Tres cohetes lanzados desde Siria hacia Israel en plena escalada con Gaza
  1. Mundo
50 rondas de bombardeos en 40 minutos

Tres cohetes lanzados desde Siria hacia Israel en plena escalada con Gaza

Según las autoridades gazatíes, hasta 119 personas han fallecido a causa de los bombardeos de Israel, 27 de ellos niños

placeholder Foto: Bombardeos israelíes en el norte de Gaza. (Reuters)
Bombardeos israelíes en el norte de Gaza. (Reuters)

La mayor operación israelí sobre Gaza, desde el inicio de la escalada bélica, consistió en 50 rondas de bombardeos por tierra y aire en 40 minutos, detalló hoy el ejército. El ataque se realizó desde el exterior sin que las tropas entraran en la Franja de Gaza, aclaró el ejército tras las informaciones que apuntaron al inicio de una ofensiva terrestre. En este contexto, tres cohetes han sido lanzados desde Siria hacia Israel, de acuerdo con el ejército israelí, que ha detallado que uno de ellos cayó dentro de territorio sirio y los otros dos en áreas despobladas.

En la masiva operación que comenzó a primera hora de la madrugada, 160 aviones, artillería e infantería bombardearon intensamente a lo largo del bloqueado enclave palestino contra objetivos, según el ejército, pertenecientes a las milicias palestinas, principalmente, la red de túneles subterráneos donde sus miembros se protegen durante los bombardeos israelíes. Al mismo tiempo, las milicias palestinas dispararon 50 cohetes hacia Israel durante la madrugada.

El Ministerio de Salud de Gaza, controlado por Hamás, ha actualizado el balance de palestinos que han muerto en la Franja de Gaza hasta el momento, que ya se sitúa en 119, y la cifra de personas heridas, que ascienden a 830. Las autoridades sanitarias gazatíes han precisado que 31 de los fallecidos eran menores de edad. Israel, donde una mujer ha fallecido cuando corría a un refugio antiaéreo, sigue insistiendo en que la mayoría de víctimas en territorio palestino son miembros de grupos terroristas o civiles fallecidos como consecuencia de cohetes fallidos de Hamás.

El ataque aéreo que han lanzado las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) contra el norte de la Franja de Gaza es hasta el momento la ronda de ataques de mayor impacto del ejército israelí. Desde el inicio de los enfrentamientos, las milicias han lanzado más de 1.800 proyectiles hacia Israel, 430 de ellos fallidos que cayeron en el enclave costero, y de los cuales la mayoría fue interceptada por el sistema antimisiles Cúpula de Hierro.

placeholder Cohetes lanzados desde Gaza. (EFE)
Cohetes lanzados desde Gaza. (EFE)

Tras una noche de intensos combates, este viernes por la mañana han vuelto a sonar las alarmas antiaéreas en Asdod, Sederot y la región de Shaar HaNéguev.

El ejército adelantó que hoy continuará atacando objetivos en el enclave y que "tienen intención" de llevar a cabo una ofensiva terrestre: "Estamos preparados para hacerlo", dijo el portavoz.

A lo largo de estas últimas horas, las familias de la zona están huyendo por la intensidad de estos ataques, aunque la entrada de tropas terrestres israelíes a la Franja de Gaza no se ha producido por el momento, según ha aclarado el ejército israelí, que había transmitido informaciones difusas al respecto.

"Aclaración: actualmente no hay tropas terrestres de las FDI dentro de la Franja de Gaza. Las fuerzas aéreas y terrestres de las FDI están llevando a cabo ataques contra objetivos en la Franja de Gaza", ha explicado el ejército. Según recoge 'The Times of Israel', algunas tropas están colocadas en una zona que técnicamente está dentro del territorio de Gaza, pero a los efectos es de control israelí.

Al menos dos personas han muerto en estos últimos bombardeos, según la agencia palestina WAFA, y 50 personas han resultado heridas y trasladadas al hospital Beit Hanoun, según recoge el medio israelí 'Yedioth'.

placeholder Imagen por satélite de Ashkelon y un tanque de almacenamiento en llamas en el sur de Israel. (EFE)
Imagen por satélite de Ashkelon y un tanque de almacenamiento en llamas en el sur de Israel. (EFE)

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha recordado a través de Twitter que esta nueva ofensiva es parte del "alto precio" que anunciaron que le harían pagar a Hamás.

"Dije que le cobraríamos un precio muy alto a Hamás. Hacemos esto y lo seguiremos haciendo con mucha intensidad. No se dijo la última palabra y esta operación continuará el tiempo que sea necesario", ha advertido.

Asimismo, ha subrayado que "actuaremos con todas nuestras fuerzas contra enemigos en el exterior y forajidos en el interior para restaurar la calma en el Estado de Israel". "Apoyamos al cien por cien a la policía y al resto de las fuerzas de seguridad para restaurar la ley y el orden en las ciudades de Israel; no toleraremos la anarquía", ha añadido.

Esta madrugada, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha defendido la respuesta del Gobierno de Israel a los ataques con misiles lanzados por el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás) sobre algunas ciudades de su territorio y ha considerado que la reacción "no ha sido excesivamente significativa".

"La cuestión es cómo llegar a un punto en el que se reduzcan significativamente los ataques, especialmente los ataques con cohetes que se lanzan de manera indiscriminada contra centros de población", ha añadido según recoge la agencia Bloomberg.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Gaza Israel
El redactor recomienda