"un gobierno económico de facto"

El Eurogrupo no rinde cuentas pese a su poder, según Transparencia Internacional

El Eurogrupo no tiene un nivel de transparencia acorde a su poder, que se ha incrementado durante la crisis haciendo de este foro un gobierno económico de facto de la eurozona, denuncia TI

Foto: El comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros, Pierre Moscovici; el presidente del Eurogrupo, el portugués Mario Centeno; y el director gerente del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), Klaus Regling. (EFE)
El comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros, Pierre Moscovici; el presidente del Eurogrupo, el portugués Mario Centeno; y el director gerente del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), Klaus Regling. (EFE)

El Eurogrupo no rinde cuentas de su actividad ni tiene un nivel de transparencia acorde a su poder, que se ha incrementado durante la crisis financiera haciendo de este foro un "gobierno económico de facto" de la eurozona. De hecho, "ha eludido y sigue eludiendo la rendición de cuentas que merece su impacto en toda Europa (...) Aun operando como un gobierno económico de facto, no rinde cuentas como tal ante nadie", según denunció este martes la ONG Transparencia Internacional (TI).

El Eurogrupo empezó a funcionar en 1998 como una reunión informal entre los ministros de Economía y Finanzas de los países del euro para coordinar sus políticas económicas, no está gobernado por los tratados comunitarios y no adopta decisiones formales, lo que corresponde en teoría al consejo de titulares de esas carteras de toda la Unión Europea (UE), el Ecofin. En la práctica, sin embargo, una década de crisis financiera lo ha consagrado como un órgano fundamental en la UE cuyas decisiones afectan a millones de personas.

Rescates financieros como el de Grecia mostraron que tiene la potestad de decidir si salva a un país y en qué condiciones

El refuerzo de las normas de coordinación económica del Pacto de Estabilidad y Crecimiento, por ejemplo, le da de facto la última palabra a la hora de imponer sanciones por déficit como la que esquivó España en 2016, mientras que los rescates financieros como el de Grecia mostraron que tiene la potestad de decidir si salva a un país y en qué condiciones. Los ministros son, además, los gobernadores del nuevo Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), el fondo de rescate que tampoco está incluido en los tratados.

En un informe presentado este martes en Bruselas, Transparencia Internacional critica que este incremento de poder no ha ido acompañado de un "aumento proporcional del control democrático". La rendición de cuentas se limita a la comparecencia voluntaria del presidente del Eurogrupo ante la Eurocámara, un mecanismo que, afirma, "no es efectivo". Aunque cada uno de los diecinueve ministros responde ante su propio Parlamento nacional, este control tampoco es eficaz ya que los diputados suelen centrarse en los asuntos que conciernen a su país, explica la ONG.

El Eurogrupo tampoco rinde cuentas ante la justicia europea, dado que al no tener oficialmente autoridad es imposible atribuirle legalmente ninguna decisión, añade la organización, que señala que el Tribunal de Justicia de la UE ya ha rechazado varias demandas contra las condiciones de los rescates porque el MEDE no está cubierto por los tratados.

Progresos y recomendaciones

En términos de transparencia, TI recuerda que el Eurogrupo no se rige por las normas que se aplican a los consejos de ministros, de modo que no hay sesiones públicas ni actas de las sesiones, en las que participan un número más reducido de personas. Reconoce, no obstante, que se han hecho progresos desde 2016 con la publicación de las agendas, resúmenes y algunos de los documentos presentados en las reuniones, aunque lamenta que hay restricciones y estas normas no se aplican a las discusiones preparatorias en las que se fraguan buena parte de las decisiones.

Para solventar este déficit, la ONG recomienda "formalizar" el Eurogrupo para que rinda cuentas a nivel europeo, algo que seguramente requeriría cambiar los tratados, y hacer obligatorias las comparecencias del presidente ante la Eurocámara. También aconseja que se establezca un presidente permanente, cargo que hoy ocupa uno de los ministros de Finanzas durante mandatos de dos años y medio, para evitar conflictos de interés. Asimismo, pide que se le apliquen todas las normas comunitarias de transparencia y que se cree un registro con todos los documentos del Eurogrupo.

"Ahora que hemos emergido de la crisis es el momento de poner en marcha estas reformas. Cuando la próxima crisis llegue estaremos en un contexto político muy diferente", dijo el director de TI para la UE, Carl Dolan.

Europa

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios