la vuelta al cole, cuanto antes

¿Cómo sacar un país del confinamiento? Merkel ya maneja un plan para Alemania

La Academia de las Ciencias pide la reapertura de colegios "lo más pronto posible" y medidas económicas a largo plazo. La canciller germana deberá tomar la decisión esta semana

Foto: Un parque en Berlín, este fin de semana. (Reuters)
Un parque en Berlín, este fin de semana. (Reuters)

Esta semana será decisiva para el futuro de la lucha contra la pandemia de coronavirus en Alemania. Algunos indicios apuntan a que la canciller, Angela Merkel, podría apostar por empezar a sacar la principal economía europea de la hibernación forzosa después de que una de las instituciones de mayor peso académico del país haya publicado una 'hoja de ruta' con ideas para gestionar una lenta reapertura. Un documento que se ha publicado el lunes pero que ya había sido elevado la semana pasada a la categoría de documento clave para cualquier decisión del Ejecutivo germano.

"Para mí, uno de los estudios importantes será el de la Leopoldina", avisaba Merkel, física de formación y firme partidaria de prestar atención a los expertos en tiempos de crisis, el pasado jueves.

El informe de la Academia Alemana de las Ciencias, institución conocida como la Leopoldina y que reúne a algunos de los científicos germanos más reconocidos, aboga por una estrategia de "regreso paulatino a la normalidad". El documento —de 18 páginas y firmado por 26 expertos de varias disciplinas— pide subvenciones para trabajadores y ayudas inmediatas para pymes, además de un plan de inversiones en infraestructura para el que el Estado debe tener un margen de maniobra más amplio, dado el estado de sus cuentas públicas, como parte de un cambio profundo en la política económica y fiscal de mediano y largo plazo.

Pese a que aboga por un regreso paulatino de la vida pública, el texto evita pronunciarse directamente sobre cuáles deben ser los sectores productivos que deben regresar al trabajo en las próximas semanas. Para este lunes, Alemania registraba algo más de 128.200 contagios y 3.000 muertes. Por contraste, Francia registra 137.800 contagios y 14.967 muertos; Reino Unido, 89.500 contagios y 11.300 fallecidos.

Los expertos, entre los que se cuentan economistas, virólogos, sociólogos y filósofos, entre otras disciplinas, piden además una respuesta económica coordinada en el marco europeo. "La crisis hace necesaria una actuación solidaria en Europa en la mayor medida posible", señala el texto, apuntando al Banco Central Europeo, al Banco de Inversiones Europeo o al MEDE. No hacen mención, eso sí, a la polémica deuda conjunta —los llamados coronabonos— como posible instrumento comunitario.

La protección de la salud y la pronta reanudación de la paralizada vida pública no son polos opuestos

"Queríamos asumir una postura calmada y comedida en el agitado debate político, pero también mostrar a los ciudadanos una perspectiva optimista", ha declarado el presidente de la Leopoldina, el climatólogo Gerald Haug, al semanario 'Der Spiegel'. "La protección de la salud y la pronta reanudación de la paralizada vida pública no son polos opuestos por naturaleza, sino que se condicionan mutuamente", señala también el estudio.

Vuelta al cole "lo antes posible"

Uno de los pilares de la paulatina reactivación es la reapertura de centros educativos "lo antes posible", afirma el informe de la Leopoldina, que recomienda, entre otras cosas, intentar retomar las clases en grupos de 15 alumnos como máximo. Más escépticos son en cambio respecto de la reapertura de los jardines de infancia, debido a que los más pequeños no suelen atenerse a las recomendaciones del distanciamiento social.

Alemania fue uno de los países que más retrasaron el cierre de colegios por el temor al impacto de la medida en los sectores productivos si muchos padres se veían obligados a dejar de trabajar para atender a sus hijos en casa. El ministro de Salud, Jens Spahn, llegó a elucubrar en su día sobre posibles efectos devastadores de la pandemia en la población más vulnerable si, por ejemplo, muchos niños se quedaban al cuidado de sus abuelos tras el cierre de escuelas.

Unas parejas caminan en Cuxhaven, norte de Alemania. (EFE)
Unas parejas caminan en Cuxhaven, norte de Alemania. (EFE)

Otras recomendaciones apuntan al uso obligatorio de mascarillas en el transporte público, similar al que rige en España desde este lunes, así como en otras situaciones en las que no sea posible mantener la distancia recomendada de dos metros entre las personas.

Los expertos de la Leopoldina también respaldan el uso de 'apps' para rastrear la trayectoria de personas contagiadas, una estrategia aplicada con éxito en países como Corea del Sur, aunque subrayan la necesidad de un "uso voluntario" en un país tradicionalmente sensible al uso de tecnologías de vigilancia y a la vulneración de la privacidad. El modelo, sugieren los expertos, podría consistir en "encuestas" realizadas a nivel nacional y tendría que garantizar que los datos sean usados de forma anónima.

El buen tiempo como tentación

El informe de la Leopoldina causó revuelo pese a ser publicado el Lunes de Pascua, día festivo en toda Alemania. Los días de Semana Santa son vistos como decisivos para valorar el impacto de las restricciones sociales, que han sido menos estrictas que en España, Italia, Francia o el propio Reino Unido, en un país mucho más reacio, por su historia, a medidas draconianas como la cuarentena obligatoria o las órdenes de confinamiento. A ello se sumaron también las competencias otorgadas a distintos estados federales.

El Gobierno de Merkel y los 'Länder' se pusieron de acuerdo únicamente en la prohibición de salida para grupos de más de dos personas, el cierre de comercios y restaurantes y las recomendaciones generales de quedarse en casa. La Leopoldina se sumó a ese espíritu recomendando apostar por la responsabilidad civil y por fomentar "un comportamiento individual responsable" antes que por medidas restrictivas.

Los días de Pascua coincidieron con la llegada de la primavera y en ciudades como Berlín muchas personas salieron a pasear o a tomar el sol en parques públicos, un fenómeno habitual con la llegada del buen tiempo. El ministro de Salud había hablado de los días festivos como una "bifurcación" para ver si las medidas de contención de la pandemia funcionaban.

Miércoles, día decisivo

Si los datos diarios del Instituto Robert Koch muestran una ralentización general en el avance de la pandemia, el informe de la Leopoldina podría dar ahora el empuje final a las difíciles decisiones que deben tomar las autoridades. Con el informe en mano, Merkel analizará la situación el martes con sus ministros Jens Spahn (Sanidad), Olaf Scholz (Finanzas) y Peter Altmeier (Economía), los miembros clave de su gabinete para afrontar la crisis.

Un día después, el miércoles, la canciller se reunirá con los presidentes de los 16 estados federales alemanes. El país conocerá entonces los próximos pasos en la lucha contra el Covid-19. Alemania ha sido uno de los países mejor preparados y que antes reaccionaron para frenar la pandemia. Por eso, muchos ahora en Europa miran con atención su hoja de ruta para salir de ella.

Europa
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
21 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios