El virus llevaría en UK desde enero

El 'paciente cero' de UK reabre el debate de la "inmunidad colectiva" de Boris Johnson

El presunto paciente cero con coronavirus en Reino Unido se contagió en enero en un 'resort' de esquí austríaco. Su caso apoyaría la teoría de inmunidad de rebaño de Boris Johnson

Foto: Austria puso en cuarentena sus áreas turísticas por el coronavirus. (EFE)
Austria puso en cuarentena sus áreas turísticas por el coronavirus. (EFE)

El inglés Daren Bland, consultor informático de 50 años, se fue a principios de año a esquiar a Austria con tres amigos. Dos de ellos eran de Dinamarca y el otro de Minnesota (Estados Unidos). La pandilla estuvo del 15 al 19 de enero disfrutando de las pistas de la estación de Ischgl y también de las famosas fiestas que se celebraban cada tarde en el bar Kitzloch. Al llegar a sus respectivos hogares, los cuatro cayeron enfermos. Para principios de febrero, muchos de los niños de la localidad donde Daren reside, Maresfield, al este de Sussex, se ausentaron varios días del colegio al estar con fiebre y constante tos seca.

¿Es Daren Bland el paciente cero de coronavirus del Reino Unido? Este martes, los fiscales austriacos abrían un investigación criminal sobre la pista de esquí de Ischgl por haber ocultado supuestamente el brote de virus en Europa. El 'resort' permaneció abierto durante una semana después de que se activara la alarma ante una posible pandemia. Los investigadores han rastreado cientos de contagios en Alemania, Islandia, Noruega y Dinamarca vinculadas al complejo de los Alpes tiroleses.

El bar Kitzloch finalmente se cerró el 10 de marzo y las estaciones de esquí tres días más tarde. Werner Kurz, el alcalde de Ischgl, señaló al periódico alemán 'Der Spiegel' que el cierre ha supuesto "una catástrofe" para la ciudad. "Implementamos todas las regulaciones de manera oportuna", defiende.

De momento, Daren y su familia son los primeros en el Reino Unido que se sepa han estado asociados con el complejo de esquí. De confirmarse que el consultor de Sussex es el paciente cero en suelo británico, significaría que el brote en el reino de Isabel II comenzó más de un mes antes de lo que consta ahora en los registros.

Según los datos oficiales, el primer caso registrado fue el 31 de enero y la primera incidencia documentada de transmisión dentro del país ocurrió el 28 de febrero.

¿Un confinamiento breve?

En definitiva, según el conservador The Telegraph -diario de cabecera de los 'tories'-, eso significaría que la gran mayoría de los casos son asintomáticos, con tasas de hospitalización posiblemente tan bajas como uno de cada mil, por lo que la polémica “inmunidad colectiva” que en los inicios defendió Downing Street “puede estar realmente cerca”. "Si esto es así, el confinamiento (de momento impuesto en el Reino Unido hasta el 13 de abril) podría ser de corta duración", señala el rotativo. Los científicos del Gobierno no han descartado que Daren pueda ser el paciente cero.

Al igual que muchas de los contagiados europeos, durante su estancia en los Alpes este inglés visitó el bar Kitzloch, famoso por sus fiestas. El local es conocido por el 'beer pong', un juego donde uno tiene que beber la jarra de cerveza en la que cae una pelota de pin pong que constantemente va cruzando la mesa de vaso en vaso. "El Kitzloch estaba lleno con gente cantando y bailando en las mesas”, señala Daren a The Telegraph. “La gente estaba sudando después de esquiar y los camareros repartían chupitos. En definitiva, no se puede encontrar un ambiente mejor para un virus”, concluye.

El consultor regresó a su casa en Maresfield el domingo 19 de enero y cayó enfermo a la mañana siguiente. "Estuve malo durante 10 días. No podía ni trabajar, ni levantarme, ni andar. Me quedaba sin aliento. Estaba débil", explica.

Su mujer Sarah, de 49 años, y su hija pequeña también cayeron enfermas. "Teníamos fiebre, sofocos, mareos y agotamiento en general. Duró casi tres semanas de forma intermitente", apunta. "Mi hija pequeña tenía la fiebre y tos persistente. Estuvo sin ir a la escuela durante dos semanas. La mayor estuvo mala durante un día, pero a ella se le pasaron los síntomas rápidamente", añade.

La punta del iceberg

Aunque su enfermedad fue "relativamente leve", uno de los dos amigos daneses de Daren, un hombre de unos 50 años, está en estado más grave. La familia no se ha realizado las pruebas. Pero sus sospechas de que han padecido el coronavirus se han incrementado al conocer la investigación abierta sobre el complejo de esquí austriaco.

"Creo que es importante que nos hagamos una prueba para ver si hemos tenido el virus", señala Sarah. “Considero que podría ayudar a las autoridades a comprender mejor la propagación en el Reino Unido. Son meticulosos en sus pruebas en Europa”, matiza al rotativo británico.

Mark Woolhouse, profesor de epidemiología de enfermedades infecciosas en la Universidad de Edimburgo, explica que casos como este demuestran la necesidad de realizar pruebas generalizadas de secuenciación de anticuerpos y genomas virales. Estos tests podrían mostrar quién tiene y quién no ha estado expuesto al virus y, por lo tanto, ayudaría a los epidemiólogos a rastrear la historia y la propagación.

Los casos ocultos en grandes cantidades también sugiere que existe la posibilidad de que se haya creado una inmunidad colectiva

"Una incógnita realmente significativa en esta pandemia es si los casos sintomáticos son simplemente la punta del iceberg”, seña el experto. “Si hay casos ocultos en grandes cantidades, entonces nos dice que la infección es más difícil de controlar de lo que pensábamos... Pero también sugiere que existe la posibilidad de que se haya creado una inmunidad colectiva”, añade.

En UK desde enero

Los epidemiólogos aún no tienen claro cuándo llegó el virus al Reino Unido, aunque los modelos de la Universidad de Oxford han sugerido que podría haber entrado a mediados de enero y propagarse sin ser detectado desde entonces.

El 'premier' Boris Johnson impuso el confinamiento en suelo británico el pasado lunes. De momento, por tres semanas. En cualquier caso, se trata de una cuarentena más relajada que la española, ya que los ciudadanos pueden salir a realizar deporte al aire libre una vez al día. Asimismo, se permite aún la celebración de funerales.

Este jueves, los fallecidos por coronavirus en el Reino Unido ascendían a 479 (comparado con los 427 del miércoles). Un tercio de los casos han sido diagnosticados en Londres. Chris Hopson, de “NHS Providers” – que representa a los hospitales del Sistema Nacional de Salud Público- recalca que la capital se enfrentan a un auténtico "tsunami" y ya hay centros que están comenzado a quedarse sin camas de cuidados intensivos.

"Ahora estamos viendo tasas de enfermedad del 30%, 40% y, de hecho, en algunos lugares del 50% a medida que el personal contrae el virus o está en grupos vulnerables o tiene que aislarse por sí mismo. Esto no tiene precedentes", recalca. Desde principios de esta semana, el Gobierno, con la ayuda del Ejército, está habilitando el centro de convenciones del ExCeL, al este de Londres, para convertirlo en un hospital provisional con capacidad para 4.000 personas.

Europa

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios