'Rastreadores de covid' | Crisis de las vacunas: coqueteando con el desastre
  1. Mundo
Europa está en la cuerda floja

'Rastreadores de covid' | Crisis de las vacunas: coqueteando con el desastre

Pablo Pombo se sumerge en la prensa internacional y selecciona los artículos imprescindibles para estar bien informado sobre la pandemia. Una 'newsletter' diaria solo para suscriptores

placeholder Foto: Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

Problemas de suministro e incumplimientos de contrato. Nacionalismo y tambores de guerra por un bien escaso. Y, además, lentitud en el arranque de la vacunación. Europa está en la cuerda floja. La luz al final del túnel se aleja. Se nos puede alargar la crisis sanitaria y la crisis económica. Estamos en un momento extremadamente delicado. Entre otros motivos, porque el azote de las nuevas cepas podría estar todavía por delante. Europa, nuestra vieja Europa, el noble sueño de la construcción inacabada, necesita moverse pronto y con paso firme. Necesita protegernos.

El problema

Europa está coqueteando con el desastre de las vacunas. Los que lleguen en segundo lugar para poner freno a las emergencias sanitarias y económicas tendrán que enfrentarse a las consecuencias durante mucho tiempo”. Bloomberg.

Foto: Imagen: Rocío Márquez.

“La UE tiene el objetivo de vacunar al menos al 70% de la población en verano. Ese objetivo está en riesgo. (...) Cuanto más se tarde en controlar la pandemia, más vidas se perderán. La reputación de la UE está en juego: ¿cómo podrá enorgullecerse de su modelo social si ni siquiera es capaz de proteger a sus ciudadanos más vulnerables? El éxito en el proceso de vacunación es la única forma sostenible de avanzar hacia la recuperación económica (...). El fracaso de Europa comienza con sus pedidos anticipados. Reunió una cartera completa, pero fue lenta y conservadora con los desarrollos más prometedores —Pfizer y Moderna— (...) El despliegue de la vacunación también ha sido lento (...) ¿Qué puede hacerse? La UE ha puesto las empresas farmacéuticas en el punto de mira (...). Existe el peligro de que los políticos utilicen a los proveedores de vacunas como chivos expiatorios para enmascarar sus errores. Es algo que ya ha ocurrido antes, desde el principio de la pandemia”.

Los actores

Europa y el Reino Unido luchan por las escasas vacunas. "A medida que la producción se atrasa y la UE se retrasa en la vacunación, Bruselas y Londres se lanzan acusaciones y amenazas entre sí". 'New York Times'.

Foto: Ursula von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea. (EFE)

“El laboratorio AstraZeneca comunicó la semana pasada a la UE que recortaría sus entregas programadas a 31 millones de dosis para finales de marzo, menos de la mitad de los 80 millones que el bloque esperaba (...) A esa noticia se sumó el anuncio desde Pfizer de que tenía que ralentizar sus propias entregas de vacunas para actualizar su fábrica en Bélgica (...). La guerra de las vacunas ha llegado a Europa (...) Un enfrentamiento de ricos contra ricos, una competición nueva y descaradamente nacionalista que podría envenenar las relaciones y retrasar los esfuerzos para poner fin a la pandemia. Europa, afectada por su lento progreso en la vacunación, amenazó esta semana con endurecer las reglas sobre el envío de vacunas desde la fábrica belga hasta Gran Bretaña. Los responsables políticos británicos, a su vez, acusan a los homólogos europeos de una campaña de chantaje que podría amargar las relaciones durante una generación”.

Un par de declaraciones del director del programa de Salud Global de la Chatham House. La primera da una clave política: “Creo que hay elementos dentro del Gobierno —y de la comunidad pro Brexit— que en realidad están disfrutando esto. Estamos viendo, quizás, un poco de represalia por parte de los vecinos europeos que están hartos de esto”. La segunda da en el clavo: “Los líderes del mundo están defraudando a los científicos y a todos los demás”.

Foto: La vacuna de AstraZeneca. (EFE)

¿Qué pasa con AstraZeneca?

