanas
  1. Mundo
  2. Europa
MARKUS SÖDER RENUNCIA

El centrista Laschet liderará el bloque conservador en las elecciones alemanas

Armin Laschet será el candidato del bloque conservador a la cancillería en las elecciones de septiembre, después de que el otro político que se había postulado se retirase este martes

placeholder Foto: Armin Laschet. (Reuters)
Armin Laschet. (Reuters)

El centrista Armin Laschet será el candidato del bloque conservador a la Cancillería alemana en las elecciones generales de septiembre, después de que el otro político que se había postulado, Markus Söder, se retirase este martes de la carrera.

Söder, presidente de la Unión Socialcristiana (CSU) y jefe de gobierno de Baviera, reconoció en una comparecencia que Laschet, presidente de la Unión Cristianodemócrata (CDU) y jefe de gobierno de Renania del Norte-Westfalia, cuenta con el apoyo mayoritario de la dirección de su partido, que es el mayoritario en el bloque conservador.
"Sólo una Unión fuerte puede funcionar bien", admitió Söder, tras anunciar que "el candidato a la cancillería será Armin Laschet", lo que implica su renuncia a intentarlo.

El líder bávaro, representante del ala derechista del bloque conservador, agradeció a "los muchos diputados" de la CDU y representantes de los "Länder" que estos días, por encima de la disciplina debida al jefe de su partido, tuvieron la "valentía" de apoyarle.

La renuncia del líder bávaro a ser el candidato del bloque sigue al voto la pasada madrugada de la junta federal de la CDU, el partido de la canciller Angela Merkel, que ratificó su respaldo a Laschet como candidato a la Cancillería alemana en las próximas elecciones generales, .

En votación secreta, Laschet obtuvo el voto de 31 miembros de ese gremio, mientras que 9 fueron favorables a Söder y 6 se abstuvieron. El líder bávaro se había comprometido a acatar la decisión de la CDU -"nuestra hermana mayor", en sus palabras-, siempre que fuera con un "resultado claro".

Laschet había convocado la reunión de la CDU, el partido que lidera desde enero, en busca de una solución al pulso entre los dos. Ambos habían formalizado el domingo de la semana pasada su aspiración a ser el candidato conjunto para las generales del 26 de septiembre, las primeras desde 2005 en que Merkel no liderará el bloque conservador.



Se dieron una semana para lograr ese acuerdo, pero ayer expiró ese plazo sin que ninguno se hubiera retirado a favor del otro o hubieran pactado una solución. Pese a las declaraciones recíprocas a favor del juego limpio, los medios alemanes han destacado la división del bloque evidenciada en este pulso, calificado hasta de "fraticida" en el semanario 'Der Spiegel'.

A favor de Söder se habían pronunciado varios "Länder" del este -donde es especialmente fuerte la ultraderecha y se considera que el derechista Söder puede contener mejor su empuje-. Asimismo contaba con el apoyo de las juventudes del partido, la Junge Union.

Söder aventaja a Laschet en popularidad, lo que se atribuye a su rigurosa gestión de la lucha contra la pandemia en Baviera, de acuerdo a la línea de la canciller. En lo político, Laschet se ajusta mejor al perfil centrista y articulador de consensos de la canciller.

Siguiente intento bávaro

Con la renuncia de Söder se pone fin a lo que hubiera sido la tercera candidatura de la CSU para comandar al bloque conservador. Solo dos líderes de la CSU comandaron hasta ahora a los conservadores en unas elecciones nacionales. El primero fue en 1979, cuando el grupo parlamentario se decantó por Franz Josef Strauss; acabó reelegido canciller el socialdemócrata Helmut Schmidt.

El siguiente que lo intentó fue Edmund Stoiber, en 2002. Merkel lideraba ya la CDU, pero renunció a la candidatura presionada por hombres fuertes del partido que consideraban no podía ganar. También ahí fue reelegido como canciller un socialdemócrata, Gerhard Schröder.

Democracia Elecciones Alemania