"¿Por qué AstraZeneca ha reducido el suministro de vacunas prometido a la UE y cómo afecta al Reino Unido?". 'The Guardian'. "El motivo, un problema técnico: la principal planta que produce los suministros destinados a Europa no produce suficientes vacunas (...) Parece haber un bajo rendimiento de las células que se dividen en los biorreactores de la planta de Bélgica (...). ¿Enviará AstraZeneca dosis adicionales desde sus plantas de producción del Reino Unido? Parece poco probable. El laboratorio se ha comprometido a entregar dos millones de dosis semanales al Reino Unido (...) Ya tiene presionada su capacidad y además podría sufrir problemas imprevistos como el de la planta belga (...). ¿Qué puede hacer la Comisión Europea? Hay amenaza tácita de guerra de vacunas. La Comisión podría tomar medidas sobre cómo la vacuna de Pfizer & BioNTech sea enviada al Reino Unido […] El precedente está en los EPI de marzo, cuando la Comisión exigió a los Estados miembros que las exportaciones fuera de la UE necesitasen ser autorizadas".

Foto: Un vial de la vacuna de AstraZeneca en Epsom, Reino Unido. (EPA)

El rango de acción europeo

"Normas de exportación de vacunas: ¿qué propone la UE?". 'Financial Times'. “La Unión Europea se está preparando para aplicar reglas más estrictas sobre las exportaciones de vacunas producidas dentro del bloque, a medida que aumenta la ansiedad por la escasez de suministro y por la lentitud del proceso. Sin embargo, la Comisión y los gobiernos nacionales tienen aún que decidir si estos requisitos serán simples —de información a las empresas— o restricciones más severas que podrían dedicarse a bloquear los envíos al Reino Unido y otros países no UE (...). ¿Qué plantas europeas de fabricación podrían verse afectadas? AstraZeneca y Pfizer & BioNTech tienen instalaciones en la UE. El laboratorio Moderna fabrica sus vacunas no destinadas a Estados Unidos en Suiza, pero llenando y sellando los viales en España (...). ¿Qué impacto podrían tener las nuevas medidas? Dependerá de si se deciden restricciones directas a la exportación o algo menos estricto (...) Las obligaciones de las empresas dependerían de los términos de los contratos de suministro de vacunas. En su mayoría, son confidenciales y pueden dar cierto margen de libertad a los fabricantes (...) Incluso si los contratos tuviesen remedios punitivos que la UE pudiese utilizar, es probable que lleve tiempo aplicarlos. La compensación económica —dentro de unos meses o de años— tendría pocas consecuencias en comparación con perder las vacunas ahora”.

Foto: Un enfermero prepara la dosis de la vacuna de Oxford y AstraZeneca. (EFE)

El otro frente de la crisis

La crisis de las vacunas tiene también un frente que conviene atender en las diferentes cepas que están surgiendo en todo el mundo. En general, suele verse mayor preocupación respecto a la sudafricana. Esta noticia es clara.

“Aparentemente, la vacuna protege contra la variante británica. Un estudio proporciona evidencia de que la vacuna de Pfizer & BioNTech es eficaz contra la cepa británica. Todavía no puede concluirse lo mismo respecto a la sudafricana”. 'Spiegel'.

Foto: Sudafricanos conmemoran con velas a las víctimas del del coronavirus en Johannesburgo el pasado 31 de diciembre.

Conclusión del estudio llevado a cabo en los laboratorios de BioNTech: “La investigación no proporciona ninguna evidencia de que los anticuerpos formados por la vacuna sean menos eficaces frente a la nueva línea de virus”.

“Los investigadores están más preocupados por la cepa sudafricana. Las pruebas iniciales indican que los anticuerpos anteriores contra el SARS-CoV-2 no se unen a esta variante de una manera tan fiable. La vacuna podría funcionar peor en este caso. Los expertos consideran poco probable que pierda su eficacia por completo. Aún se están realizando pruebas más detalladas”.

Problemas de suministro e incumplimientos de contrato. Nacionalismo y tambores de guerra por un bien escaso. Y, además, lentitud en el arranque de la vacunación. Europa está en la cuerda floja. La luz al final del túnel se aleja. Se nos puede alargar la crisis sanitaria y la crisis económica. Estamos en un momento extremadamente delicado. Entre otros motivos, porque el azote de las nuevas cepas podría estar todavía por delante. Europa, nuestra vieja Europa, el noble sueño de la construcción inacabada, necesita moverse pronto y con paso firme. Necesita protegernos.

Coronavirus Vacunación Vacuna
El redactor recomienda